Charles Hérard

De EcuRed
Charles Rivière-Hérard
Información sobre la plantilla

Presidente de Haití durante el período de 1843–1844
30 de diciembre de 1843 - 3 de mayo de1844
Datos Personales
NombreCharles Rivière-Hérard
Nacimiento16 de febrero del 1789
Puerto Príncipe Bandera de Haití Haití
Fallecimiento31 de agosto de 1850
Jamaica Bandera de Jamaica Jamaica
OcupaciónJefe militar, político
Conocido porCharles Hérard Aîné

Charles Riviere-Hérard o Charles Hérard Aîné fue un presidente haitiano que invadió la República Dominicana para reincorporarla de nuevo a su país.

Contenido

Síntesis biográfica

Nació en Puerto Príncipe el 16 de febrero del 1789. Fue un oficial del ejército durante la guerra de independencia. Poco se sabe sobre sus primeros años, salvo que peleó contra los franceses, y que estaba al mando de un batallón de tropas negras.

Trayectoria

En agosto de 1842, se constituyó en la ciudad haitiana de Les Cayes una asociación secreta, denominada Sociedad de los Derechos Humanos y del Ciudadano, con el propósito de derrocar al presidente Jean-Pierre Boyer debido a su gobierno autocrático.

Hicieron circular clandestinamente en todo el sur el Manifiesto de Praslin, que resumía las quejas de la oposición. Cuando la sociedad contó con suficientes partidarios, creó un comité presidido por el comandante Charles Hérard.

Seis meses después, en agosto de 1843, se inició la rebelión contra Boyer en la finca de Praslin, perteneciente a dicho comandante. La revolución se propagó rápidamente y Boyer tuvo que salir para el exilio.

El Gobierno Provisional que se formó tenía como meta dar al país un régimen liberal. En tal virtud, 124 diputados elaboraron en Puerto Príncipe una constitución en la que se estableció que el presidente de la República sería elegido por el pueblo. Las elecciones se efectuaron a mediados de febrero de 1844 y en ellas fue elegido Charles Hérard, pero en Puerto Príncipe los miembros de la Asamblea Constituyente, que a la espera de los comicios de las cámaras se habían abrogado ciertas atribuciones legislativas, entablaron una lucha soterrada contra el Poder Ejecutivo.

Un golpe de estado parecía a punto de producirse cuando llegó la noticia de que la parte este de la isla intentaba su independencia. Las autoridades haitianas de Santo Domingo pidieron a Hérard que apresurara su proyectada visita al este con un ejército, en el entendido de que su sola presencia bastaría para detener a los insurrectos.

Hérard se puso en marcha hacia la parte oriental en julio de 1843 y a lo largo de su recorrido por varias poblaciones, apresó a numerosas personas bajo la acusación de traición y las envió a Puerto Príncipe.

Esa medida no impidió que los trinitarios declarasen la independencia de la República Dominicana en la fecha indicada, razón por la cual Hérard puso a su ejército en pie de guerra el 14 de marzo y lanzó una proclama en la que llamó a los dominicanos a regresar al seno de Haití.

Combates

Atravesó la frontera y el día 18 llegó frente a la ciudad de Azua, tomando posiciones a orillas de río Jura. El 19 lanzó sus tropas al ataque, que fueron recibidas con cañonazos y un fuerte fuego de fusilería.

El combate duró dos horas y Hérard tuvo que replegarse. Pedro Santana, que estaba al mando de los dominicanos, se dirigió a Baní, no sin antes dejar parte de sus tropas en el desfiladero de El Número y en el sitio llamado El Memiso para cortar el avance haitiano.

El 30 de marzo se libró una batalla en Santiago que culminó con una tregua solicitada por el general Pierrot. Durante su transcurso, una comisión de oficiales dominicanos le entregó una hoja impresa preparada en Santo Domingo en la que se decía que Hérard había muerto el 19 de marzo en Azua.

Asustado por la falsa noticia, el general haitiano regresó con sus tropas a su país. Llegado a Cap Haitien, se enteró de que Hérard estaba vivo y peleando en Azua.

El presidente le ordenó pasar a esa ciudad para reforzar su ejército, pero Pierrot se negó a obedecerlo y se unió a la agitación política reinante en Puerto Príncipe provocada por los boyeristas. Favoreció al general Guerrier, quien después de un golpe de Estado fue proclamado presidente de Haití.

Hérard dejó Azua y se devolvió a su país para intentar recuperar su posición política, pero, comprendiendo que su causa estaba perdida, se embarcó para el extranjero.

Muerte

Se exilió el 2 de junio de 1844 y vivió en Jamaica hasta su muerte el 31 de agosto de 1850.

Fuentes