Saltar a: navegación, buscar

Heterodon platirhinos

(Redirigido desde «Serpiente hocico de cerdo»)
Serpiente hocico de cerdo
Información sobre la plantilla
Hocico de cerdo.jpg
especie de reptil inofensivo de la familia Colubridae. Habita en el sur de Estados Unidos y el norte de México
Clasificación Científica
Nombre científicoHeterodon platirhinos
Reino:Animalia
Clase:Reptilia
Familia:colubridae
Especie(s):H. platirhinos; Latreille In Sonnini & Latreille

Serpiente hocico de cerdo es un tipo de serpiente que es miembro de la familia de las culebras (colubridae). Se le conoce como culebra a toda serpiente que resulta inofensiva para el ser humano. Esta serpiente es nativa de México en su parte norte y de la zona sur de los Estados Unidos.

Descripción

Es una serpiente que resulta bastante interesante de observar. La punta del hocico esta doblada hacia arriba y es puntiagudo similar al hocico de los cerdos esta característica le da nombre a esta especie. Posee un par de manchas en el cuello de color negro que la serpiente cuando se siente amenazada lo ensancha de manera similar a las cobras lo desalienta a muchos de sus depredadores. La serpiente hocico de cerdo tiene entre sus defensas la habilidad de fingir estar muerta. Se tiende en el piso boca arriba, realiza movimientos similares a espasmos y vomita una sustancia fétida. Puede pasar inmóvil el tiempo suficiente para que el depredador se desaliente y se marche. Poseen marcas de color oscuro en el dorso sobre una base gris, oliva rosáceo, marrón o beige por lo que a menudo son confundidas con serpientes de cascabel. Pero a deferencias de estas la serpiente hocico de cerdo es inofensiva.

Morfología

En esta especie se aprecia un claro ejemplo de dimorfismo sexual ya que la hembra es más grande que el macho y con un cuerpo más grueso. Las hembras de esta especie llegan a alcanzar un largo que varía entre 50 a 115 cm dependiendo de la edad, en el dorso poseen una coloración base gris sobre la cual se forman manchas oscuras que le sirven de camuflaje. La zona ventral de la serpiente tiene líneas o puntos que van entre rosado, amarillo y gris. Estas serpientes tienden a desarrollar una coloración más oscura a medida que van avanzando los años. La serpiente hocico de cerdo es considerada ligeramente venenosa, pero es inofensiva para el ser humano. Su dentición es opistoglifa tiene unas gandulas que liberan una sustancia ligeramente toxica en su saliva que deja escurrir por colmillos ubicados en la parte posterior del maxilar superior este sistema inoculador es poco eficiente ya que la serpiente debe sujetar la presa y morder varias veces para asegurarse que los colmillos logren inyectar algo de veneno.

Distribución, hábitat y comportamiento

Esta especie de serpiente se encuentra esparcida desde el norte de México hasta la zona sur de los Estados Unidos. Se puede observar a la serpiente hocico de cerdo en bosques de pinos, espacios abiertos de suelo suelto y seco, praderas. En cautiverio han logrado vivir hasta los 11 años pero se desconoce la longevidad de esta serpiente en su hábitat natural. Son de hábitos diurnos se encuentran más activas en la mañana y las horas más calientes de la tarde. Luego de alimentarse se asolean esto le ayuda que su sistema digestivo funcione mejor. Cuando no están activas permanecen ocultas bajo rocas, troncos huecos, bajo tierra y escombros, tienen la habilidad de construir sus propias madrigueras pero si encuentran una madriguera de otro animal abandonada la aprovecha y la amplia. Son al igual que la mayoría de las serpientes animales solitarios y desde el mes de octubre hasta el mes de abril entran en periodo de hibernación este proceso es como una hipotermia controlada en la cual la serpiente reduce su metabolismo y la frecuencia respiratoria a valores más bajos de lo normal aprovechando las reservas de energía que absorbió de los alimentos que consumió en los meses cálidos.

Alimentación

En la naturaleza la alimentación de estas serpientes es muy variada y pueden cazar desde pequeños roedores hasta [[reptiles como las lagartijas y anfibios como ranas y sapos. Las que viven en zonas cercanas a las riveras de los ríos suelen preferir estas últimas presas para las cuales como ya hemos dicho está adaptada su dentición. Sin embargo no debemos preocuparnos por esta preferencia ya que en cautividad aceptan perfectamente una alimentación basada en roedores. Para alimentarlas deberemos elegir presas acordes a su tamaño, cuando son crías utilizaremos pinkys (crías de ratón) y se las ofreceremos de dos a tres veces en semana. A medida que vayan creciendo pasaremos a utilizar crías de ratón con su primer pelo y finalmente ratones adultos que les ofreceremos una vez a la semana.

Fuente

http://kanakyterraria.com/serpiente-nariz-cerdo-heterodon-nasicus/

https://serpientess.com/culebras/serpiente-hocico-cerdo/