Saltar a: navegación, buscar

Oviedo

Oviedo
Información sobre la plantilla
<span/>
Bandera de Oviedo
Bandera

Escudo de Oviedo
Escudo

Mapa-oviedo.JPG
EntidadCiudad
 • PaísBandera de España España
 • Fundación761
Población (2010) 
 • Total225,000 hab.
GentilicioOvetense o carbayón/ona
Oviedo.jpeg

Oviedo.Es una ciudad y capital (según el Estatuto de Autonomía de Asturias) del Principado de Asturias, España. Su origen se remonta a la Alta Edad Media (siglo VIII), o incluso antes.Asimismo, es un concejo asturiano, cuya capital es la ciudad del mismo nombre, Oviedo; y una parroquia de dicho concejo, que comprende a Oviedo capital.

Es el centro comercial, religioso, administrativo y universitario de la región y la sede de la Archidiócesis de Oviedo. Ostenta los títulos de «muy noble, muy leal, benemérita, invicta, heroica y buena» que figuran en el escudo del municipio y así lo recoge una placa situada en la fachada del edificio del Ayuntamiento. El municipio de Oviedo es el segundo más poblado de la región con 225.155 (INE 2010) habitantes y está incluido en el área metropolitana central de Asturias, que engloba a más de 860.000 personas, y en el denominado ocho asturiano.

Historia

Edad Media

Alfonso II El Casto
Los monjes Máximo y Fromestano, fundadones de la ciudad en el año 761, crearon una explotación agrícola de carácter monástico. Aquel primer establecimiento se completaría pronto con una pequeña iglesia bajo la advocación de San Vicente.

El rey Fruela, cuarto de la monarquía asturiana, fue el primer impulsor decidido de la ciudad con la construcción de un palacio y una iglesia cercanos entre si. Fruela eligió el lugar como residencia de Munia, su mujer, y en él nació su hijo Alfonso II, conocido como "el Casto".

A la muerte del rey Fruela sube al trono el rey Aurelio (768-764), primo suyo. Se suceden después los reinados de Silo (774-783), Mauregato (783-788) y Bermudo (788-791) antes de que Alfonso II El Casto suba finalmente al trono que ocupará durante 51 años de excelente gobierno.

Alfonso II El Casto (791-842) translada la corte del reino a Oviedo. Bajo su reinado se descubre el sepulcro del Apóstol Santiago de Compostela de Galicia y crea entonces el Camino de Santiago, fenómeno capital en la historia de la ciudad.

Construye además un templo dedicado a El Salvador ,al que donaría la Cruz de los Ángeles, y un palacio real que formaron el núcleo y motor de Oviedo. En esta época la ciudad se convierte en el epicentro del Arte Asturiano,expresión arquitectónica original y única, heredera de tradiciones visigodas, orientales y nórdicas.

Al morir Alfonso II sin descendencia, un primo suyo, Ramiro I, es elegido como sucesor. Durante su reinado fueron contruidos los edificios de Santa María del Naranco,cuyas soluciones arquitectónicas no fueron utilizadas hasta casi quinientos años mas tarde, y la Iglesia de San Miguel de Lillo, muy cerca del anterior.

El traslado de la corte regia a León, tras la muerte de Alfonso III El Magno, vincula la vida de la ciudad a las reliquias conservadas en su catedral y al paso de peregrinos que visitan El Salvador y que continúan su caminar hasta Santiago. El rey Juan I, en 1388, fundó el Principado de Asturias, título inaugurado por el infante don Enrique, hijo de aquél, y que desde entonces corresponderá a los sucesores a la Corona; Oviedo se convirtió entonces en la capital del Principado. Al tiempo surgía la Junta General del Principado de Asturias, institución de derecho público que como Junta de Concejos funcionó con carácter permanente desde mediados del siglo XV hasta 1834, año en que se dio paso a las Diputaciones Provinciales.

Edad Moderna

Durante la Edad Moderna hubo una inmovilización económica debida a un cierto aislamiento y a la decaída de las peregrinaciones por el camino del norte. En 1521 un incendio devastó la ciudad, lo que posteriormente permitió regular el trazado de las calles: se pasó de un trazado principalmente radial a uno ortogonal. Como parte de un plan para recuperar económicamente la ciudad, se potenció el comercio desecando la charca del Fontán, que se convirtió en el primer centro comercial a extramuros, aunque su urbanización no se completó hasta el siglo XVIII. A finales del mismo, la ciudad empezó a experimentar una vida cultural bastante intensa, destacando la figura de Feijoo. Se creó la Sociedad Económica de Amigos del País que llegó a ser un grupo con un cierto prestigio cultural e influencia política. Otras fuentes de dinamismo fueron el traslado de la Fábrica de Armas desde el País Vasco y la apertura de la Universidad, aunque esta última no supuso un motor de crecimiento para la ciudad hasta la segunda mitad del siglo XX. Estas actividades elevaron el censo hasta unas 8.000 personas, lo que supuso expandir el casco urbano hacia las zonas de la plaza de Riego, el Campo de San Francisco o el Postigo.

Siglo XIX en adelante

Edificio de la Junta General del Principado.
En 1807 se produjo la invasión napoleónica de España. Al llegar a Asturias las noticias de los sucesos acaecidos en Madrid el 2 de mayo de 1808, y tras el levantamiento de la población, la Junta General del Principado de Asturias se reunió el 9 de mayo para tomar las primeras medidas que asegurasen la defensa de la provincia, en franca rebeldía ante las órdenes emanadas del Gobierno Central en manos ya de los franceses.

Las noticias se fueron sucediendo, sobre todo las abdicaciones de Bayona, por lo que finalmente el 24 de mayo, y con gran apoyo popular, y tras la expulsión de los miembros contrarios, la Junta se declaró soberana, convirtiéndose en la Junta Suprema de Gobierno del Principado de Asturias, y declaró la guerra a Francia. El sector terciario de la ciudad empezó a ser significativo a comienzos del siglo XX, cuando se frenó el impulso industrializador, y creció rápidamente; en 1930 había operativas 874 licencias comerciales, de las que una de cada tres estaba en la calle de Uría.En parte se debió a la mejora de las comunicaciones, que permitió ampliar el área económica de la burguesía ovetense. El tráfico del sistema ferroviario se incrementó sobremanera: hasta 42 trenes llegaban diariamente en 1924 a las tres estaciones con las que la ciudad contaba entonces. Al mismo tiempo, la red de carreteras también se expandió, creándose líneas regulares de viajeros y mercancías; en 1926 operaban en la ciudad doce compañías de autobuses, aunque hasta 1956 no existieron autobuses urbanos. Durante la revolución de 1934 se libraron diez días de intensos combates dentro de la ciudad que la dejaron asolada en buena parte: resultan dañados en mayor o menor medida, entre otros edificios, el de la Universidad, cuya biblioteca guardaba fondos bibliográficos de extraordinario valor que no se pudieron recuperar, el Teatro Campoamor y muchas casas particulares, especialmente de la zona de la calle de Uría. La Cámara Santa en la Catedral, por su parte, fue dinamitada. Aún sin haber concluido completamente la reconstrucción de las zonas afectadas, la ciudad se encontró con la sublevación del Ejército en 1936 que dio lugar a la Guerra Civil. El coronel Aranda se levantó, y fue la única ciudad de todo el norte de España que quedó en manos de los sublevados, rodeada completamente por tropas y milicianos leales a la República. Pronto la ciudad quedó sitiada, y así permaneció durante noventa días hasta que el ejército sublevado proveniente de Galicia rompió el cerco, creando un corredor que permaneció abierto hasta el fin de la guerra en el norte, un año después. Esto fue el fin de la guerra en Oviedo, que no volvió a estar en peligro.Ciertos barrios, como El Campillín, quedaron arrasados y gran parte del patrimonio cultural fue dañado, incendiado o destruido. A partir de 1941 la ciudad se acoge al Plan de Urbanización o de Reconstrucción Nacional de Valentín Gamazo, siendo el casco antiguo declarado zona monumental en 1955. Tras una prolongada etapa franquista, se celebraron las primeras elecciones democráticas el 3 de abril de 1979.

Actualidad

El 24 de septiembre de 1980 se crea la Fundación Príncipe de Asturias, que entre otras cosas celebra los Premios Príncipe de Asturias desde 1981. En la actualidad Oviedo es la capital del Principado de Asturias y mantiene una vocación de ciudad de servicios administrativos y universitarios.

Características

Consta con una población de 225.000 habitantes, se encuentra situada a 227 metros sobre el nivel del mar, tiene una extensión de 186,65 km2, está resguardado de los vientos del Norte por el monte Naranco y al sur con la Sierra del Aramo, entre los ríos Nalón y Nora; el municipio establece sus límites al N. con el municipio de Llanera, al S. con los de Santo Adriano, Ribera de Arriba y Mieres, al E. con los de Siero y Langreo y al O. con los de Grado y Las Regueras. Dista 30 kilómetros de la costa y unos 60 km de la Cordillera Cantábrica. En su cumbre cuenta con un enorme Cristo de piedra que desde muy lejos se puede observar, y desde donde es posible contemplar toda la ciudad. Es el centro comercial y universitario de la región.

Desarrollo Social

Economía

El comercio se ha convertido en su sector económico fundamental. Oviedo es hoy una ciudad con una notable proyección internacional a través de los Premios Príncipe de Asturias, entregados anualmente en el Teatro Campoamor, y del Campus Internacional, al que acuden personalidades de la mas alta relevancia mundial.

Cultura

Es un lugar donde se realizan todo tipo de eventos culturales y artísticos, pues consta con gran cantidad y variedad de los monumentos muchos de ellos de vital importancia cultural. También cuenta con una cárcel, llamada Cárcel Modelo de Oviedo que en sus principio era naturalmente una cárcel pero después paso a ser considerado Monumento Histórico Artístico. Además la ciudad asturiana está dotada con edificios civiles de alto carácter artístico, también está el convento de Santo Domingo que data del siglo XVI y que ha sido considerado Monumento Nacional. Oviedo cuenta con un club de fútbol, el Real Oviedo. La ciudad está considera una de las ciudades más modernas del mundo.

Población

Su población es sociable, trabajadora y respetuosa, amantes de las artes, las fiestas y las playas. Para el verano disfrutar de sus playas es normal, principalmente: las playas de Gijón, Luanco, Tapia de Casariego, Salinas, Ribadesella y otras. Las celebraciones festivas son muy bien acogidas por la población y el turismo, hacen hermosas fiestas como son el carnaval, la hoguera de San Juan, giras al Sagrado Corazón del Naranco, etc.

Clima

En Oviedo, al igual que pasa con el del resto de Asturias, la temperatura media de las máximas llega a los 23 ºC y la de las mínimas es de 4,5 ºC. Escasean los días despejados, la niebla es frecuente (sobre todo en primavera y otoño), llueve por más de 140 días al año.

Alimentación

Sus maravillosas comidas como la fabada, un fuerte plato compuesto por judías con tocino, chorizo y morcilla es uno de los platos favoritos en la población, así como para el deguste del turismo, el congrio a la sidra, plato preparado a base congrio con sidra excelente bebida muy consumida en Oviedo.

Lugares de Interés

Cuenta con varios palacios, entre ellos están: el Palacio de Camposagrado, Palacio de Valdecarzana, Palacio de Velarde, Palacio del Marqués de San Feliz o del Duque del Parque. Sus monumentos son muchos y muy variados, podemos citar: La Cámara Santa, la Catedral. Santa María de Bendones, Santa María del Naranco, una residencia considerada la gran obra del arte asturiano, originalmente era un palacio, pero, en el siglo XI se convirtió en iglesia hasta que en 1930 se restauró y volvió a tener el aspecto de sus primeros años, la Catedral de Oviedo que se construyó sobre una basílica del siglo IX, etc. También podemos citar a una fuente construida bajo el mandato de Alfonso II en el siglo IX, La Foncalada, única construcción de este tipo perteneciente al estilo prerrománico que se conserva en toda Europa. También sus edificios civiles de gran carácter histórico como es el caso de la Capilla de la Balesquida que surge en el siglo XIII y que está dedicada a la Virgen de la esperanza. Siempre nos encontramos maravillas en Oviedo como son: la Universidad, el Ayuntamiento, la plaza de Fontán, la Plaza de la Constitución, la Plaza la Escandalera, el Museo Arqueológico y el Jardín de los Reyes Caudillos, así como otros también de gran importancia histórica. Cuenta además con numerosos hoteles e infraestructuras hosteleras construidos en la ciudad en los últimos tiempos.

Fuente