Saltar a: navegación, buscar

Administración del efectivo y de los valores negociables

Administración del efectivo y de los valores negociables
Información sobre la plantilla
Planeacion+financiera.jpg
Concepto:El efectivo se define a menudo como “un activo que no genera utilidades”.
Administración del efectivo y de los valores negociables. Su tenencia es necesaria para pagar la mano de obra y la materia prima, para comprar activos fijos, para pagar impuestos, dividendos, etc. Sin embargo, el efectivo en sí mismo no gana ningún interés.

Razones del mantenimiento de saldos en efectivo

La empresa debe lograr mantener la mínima cantidad de efectivo para permitir la realización de sus actividades normales de negocios y, al mismo tiempo, tener suficiente efectivo para aprovechar los descuentos comerciales, mantener la reputaciópn crediticia y satisfacer las necesidades inesperadas de efectivo.

Transacciones

Los saldos de efectivo que se asocian con los pagos y los cobros corrientes se conocen como saldos para transacciones.

Compensación a los bancos por el suministro de préstamos y servicios

Un banco gana dinero prestando los fondos que ha recibido en depósito y por consiguiente, entre más grandes sean sus depósitos, mejor será la posición de utilidades del banco, y por otro lado, si un banco está proporcionando servicios a un cliente, puede exigirle que mantenga un saldo mínimo en depósito para compensar los costos resultantes del suministro de tales servicios. Este saldo se define como saldo compensador.

Motivo de precaución

Los flujos de entrada y de salida de efectivo son un tanto impredecibles,y su grado de pronosticabilidad varía entre las empresas y las industrias, y por consiguiente, estas necesitan mantener algún saldo de efectivo como reserva para cubrir las fluctuaciones aleatorias e imprevistas en los flujos de entrada y de salida de efectivo.

De tipo especulativo

Se mantienen con la finalidad de capacitar a la empresa en el aprovechamiento de cualquier compra de oportunidad que pudiera surgir; estos fondos se conocen como saldos especulativos. Sin embargo hay que señalar que, tal y como sucede con los saldos preventivos, en la actualidad tiende a ser más probable que las empresas se apoyen en su capacidad para adquirir préstamos de reserva que en el efectivo mismo.

Técnicas de administración del efectivo

La administración del efectivo ha cambiado significativamente a lo largo de los últimos 20 años como resultado de dos factores, el primero porque durante una gran parte de ese período de tiempo, las tasas de interés han mostrado una tendencia ascedente, lo cual ha incrementado el costo de oportunidad resultante del mantenimiento de efectivo y en segundo lugar, nuevas tecnologías, particularmente los mecanismos electrónicos y computarizados para las transferencias de fondos, han hecho posible el mejoramiento de la administración del efectivo.

Una eficaz administración del efectivo incluye una administración tanto de los flujos de entrada como de los flujos de salida del efectivo de la empresa. De manera más específica,la administración de los flujos de entrada y de salida de efectivo implica la sincronización de los flujos de efectivo, el uso de la flotación, la aceleración de los cobros, la tenencia de fondos disponibles en el momento en que se necesiten y por último el cotrol de los desembolsos.

Desde un punto de vista realista, la administración del efectivo y de los valores negociables no pueden separarse, la administración de una implica la administración de la otra. Los valores negociables proporcionan, generalmente, un rendimiento mucho más bajo que los activos de tipo operativo.

Los valores negociables constituyen un sustituto del efectivo y así algunas empresas mantienen carteras de valores negociables en lugar de mantener fuertes saldos de efectivo, y liquidan una parte de la cartera para incrementar la cuenta de efectivo cuando las salidas de fondos exceden a las entradas, y en tales casos los valores negociables podrían usarse como un sustituto de los saldos para transacciones, aunque en la mayoría de los casos los valores se mantienen principalmente con propósitos de naturaleza preventiva.

Administración del crédito

Las empresas preferirían vender al contado en lugar de vender al crédito, pero las presiones de la competencia obligan a la mayoría de las empresas a ofrecer crédito. De tal forma, los bienes son embarcados, los inventarios se reducen y se crea una cuenta por cobrar.

Finalmente, el cliente pagará la cuenta, y en dicho momento la empresa recibirá el efectivo y disminuirá el saldo de las cuentas por cobrar. El mantenimiento de las cuentas por cobrar tiene costos tanto directos como indirectos, pero también tiene un beneficio importante ya que la concesión de crédito incrementará las ventas.

La administración de las cuentas por cobrar empieza con la decisión de si se debe o no conceder crédito, en cuya decisión es importante la existencia de métodos alternativos de control. Un sistema de control es importante porque, sin él, las cuentas por cobrar se acumularán hasta alcanzar niveles excesivos, los flujos de efectivo disminuirán y las cuentas malas cancelarán las utilidades sobre las ventas.

Con frecuencia, se necesitan acciones correctivas, y la única forma de saber si la situación se está volviendo difícil consistirá en instalar y seguir un buen sistema de control de las cuentas por cobrar.

La política óptima de crédito y por lo tanto el nivel óptimo de las cuentas por cobrar, depende de las condiciones operativas de la empresa, las cuales son de naturaleza única.

Administración del inventario

Actualmente las empresas se preocupan mucho por sus políticas de inventario. El costo del dinero que se usa para comprar y mantener inventarios es de aproximadamente 15% para un gran número de empresas en economías de mercado de determinado nivel de desarrollo. Asimismo los costos de almacenamiento, de seguro, de robos y de obsolescencia ascienden a una cifra que oscila, en esas mismas condiciones, entre el 10 y el 15 por ciento.

En la actualidad, la mayoría de las empresas están usando modelos computarizados para el control de los inventarios con la finalidad de coordinar los inventarios disponibles con los niveles pronosticados de ventas, y están manteniendo una coordinación muy estrecha con sus proveedores a efecto de reducir los niveles promedio de inventarios. Los inventarios son esenciales para las ventas, y las ventas necesarias para las utilidades.

La administración de inventarios tiene efecto sobre el ciclo de conversión del efectivo que se expuso anteriormente. Recuérdese que uno de los componentes del ciclo de conversión de efectivo es el período de conversión del inventario. Naturalmente, mientras más grande sea el nivel de inventario, y por lo tanto más prolongado el ciclo de conversión del inventario, más prolongado será el ciclo de conversión del efectivo.

Fuentes

  • Weston. Fundamentos de Administración Financiera. Edición MES.La Habana.
  • Brealey, Richard A. Y Myers, Stewart C. “Fundamentos de Financiación Empresarial” Cuarta edición. Mc Graw Hill Interamericana de España S.A. Año 1995
  • Ross, Stephen A.Westerfiel, Randolph W. Jaffe, Jeffrey “Corporate Finance” Tercera edición. Richard D. Irwin Inc. Año 1993