Cuento El asno con la piel de león

El asno con la piel de león. Cuento que encierra moraleja y donde se evidencia la majestuosidad de la literatura de la India.


Los cuentos de la India

Literatura hindu.jpg
La mayoria de los cuentos de la India, son conocidos tanto en la zona oeste como en la zona más recóndita del este del país. Conocidos escritores europeos han declarado que India es el hogar de los cuentos de hadas, que los cuentos han venido de allí por las cruzadas, los mongoles, los misioneros, los gitanos, los judios, los comerciantes y los viajeros como vosotros. Los cuentos de los niños europeos tienen historias en común, y tanto su forma como en su contenido, tienen su origen en India.

Hay muchas evidencias de la temprana transmisión por medios literarios de un número considerable de personajes curiosos y divertidos que provienen de la India de tiempos muy remotos. De esos tiempos antiguos de la India provienen actuales cuentos europeos e incluso los cuentos utilizados en las Jatakas. Los conocidos cuentos jatakas son presentados como historias de las vidas anteriores del Buda. Siempre estan protagonizados por el y sus discipulos en encarnaciones previas.

Estan los cuentos jatakas canonicos, encarnaciones previas del Buda como ser humano, y los jatakas no canonicos que frecuentemente es un animal, el rey de los monos, o un pavo real, etc.

Normalmente en los textos donde el Buda cuenta un jataka ocurre algun incidente después del cual el Buda sonrie, esto se interpreta que Buda esta pensando en algo que ocurrio en una vida anterior o en algo que va a ocurrir en el futuro.

Pero lo más curioso de todo esto, es que siendo cuentos que se han ido transmitiendo y que han sido recogidos desde hace más de 2000 años, y que tienen sus origenes en enseñanzas budistas, causan los mismos efectos en niños indios que en niños europeos. Aunque los cuentos de hadas de la India son los más antiguos que existen, se puede decir también que son los más nuevos. Ya que se siguen recopilando y escribiendo sobre ellos.

Existen muchas leyendas como esa que cuenta que Buda se quedó una vez dormido en medio de una meditación, así que decidió cortarse los párpados como penitencia. Los párpados se convirtieron en la planta de té que cuando se hierve en agua, ayuda a combatir el sueño.


Cuento ¨ El asno con la piel de león ¨

Asno piel león.jpg
Cuando Bramadatta reinaba en Benarés, había un viejo mercader que viajaba de pueblo en pueblo, llevando sus mercancías a lomos de un asno. Este mercader se valía de un ingenioso ardid para alimentar a su burro. Tan pronto como llegaba a un pueblo, lo descargaba y lo cubría enseguida con una piel de león; luego lo soltaba en un campo de arroz o alfalfa. El asno comía hasta hincharse y los dueños de los campos no se atrevían a echarle, ya que creían que se trataba de un león verdadero.

Un día el mercader llegó a un pueblo, y como había hecho en los otros, soltó al asno en un campo de verde alfalfa. El dueño, al ver lo que él suponía un león huyó, aterrorizado, al pueblo, y contó a sus convecinos lo que estaba ocurriendo. Sin vacilar un momento, todos se armaron hasta los dientes y corrieron al encuentro del falso león.

Este, al ver acercarse a tanta gente lanzó un sonoro rebuzno que descubrió a los campesinos su disfraz, y que tuvo además por consecuencia irritarlos mucho más. En un momento cayeron todos sobre él y lo molieron a palos de tal manera, que cuando al fin el mercader logró rescatarlo, estaba moribundo.

El hombre se tiró de los pelos al ver que por su avaricia había perdido a un compañero fiel y útil, y mientras el pollino moría, el viejo iba diciendo:

- No es la piel lo que hace temible al león.


Fuente

  • [www.viajeporindia.com]