Clortalidona

De EcuRed


Clortalidona. Es un diurético tiazídico utilizado en el tratamiento de la hipertensión y del edema. Químicamente, este fármaco es un diurético monosulfamil, que se diferencia de las otras tiazidas por el doble anillo de su estructura química.

Contenido

CLASIFICACIÓN

Es un diurético tiazídico.

FARMACOCINÉTICA

Los diuréticos tiazídicos se absorben adecuadamente por el tracto digestivo, clortalidona se absorbe lentamente y la duración de su acción es mayor que las otras tiazidas, va desde 48 a 72 horas y posee una baja toxicidad. Clortalidona tiene una buena ligadura proteica y su unión a la anhidrasa carbónica de los glóbulos rojos es muy alta. La vida media es de 35 a 50 horas. El inicio de su acción diurética se produce en 2 horas, el efecto pico diurético lo alcanza en 2 horas y la mayor parte del fármaco se excreta sin cambios a través de la vía renal.(3) El fármaco atraviesa la barrera hematoencefálica, la barrera placentaria y se excreta a través de la leche materna, las dosis entre 25 y 100 mg producen un incremento sérico del ácido úrico y una disminución del potasio.

FARMACODINAMIA

El mecanismo de acción de las tiazidas es la inhibición de la resorción del NaCl. en la luz epitelial del túbulo contorneado distal, produciendo de esta manera diuresis e incremento de la excreción de Na++ y Cl-. Al parecer existe también un ligero efecto de las tiazidas a nivel de la porción terminal del túbulo proximal.

INDICACIONES

SITUACIONES ESPECIALES

Clortalidona pertenece a la categoría B del embarazo, el fármaco esta indicado en el embarazo cuando el edema es debido a causas patológicas o a los efectos fisiológicos o mecánicos del embarazo. Las tiazidas atraviesan la barrera placentaria y se excretan en la leche materna, razón por la cual deben considerarse sus efectos indeseables y la importancia de su utilización para la madre. No se ha establecido la seguridad y eficacia del fármaco en pacientes pediátricos.

CONTRAINDICACIONES

EFECTOS SECUNDARIOS

PRECAUCIONES

INTERACCIONES

SOBREDOSIS, TOXICIDAD Y TRATAMIENTO

La sobredosis por clortalidona puede producir en el paciente: náusea, debilidad, mareo, trastornos hidroelectrolíticos. No se ha establecido la dosis letal media en humanos, ni tampoco existe un antídoto. Se recomienda realizar un lavado gástrico e instituir un tratamiento de soporte, así como controlar los niveles de los electrolitos séricos y la función renal.

CONSERVACIÓN

Este medicamento debe ser almacenado a temperaturas menores a los 40°C, preferiblemente entre 15°C y 30°C en empaques bien cerrados.

POSOLOGÍA

Los tratamientos con este fármaco deben ser iniciados con las dosis más bajas posibles. La dosis debe establecerse de acuerdo a la respuesta de cada paciente, puede administrarse una dosis única en la mañana con comida, las dosis divididas son innecesarias.

Tratamiento antihipertensivo

El tratamiento puede ser iniciado con una dosis única de 25 mg diarios, si la respuesta del paciente es insuficiente puede aumentarse la dosis a 50 mg y si se requiere un mayor control se puede incrementar la dosis a 100 mg diarios o se adicionará otro fármaco antihipertensivo. Las dosis mayores a los 100 mg no incrementan la efectividad del fármaco. Las dosis de mantenimiento deben ser menores a las de inicio y serán establecidas de acuerdo a la respuesta del paciente.

Tratamiento antiedematoso

La dosis de inicio puede ser de 50 mg a 100 mg diarios, o 100 mg en días alternos. Algunos pacientes pueden requerir ente 150 mg y 200 mg en intervalos o 200 mg diariamente. Dosis superiores no producen gran respuesta. Las dosis de mantenimiento generalmente son inferiores a las de inicio y se ajustará de acuerdo a la respuesta de cada paciente. La dosis pediátrica es de 2 mg por kg de peso, una vez al día, por tres días a una semana, y se establecerá la dosis adecuada de acuerdo a la respuesta del paciente.

Fuente