Saltar a: navegación, buscar

Antracnosis de la vid

Información sobre la plantilla
Antracnosis.jpg

Antracnosis de la vid . La antracnosis es causada por el hongo Elsinoe ampelina. Es más común en los brotes o tallos jóvenes y en la fruta pero también puede ser encontrada en cualquier parte suculenta de la planta

Otros nombres

Elsinoe ampelina, Sphaceloma ampelinum , Antracnose, Grape anthracnose

Sintomatología

Se manifiesta en las partes verdes de las plantas; hojas, pecíolos, sarmientos jóvenes, inflorescencias y frutos. En las hojas provoca manchas irregulares de aspecto húmedo, posteriormente toman una coloración gris - rosácea y ceniciento en su centro, generalmente presentan un borde oscuro neto. Estas manchas pueden confluir abarcando gran superficie foliar incluyendo las nervaduras y pecíolos. Al destruirse las partes afectadas, la planta toma el aspecto de haber sido afectadas por granizo. En los pecíolos las manchas son alargadas y hundidas. En los sarmientos las manchas forman cancros redondeados, deprimidos en el centro y elevados en los bordes. En las inflorescencias y frutos también son cancros pero de menor tamaño. Los frutos atacados terminan por deformarse, se reducen de tamaño y algunos se momifican.

Causas

La antracnosis es causada por el hongo Elsinoe ampelina. Esta enfermedad es originaria de Europa por lo que es generalmente peor en las uvas americanas. La antracnosis puede ser más severa en años de alta precipitación cuando las condiciones ambientales son muy cálidas. Esta enfermedad se presenta esporádicamente, pero una vez que se establece en el viñedo puede ser un problema persistente en los años siguientes. El hongo pasa el invierno dentro de estructuras de supervivencia llamadas esclerocios, estos se encuentran en partes viejas e infectadas de la planta. En la primavera cuando las condiciones son predominante húmedas (24 horas o más de humedad), los esclerocios germinan y dan paso a otra estructura llamado micelio que produce esporas llamada conidios. Una estructura que fructifica (ascocarpo) también puede ser producida por los esclerocios, los cuales producirán otro tipo de espora (ascospora). Independientemente del tipo de espora, una vez que esta es transportada al tejido susceptible (a través del viento), y existen temperaturas entre 35ºF y 90ºF la enfermedad se desarrollará. Aunque las temperaturas mencionadas pueden propiciar el desarrollo de la enfermedad, las condiciones óptimas para el desarrollo de esta enfermedad se encuentran entre los 75ºF y los 79ºF. Una vez que el hongo ha parasitado al hospedero, y si las condiciones ambientales son favorables, también puede producir cuerpos fructíferos (acérvulos) que producirán masas de esporas rosas y viscosas. Las esporas pueden expandirse al tejido de las plantas adyacentes y causar nuevas infecciones.

Propagación

Proviene del micelio de los sarmientos atacados, la propagación dentro del cultivo se efectúa por los conidios, los que necesitan agua de lluvia y viento. Penetra a través de la epidermis

Hospederos

Vid

Distribución

Originaria de Europa. Tiene amplia distribución en todos los continentes

Condiciones predisponentes

Tiempo húmedo y caluroso

Control cultural

La limpieza o sanidad es extremadamente importante. Remueva el material viejo e infectado de las plantas, ya que este material es la principal fuente de esporas que potencialmente pudiesen producir nuevas infecciones. La poda adecuada cuando la planta está en letargo así como la destrucción de tallos o cañas viejas, clústeres y otras partes de la planta, pueden reducir significativamente el número de esporas presentes en el viñedo. El manejo de la parte vegetativa de la planta (canopy management) durante toda la estación de crecimiento puede aumentar el flujo del aire en el viñedo, lo cual reducirá el periodo en el que las hojas están húmedas (condición que propicia las infecciones). Prácticas como el acomodo de los tallos y la remoción estratégica de hojas pueden también reducir el tiempo de secado de la planta. Se debe eliminar en la poda de invierno las ramas y sarmientos más atacados. Estos restos deben ser quemados.

Control químico

Si bien se hace control durante la estación es necesario hacer una cura invernal.

Fuentes