Saltar a: navegación, buscar

Hepatitis medicamentosa

Hepatitis medicamentosa. Es la inflamación del hígado que puede ocurrir cuando se toman ciertos medicamentos.

Hepatitis medicamentosa
Información sobre la plantilla
Error al crear miniatura: Falta archivo

Inflamación del hígado
Agente transmisor:Medicamentos
Región más común:Hígado

Causas

El hígado ayuda al cuerpo a descomponer ciertos fármacos. Sin embargo, el proceso es más lento en algunas personas, lo cual puede hacerlas más propensas a presentar daño hepático.

Incluso pequeñas dosis de algunos fármacos pueden causar hepatitis, aun cuando el sistema de descomposición del hígado esté normal. Las dosis grandes pueden trastornar un hígado normal. Muchos fármacos diferentes pueden producir hepatitis medicamentosa.

Los analgésicos y los antipiréticos que contienen paracetamol son una causa frecuente de inflamación del hígado. Estos medicamentos pueden causar daño hepático cuando se consumen en dosis no mucho mayores a la dosis terapéutica recomendada.

Los antinflamatorios no esteroides (AINES), como el ibuprofeno y el naproxeno, también pueden causar hepatitis medicamentosa. Otros fármacos que pueden llevar a que se presente inflamación del hígado abarcan: amiodarona, esteroides anabolizantes, píldoras anticonceptivas, clorpromazina, eritromicina, halotano metildopa isoniazida (empleada para tratar la Tuberculosis), Metotrexato estatinas.

Síntomas

  • Dolor abdominal.
  • Orina turbia.
  • Diarrea.
  • Dolor de cabeza.
  • Ictericia.
  • Fatiga.
  • Pérdida del apetito.
  • Náuseas y vómitos.
  • Heces pálidas o de color arcilla .

Pruebas y exámenes

Se llevarán a cabo exámenes de sangre para verificar la función hepática. Puede haber aumento de las enzimas hepáticas. Un examen físico puede revelar hepatomegalia y sensibilidad abdominal en la parte superior derecha del área ventral.

Tratamiento

No existe tratamiento específico para la mayoría de los casos de hepatitis medicamentosa distinto a la suspensión del fármaco que está causando el problema.

La excepción es el paracetamol. El tratamiento se debe iniciar lo más pronto posible después de que usted tome dosis excesivas de paracetamol y haya presentado hepatitis.

Usted debe descansar durante la etapa aguda de la enfermedad, cuando los síntomas son más graves. Si presenta náuseas y vómitos considerables, pueden necesitar la administración de líquidos por vía intravenosa. Las personas con hepatitis aguda deben evitar el ejercicio físico, el alcohol, el paracetamol y cualquiera otra sustancia que sea dañina para el hígado.

Pronóstico

Por lo general, la hepatitis medicamentosa desaparece en cuestión de días o semanas después de dejar de tomar el medicamento que la causa.

Posibles complicaciones

La insuficiencia hepática es una complicación posible pero poco frecuente de la hepatitis inducida por medicamentos.

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con el médico si:

  • Presenta síntomas de hepatitis después de comenzar a tomar un nuevo medicamento.
  • Le han diagnosticado hepatitis medicamentosa y los síntomas no mejoran después de dejar de tomar el medicamento.
  • Presenta cualquier síntoma nuevo.

Prevención

Si usted toma medicamentos de venta libre que contienen paracetamol (Tylenol), nunca utilice más de la dosis recomendada. Si bebe en exceso o regularmente, debe evitar estos medicamentos por completo o hablar de las dosis seguras con el médico.

Nombres alternativos

Hepatitis tóxica .

Fuentes