Saltar a: navegación, buscar

Auguste Rodin

Auguste Rodin
Información sobre la plantilla
Auguste Rodin.jpg
Escultor francés contemporáneo a la corriente Impresionista
NombreFrançois-Auguste-René Rodin
Nacimiento12 de noviembre de 1840
París,Francia
Fallecimiento17 de noviembre de 1917
Meudon,Francia
NacionalidadFrancés
EducaciónAuguste Rodin
OcupaciónEscultor
Obras destacadasEl beso, El pensador, Las Puertas del Infierno

Auguste Rodin. Escultor francés contemporáneo a la corriente Impresionista. Enmarcado en el academicismo más absoluto de la escuela escultórica neoclásica, es el escultor encargado no sólo de poner fin a más de dos siglos en busca de la mimesis en las artes tridimensionales, sino de dar además un nuevo rumbo a la ya obsoleta concepción del monumento y la escultura pública. Es por esto que Rodin ha sido denominado en la historia del arte: «el primer moderno».

Síntesis biográfica

Nació en París en 1840 y murió en Meudon-le-Fleury en 1917. Empezó sus estudios artísticos en una escuela de dibujos para obreros cuando tenía tan solo catorce años. Recibió lecciones del escultor animalista Barye, y en 1865 entró en el taller de Carrier-Belleuse, con el que trabajó hasta 1970. Después de 1870 pasó a la guerra de Bruselas, donde 1871 hasta 1877 colaboró con el artista belga Van Rasbourg en la escultura interior y exterior del Palacio de la Bolsa de Bruselas. Vuelto a París, ejecutó unos mascarones para el Trocadero. A los principios de ésta época pertenece El hombre de la nariz rota, que modeló a los veintitrés años en la cuadra que había transformado en taller. Esta escultura, que señala el punto inicial de la personalidad del gran autor, fue rechazada en el Salón de 1864, y catorce años después, en el Salón de 1878, era ensalzada hasta la hipérbole. Rodin llevaba el estudio de los caracteres personales un poco más allá del límite donde debería detenerse según el ejemplo de los antiguos. En muchas de las obras posteriores de Rodin se advierte el estudio de lo especia, anormal y patológico.

Trabajó con el decorador Carrier-Belleuse. Dotado de la prodigiosa habilidad para modelar, sobrepujó poco a su maestro, pero sufrió la influencia de éste, y esta persistió durante toda la vida de Rodin, siendo la inspiradora de una serie de grupos pequeños de ninfas y sátiros, de mujeres y de niños tan sensuales, tan vivos. Son el nexo que une a Rodin directamente con la tradición escultórica francesa del siglo XVIII. Débase notar asimismo que en la niñez Rodin recibió lecciones de Lecoq de Boisbaudran, excelente maestro a quien la crítica francesa hace hoy plena justicia.

En 1900, la ciudad de París erigió a sus propias expensas un edificio, próximo a una de las entradas de la Gran Exposición, y en él se reunieron casi todas las obras de Rodin. El actual museo Rodin, el cual no solo tiene las obras del escultor, sino la colección de antigüedades que este reunió.

Se le ha pintado como un precursor, ser excepcional y religioso que rompía con todas las tradiciones y categorías artísticas y sociales; pero en la realidad su papel consistió en introducir en la estatuaria francesa, entonces solo habilidad de cincel, pensamientos trascendentes y verdades eternas.

Toda obra expuesta por Rodin, era acogida con admiración casi religiosa. Para colmar la medida, quisieron hacer de él sus admiradores un filósofo y un erudito, papel que le cuadraba mal. La influencia de Rodin sobre el arte contemporáneo ha sido enorme. En los últimos años de su vida, después del triunfo de la Exposición de 1900, la admiración que sentían por él los literatos de todo el mundo era asombrosa.

El artista que había legado a Francia varios millones y una obra de valor intelectual incomparable había muerto de frío, de congestión pulmonar en su casa, en la que solo dos habitaciones pequeñas estaban provistas de calefacción insuficiente.

Técnica

Para Rodin el artista no debía ser un esclavo del modelo, al contrario: era el artista el que escogía, con su propio ojo y sensibilidad, el objeto a representar y por medio de su imaginación era capaz de modificarlo para crear una imagen nueva a los ojos del mundo. Anatómicamente puede decirse que falta una lógica entre las proporciones, pues éstas son utilizadas para resaltar el sentimiento. El proceso por el cual están hechas sus esculturas es el vaciado, y aunque en la actualidad conocemos estas piezas trabajadas en bronce, en su época Rodin elaboraba estas piezas en yeso: vaciaba el yeso, material usado como borrador y desechado por los escultores, como una manera de criticar al circuito del arte y a la escultura en mármol (blanco igual que el yeso, pero infinitamente más costoso), reconocida como la única oficial. Su mensaje era claro: la imagen es superior al material con el que está construido.

Obras más destacadas

El hombre de la nariz rota

Forma parte de sus primeras obras. Fue recibida con desprecio por parte del público ya que se creía que estaba inacabada (la parte de la nariz).

La Catedral

Recibe este nombre un par de manos que figuran la creación, la herramienta con las que crea el hombre. Esta obra será muy importante. Es relevante observarla con diferentes puntos de vista para apreciar todos los detalles que esconde este par de manos. Gran nivel de detalle, con la piel, las venas, todo muy real (contraste también entre la superficie pulida que corresponde a la piel de las manos y la superficie rugosa de la base donde éstas se encuentran apoyadas).

Monumento a Balzac

Fue un encargo que el autor recibió y que sin embargo no gustó nada a los Autores Literarios, lo que supuso un inicial rechazo a este monumento.

El hombre que camina

Considerada una obra inacabada dado que carece de cabeza y brazos. Destacar el movimiento que tiene a pesar de la falta de estas partes del cuerpo.

Torso

Otra de las obras de Rodin consideradas inacabadas. Como podemos ver, el escultor francés se inspira mucho en la temática de la antigua Grecia y Roma. Un ejemplo claro, la Venus de Milo, escultura a la que le faltan los brazos.

Las Puertas del Infierno

Se trata de un encargo que se hizo para decorar un museo que no llegó a ocupar su correspondiente lugar. La Porte de l’Enfer, como se dice en francés, es un monumental
Las puertas del infierno
grupo escultórico con unos seis metros de alto, cuatro de ancho y uno de profundidad. En su totalidad contiene unas 180 figuras cuyas dimensiones varían entre los quince centímetros y más de un metro. El encargo fue para el futuro Museo de Artes Decorativas de París pero el proyecto quedó cancelado y permaneció en el taller de Rodin, quien lo fue haciendo añadidos hasta su muerte. Actualmente lo podemos encontrar en el Museo Rodin de la capital francesa.

Reflexión sobre la condición humana, con sus luces y sombras. Distinguimos toques de romanticismo y simbolismo en la temática de la obra y un enfoque más realista si tenemos en cuenta los efectos de la luz (y por la afinidad artística y personal del autor). Algunas de las numerosas figuras fueron más tarde reproducidas por Rodin de forma independiente, como es el caso de su famosa escultura El pensador (ubicado en el dintel de la puerta), así como Las tres sombras (que aparecen en la parte más superior). La figura El beso y los laterales son partes de estas puertas que también hay que destacar.

El Pensador

Símbolo de la escultura de Rodín. Aglutina todas las características del autor. La escultura llega a traspasar su sentido literario (ya que en su origen es el retrato del poeta Dante que
El pensador
se ve afectado por todo lo que está viendo en las puertas), y ahora con la escultura a grandes dimensiones adquiere un significado totalmente diferente, trata de expresar algo más universal y que se identificará con el destino del hombre. Se trata de un hombre sentado, reclinado, con la cabeza ladeada hacia abajo, en una postura de pensamiento, pasividad, soledad, preocupación, etc. Para ello, Rodin se inspirará en obras ya existentes (como el Moisés o la Tumba de Lorenzo de Médici de Miguel Ángel) clásica, renacentista. Por una parte vemos una posición descuidada, hay como un giro de las piernas casual, como si se sentara a pensar. Pero Rodin va más allá de la representación idealizada de una persona para transmitirnos sentimientos, algo más universal y profundo (soledad, preocupación del hombre por el devenir del ser humano,…) toda una carga psicológica importante. El Pensador está fundido en bronce.

El beso

Es importante el movimiento de las obras de Rodin, los diferentes ángulos y puntos de vista que ofrecen nuevos detalles, más información sobre la obra (por un lado parece que se besan, por el otro no). Uno de los métodos de Rodin era llevar modelos desnudos a su taller y hacerles girar y moverse para encontrar la postura ideal que le inspirase. También serán importantes las obras inacabadas, la sensación de dinamismo, de que todo es cambiante, de que la obra no es igual según el lugar desde donde sea apreciada, el ritmo de la composición (formada con las posturas, los brazos, cómo éstos se entrelazan, etc.)

Las Tres Sombras

Se encuentran en la parte superior de las puertas. Se trata de tres figuras que en realidad son la misma pero expuestas en diferentes ángulos alrededor de un punto concreto.

Los Burgueses de Calais

Se trata de un encargo que representa una hazaña heroica de un conjunto de personas de la ciudad de Calais, que se opone a la ocupación de ésta. Rodin hará una escultura en un podio bajo, a ras del suelo (para que la gente pueda contemplarla mejor). Son un conjunto de seis personas, prácticamente individualizadas debido a la vestimenta, el rostro, su expresión, el gesto de las manos, etc. El tratado es individualizado, sin embargo, las personas se interrelacionan con el movimiento lo que la hace ser considerada como una composición conjunta. La expresividad es una de las características más destacables de Rodin, sentimientos de angustia, orgullo, dolor, en fin, diferentes expresiones según la cara de la figura de la que estemos hablando. Según el punto de vista, tendremos una sensación diferente de la figura.

Curiosidades

• Varias de sus figuras han salido de Francia en exposición itinerante, destacando "el Pensador". Del 12 de enero al 30 de abril en el Espacio Cultural que la entidad de Caja canarias tiene en la capital tinerfeña y en la ciudad de Barcelona hasta el 6 de febrero de 2010.
• Siete de sus esculturas se expusieron al aire libre en una de las calles más emblemáticas de la ciudad capitalina de Las Palmas de Gran Canaria, la Calle Mayor de Triana, desde el día 2 de diciembre del 2010 hasta el 16 de enero del 2011. Entre sus obras expuestas se encontraban: "El Pensador" y "Los Burgueses de Calais".

Galería

Fuentes