Saltar a: navegación, buscar

Bandoneón

Bandoneón
Información sobre la plantilla
Bandoneón

Instrumento musical aerófono, pariente de la concertina
Inventor

Heinrich Band

Bandoneón. Instrumento que se utliza para el tango, tienen botones en ambas caras, de un lado 38 botones (parte aguda), y del otro lado 33 botones (parte grave), Abren y cierran con distinta nota (diatónicos, o de escala diatónica). El bandoneón utilizado normalmente en Argentina y Uruguay se conoce como Rheinische Tonlage 38/33 (142 tonos). Cada uno de los 71 botones de galatita que posee, emiten un sonido distinto al abrir o cerra el fuelle. Es un instrumento musical aerófono libre (o de lengüetas libres) a fuelle, pariente de la concertina (deutsche koncertina), de forma rectangular y sección cuadrada y timbre particular.

Historia

El bandoneón es un instrumento musical (acordeón) usado en las orquestas de tango. La palabra deriva de los primeros acordeones de ese modelo llegados a Buenos Aires a fines de los 1800 desde Austria y Suiza, cuya marca era "Band Union", de donde se argentinizó en "bandoneón". Bandoneón (del alemán Bandonion y, éste, acrónimo de Heinrich Band, 1821-1860, a quien se le adjudica el invento), variedad de acordeón de forma rectangular y particular sonido; muy popular en la Argentina por su vinculación con el tango. Quien lo ejecuta recibe el apelativo de bandoneonista.

En el año 1890, Adolph Sitteler trató de hacer una pizarra blanca para la escuela mezclando leche agria con formaldehído. La caseína de la leche reaccionó formando un material duro pero fácil de moldear. Tal fue el comienzo de los plásticos de proteína, que se presentaron como sustancias brillantes, parecidas al hueso y que se emplearon,entre otros, para la fabricación de hebillas, peines, bolas de billar, botones de ropa y de bandoneón. Los tubos y varillas de caseína no son de aplicación comercial; y se debe a que éste es un material blando, soluble y muy susceptible a la putrefacción.

Fabricación del bandoneón

Para conseguir la galatita, se sumergen tubos y varillas de caseína en formaldehído al 4.5% durante un tiempo dependiente del espesor del material, del coeficiente de putrefacción y de su mayor o menor dureza. Después de dicho tratamiento, el material queda duro y fuerte; insoluble en agua.

El tiempo requerido para conseguirlo puede llegar a tomar varios meses (incluyendo el período de secamiento) El formaldehído debe penetrar profundamente en el material y el secamiento debe efectuarse con gran lentitud; las prisas en el secamiento tienen como consecuencia quebraduras o torceduras en las varillas. Si durante el secado ocurren dichos contratiempos, se pueden remediar sumergiendo el material en agua hirviendo, pasándolo luego a presión a través de moldes y enfriándolo a presión.

El material resultante es termoplástico, por lo tanto puede moldearse al calor, pero carece de flexibilidad, es resistente a las tensiones medias, pero no así a los impactos, razón que explica por qué, cuando un botón de bandoneón cae al piso, generalmente se parte; la plasticidad de la galatita es limitada y a pesar que el calor ayuda a realizar el moldeado a presión, son pocos los artículos que pueden moldearse con aristas agudas y huecos profundos. Los moldes para trabajar la mezcla deben ser metálicos y refrigerados con agua. La presión de trabajo de éstos debe ser de unos 200 Kg/cm2 y esta presión se ha de mantener hasta que el material se haya enfriado lo suficiente como para conservar su forma.

Diferencias con el acordeón

Además de la notable diferencia sonora con el acordeón y demás instrumentos de lengüetas sueltas (free-reed), el bandoneón utiliza botones en lugar de teclas; por lo que se habla de botoneras en lugar de teclados. La versión utilizada en Argentina y Uruguay, consta de 38 botones para el registro agudo (Discante) y 33 para el grave (Bajo). Existe una cantidad asombrosa de variantes y modelos de bandoneón y cada uno tiene su historia. El bandoneón utilizado en Argentina se conoce como Rheinische Tonlage 38/33 (142 tonos). Cada uno de los 71 botones de galatita que posee, emiten un sonido al apretarlos si (a la vez) se estira o comprime el fuelle.

Desempeño en la música

Desempeña un papel esencial en la orquesta típica, la orquesta de tango. El bandoneón, llamado "Bandonion" por su inventor alemán, Heinrich Band, fue al principio un instrumento para la música religiosa y la música popular del día, en contraste con su primo más cercano, la Concertina alemana (o Konzertina), considerado como un instrumento de música folklórica. Los inmigrantes alemanes trajeron con ellos el instrumento a la Argentina a principios del siglo XX, donde fue incorporado a la música local. Como acordeones y concertinas, el bandoneón es tocado sosteniendo el instrumento entre ambas manos y comprimiendo o expandiendolo simultáneamente, presionando uno o varios botones con los dedos.

Fuentes