Río Yumurí (Cuba)

Río Yumurí en Baracoa
Información sobre la plantilla
Canón del Río Yumuri.jpg
País(es) que atraviesaBandera de Cuba Cuba Baracoa
Longitud8,7Km
NacimientoImías
DesembocaduraYumurí.

Río Yumurí en Baracoa divide las Cuchillas de Baracoa de las terrazas de Maisí. Es un elemento natural destacado que traza los límites entre los municipios de Baracoa y de Maisí, por el noreste, y constituye uno de los sitios de mayor valor paisajístico de la geografía cubana y de más alta biodiversidad y endemismo de la región.

En el recorrido hacia el río Yumuri se puede ver una rareza de la naturaleza los árboles de coco en Y, el Paso de los Alemanes y al final gigantescos farallones.

Situación geográfica

Ubicación

El Rio Yumuri se encuentra al oeste de Baracoa, a unos 30 Km. en la carretera que comunica con el municipio de Maisi,

Dimensiones

Nace en el municipio de Imías y serpentea las montañas de la zona, durante 54,2 kilómetros, hasta desembocar en la comunidad también llamada Yumurí, en los límites de Baracoa con el municipio de Maisí. Tiene un curso navegable de 250 metros. Tiene una extension de 8,7 Km

Cañón

El río ha formado un estrecho cañón de 220 metros de profundidad, con paredes de unos 200 metros de altura, que se extiende hacia el interior hasta unos 4 kilómetros. Los cañones fluviales constituyen accidentes geográficos provocados por un río que a través de un proceso de epigénesis excava en terrenos sedimentarios una profunda hendidura de paredes casi verticales. Son una especie de desfiladero ensanchado por la larga actuación de los procesos de erosión fluvial.

El Cañón del Río Yumurí, es el de mayor biodiversidad y endemismo de la isla. La belleza del entorno que rodea al verde paraje es lo que más atrae a visitantes y lugareños, ocupa una extensión de 8.7 kilómetros cuadrados de bosques (traza los límites entre los municipios de Baracoa y de Maisí, por el noreste), en la que se localizan más de 60 especies de aves, cuatro de las cinco subespecies de la polimita picta y nueve especies de anfibios (de ellos ocho endémicos).

Atractivos

El hermoso paraíso de “mil promesas de flora y fauna”, y de paisajes inolvidables, cubre una de las zonas de mayores valores paisajísticos de la región. Toda esa región de hermosa vegetación de aspecto fantástico y máximo esplendor, se mantiene siempre cautivante por la belleza de sus bosques tropicales. Es considerado el paraíso de la espeleología en la mayor de las Antillas y cuidado con esmero por científicos y pobladores.

Su amplio caudal, su impresionante cañón, el peculiar "cayo" que forma muy próximo a su desembocadura, la belleza del entorno que lo rodea, son sus mayores atractivos.

En su extensión se registran más de 60 especies de aves, cuatro de las cinco subespecies de la Polymita picta y nueve especies de anfibios (de ellas ocho endémicas), entre las que destaca la ranita Eleutherodactylus bartonsmithi, exclusiva de Boca de Yumurí. Sus bosques constituyen refugio permanente del cocosí (artrópodo conocido también como mil pies o mancaperro) y de reptiles como el jubo cubano, y el lagarto verde (Anolis baracoae) que, como su nombre lo indica, es endémico de Baracoa. Su tesoro florístico, liderado por un centenar de tipos de helechos, lo enriquecen también árboles diversos como el ocuje, guáramo, najesí, cagüairán, ayúa, júcaro, jagüey, cupey, cocotero y la palma Roystonea, la cual es típica de la zona y objeto de monitoreo para su posterior fomento.

Fuente