Saltar a: navegación, buscar

Ceiba Mocha (Matanzas)

(Redirigido desde «Ceiba Mocha»)
Localidad Ceiba Mocha
Información sobre la plantilla
Localidad de Cuba
EntidadLocalidad
 • PaísBandera de Cuba Cuba
 • ProvinciaProvincia Matanzas
 • MunicipioMunicipio Matanzas
Error al crear miniatura: Falta archivo
Localidad de Ceiba Mocha. Esa merced se concedió por el ayuntamiento de Matanzas en el año 1725 a Pablo Medina, Francisco Martín de Medina y Villavicencio y Carlos del Rey.

Historia del Poblado 

La solicitud al ayuntamiento de Matanzas en 1727 de un paraje nombrado Ceiba Mocha constituye la primera mención documentada sobre el surgimiento de dicho pueblo.

La solicitud fue hecha por Pablo Medina, propietario del corral. La Magdanela, y Francisco Martín, en nombre de Carlos del Rey Taburi, dueño del corral San Agustín, “…por cuanto los ganados de nuestras haciendas se nos desparraman por las tierras que llaman la Ceiba Mocha y para asegurarnos necesitamos de hacer dicho paraje la Ceiba Mocha un sitio de ganado menor, porque suplicamos se nos haga una merced de dicho sitio y hacer en él sus fábricas en la parte que más nos conviene”. Los terrenos solicitados se encontraban entre los corrales La Magdalena, La Bija, Cayajabos y el sitio El Limón. La merced fue concebida el 19 de enero de 1725.

Surgimiento

Error al crear miniatura: Falta archivo
Los primeros asentamientos en la zona se debió a la existencia de un camino, por donde originalmente comerciantes y ganaderos realizaban sus negocios dando Orión de forma paulatina a un caserío, pues este era un lugar obligatorio paso para aquellos extranjeros interesados en el comercio, ya que rígido monopolio comercial establecía que solo podía comerciarse por el puerto de la Habana, además tenía condiciones favorables para los arreos de ganaderos por las cercanías del río San Agustíny porque se creó según versiones después de los primeros asentamientos un cuartón para el cuidado del ganado.

En 1762 se produjeron conflictos políticos en Europa donde España y Francia como aliados se enfrentaron a Inglaterra. Producto a este tratado se produjo una emigración a Cuba de antiguos residentes de península de la Florida, mucho de los cuales se asentaron en Ceiba Mocha.

En reunión del Cabildo de Matanzas de 29 de diciembre de 1763 fueron concebidas las prometidas tierras a las 108 familias de los inmigrantes de las Floridas. Jerónimo Contreras, Conde de Jibacoa, donó a cada una caballería de tierra en el corral de San Agustín. El 30 de abril de 1964 los Floridanos, al mando del oficial Ginés Pomares tomaron posesión de lo que en lo adelante sería sus propiedades en un punto localizado próximo a Ceiba Mocha, que a partir de ese momento adoptó el nombre de San Agustín del Paso del Medio.

Para a la atención espiritual de los floridanos, el Conde de Jibacoa donó también una caballería de tierra que colindaba con el núcleo poblacional de Ceiba Mocha, con el objetivo de la construcción de una iglesia. Está parcela comenzó a conocerse con el nombre de terreno de la estancia de la Virgen. Está caballería de tierra se encontraba en su externo noroccidetal, a partir de las edificaciones presentes en el caserío al momento de la donación, que no había sido ocupada por los primitivos pobladores de Ceiba Mocha por construir una propiedad privada.

Una vez hecha la donación, los pobladores irían ocupando paulatinamente el terreno, en donde se levantarían nuevas casas y se abrirían calles luego de la prolongación hacia el oeste de la principal del pueblo ya trazada. El oratorio de antiguos localizado de Ceiba Mocha fue provisionalmente trasladado para la estancia y erigido con paredes de tabla y techo de guano, celebrándose allí la primera misa el 27 de noviembre de 1793. Escasos años después se construyen el definitivo templo precisamente en el ángulo noreste del terreno donado, junto al pozo de la Virgen, que desde tiempo inmemorial abastecía caminantes, primeros, y los pobladores del lugar después. Aquel pozo no sería clausurado hasta 1944.

El expediente de auxiliar de parroquias de la iglesia de Ceiba Mocha lo inició el obispado de La Habana en cumplimiento de la Real Orden de 8 de diciembre de 1786; cuya aprobación, fue dada por Real Orden de 1790. Cuatro años más tarde serían aprobados los arbitrios necesarios para la edificación. Habría que empezar hasta el 13 de diciembre de 1797 para la declaración, del Obispo de La Habana, Felipe José de Trespalacios, de la nueva iglesia auxiliar que tomaría entonces el nombre de San Agustín de la Nueva Florida, la cual ya se encontraba lista para el culto.

La edificación había sido costeada por sus vecinos y pobladores. La misma quedaba como auxiliar de la parroquia de Matanzas y su jurisdicción eclesiástica correspondía al Obispado de La Habana. La nueva iglesia construida fue puesta bajo el patronazgo de San Agustín, para complacencia de los floridanos, para cuya atención espiritual había sido erguida y donado el terreno que la sustentaba. Sin embargo, los pobladores de Ceiba Mocha consideraron la Candelaria, como su única patrona tutelar.

Fue así como se fundó el poblado, el cual se nombró San Agustín de la Nueva Florida, debido a que la mayoría de sus pobladores canarios emigrados vivían en un poblado llamado San Agustín, sin embargo nunca se mantuvo ese nombre, aunque los registros de 1797 eran encabezados así “En San Agustín de la Nueva Florida de Ceiba Mocha”.

Religión

La fiesta patronal de la Candelaria el 2 de febrero, introducida al pueblo por isleño procedentes de Islas Canarias, San Agustín y San Blas, estas se comenzaron a realizar en el año 1797, consistían en realizar por las calles una procesión con la virgen en hombros acompañadas por personas que venían a pagar promesas descalzos con velas en la manos, así con el pueblo en general con una banda rítmica de Matanzas, fuegos artificiales que le daban colorido a esta fiesta, venían miles y miles de personas de distintas partes del país a pagar promesas así como mendigo a pedir limosnas.

Estos festejos se realizaban del 1 al 3 de Febrero de todos los años acompañados por una serie de actividades culturales-recreativas que hace al pueblo famoso hasta el año 1961 debido a que contradicciones del proceso revolucionario y actividades negativas por parte de algunos creyentes por lo que se suspende la actividad hasta el año 1999 cuando se pasea nuevamente la virgen en procesión que desde hacia 40 años no se había vuelto hacer. En el año 2004 en nuevamente paseada y como era tradición también acompañaron esta fiesta distintos tipos de atracción para el público, se vendían comestibles, entre ellos estaba el turrón isleño, pan con lechón, frutas, maní tostado, tamales y distintos licores. El poblado cuanta además con una iglesia Bautista, una Evangélica, la Bethel, la logia masónica y por supuesto la iglesia católica.

Educación

Existieron varias escuela antes 1959:

1.Escuela # 47 frente al correo que era de carácter público.

2.Escuela de Roberto Berriere que era de carácter privado.

3.Escuela de Chachita cerca del Puesto de Mando que era de carácter público.

4.Escuela Nocturna # 47 que era de carácter público. Cuyo maestro tiene un obelisco en el parque de Ceiba Mocha.

Después del Triunfo de la Revolución: Existe una escuela primaria la cual lleva el nombre de Miguel Sandarán Corzo la cual cuenta con maestros, auxiliares pedagógicas y trabajadores de servicio. Además con un centro de enseñanza secundaria llamado Juan Manuel Quijano, un circulo infantil Sombreritos de yarey, con capacidad para 80 niños y un IPVCP Horacio Rodríguez Hernández, esta última institución ha transitado por varios tipos de enseñanza, como ESBEC, IPVCE, Politécnico de Agronomía.

Salud Pública

Error al crear miniatura: Falta archivo
Antigua Casa de Salud Publ'ica
Antes de 1959 existía en el poblado un centro de salud privado donde trabajaban varios doctores como: el Dr. Valdés, Dr. García, Dr. Pillo, Dr. Cajiga.

Al triunfar la Revolución contamos con un policlínico que ofrece servicios de cuerpo de guardia, laboratorio, bacteriología, enfermería, estomatología, además de 5 consultorios del médico de la familia, una sala de rehabilitación y una farmacia.


Actividades Culturales

Antigua Casa de Cultura
Existió un septeto popular, el teatro cine de Mauriño, el de Yayo Morín y un grupo de teatro bufo, las fiestas religiosas como la Candelaria y San Agustín. Los carnavales y comparsas de la década del 50 hasta los primeros años del 60 lo cual era patrocinado por la unión club de Ceiba Mocha dándose bailes de disfraces, elegían una reina para las carrozas representando la belleza de la muchachas.

En 1963 aparece otro nombre estrellas y luceros estas se seleccionaban por aplausos del público. Se realizaron además comparsas, estas tradiciones se mantuvieron hasta el año 1970, y en año 1976 con la nueva división política administrativa decayeron los paseos de carrozas hasta que posteriormente solo existía las trochas (fiestas populares) que por motivo de periodo especial se suspendieron, actualmente se realizan junto a la jornada de la cultura del 16 al 19 de enero.

Actividades Revolucionarias

En nuestra localidad se asentó Manuel García el rey de los campos de Cuba, se escondía en las cuevas de la loma del cura. Era un caudillo que le robaba a los ricos para entregárselo a los pobres. Murió en el camino que conduce a Benavides, victima de una traición.

Otra figura destaca en las luchas revolucionarias fue Juan Manuel Quijano. Nació en este poblado y luchó contra la tiranía batistiana. Participó en huelgas, también en actividades de la lucha clandestina.

En Ceiba Mocha en el año 1955 se realiza en la casa de Alicia Pérez Bello mujer de 32 años de edad perteneciente al partido ortodoxo una reunión presidida por Aldo Santamaría hermano de Abel Santamaría donde se crea una célula del movimiento 26 de julio, en la misma participaron formando parte de la misma Rafael Morin Hernández, Virgilio Valdés, Emilio Pino y Miguel Pajes, quedando como presidente de esta organización Alicia Pérez Bello y a la vez de enlace con Aldo Santamaría desde ese momento comienza la actividad revolucionaria. Posteriormente ingresa en esta célula Roberto Valdés Dávila realizando un papel fundamental junto Alicia trasladando armas y bonos del 26 de julio. En nuestro parque de la Iglesia encontramos una tarja en homenaje a los mártires de la independencia.

Ver también

Fuente

  • Archivo de la Casa de la Cultura de Ceiba Mocha