Promotor cultural

De EcuRed
Promotores culturales
Información sobre la plantilla
Institución con sede en Bandera de Cuba Cuba

Se encargan de promover y organizar la participación de la población en su propio desarrollo espiritual, dinamizan las potencialidades de la comunidad a partir de la identificación de su realidad sociocultural; para la promoción del arte y la cultura.
Fundación:1995
País:Bandera de Cuba Cuba

Promotor cultural. Es el encargado de promover y organizar la participación de la población en su propio desarrollo espiritual, es un agente de cambio que dinamiza las potencialidades de la comunidad a partir de la identificación de su realidad sociocultural; para la promoción del arte y la cultura, cuyo soporte principal es el vínculo de este con la red de instituciones culturales locales, ya que favorecen e enriquecimiento de la personalidad, el desarrollo de ciudadanos con estilos de vida cualitativamente superiores, capaces de disfrutar, apreciar, valorar y enjuiciar críticamente el universo cultural e incorporar los nuevos conocimientos a su quehacer cotidiano.

Contenido

Historia

En los años 90, se produjo una grave contracción de la vida cultural del país. Las limitaciones de recursos financieros y materiales, incidieron de manera muy sensible en las industrias culturales. Se afectó la creación y promoción del arte y la literatura; el sistema institucional perdió influencia en el movimiento artístico y la literatura y muchas instituciones culturales en los municipios se llegaron a cerrar por mal estado constructivo. La vida cotidiana demandaba, cada vez, mayor número de instructores y, paradójicamente, estos dejaban de serlo para pasar a otras tareas o para hacerse profesional en su especialidad, fenómeno que contribuyó a agudizar las dificultades.

Se consideró indispensable estimular las aficiones de la población hacia las diferentes manifestaciones artísticas, encaminar las fuerzas de las organizaciones sociales y de masas para la dirección de un poderoso movimiento de aficionados al disfrute del arte y la apreciación artística. Surgió así la concepción de la promoción cultural como el fomento de habilidades de la población que era a su vez perceptora y portadora del arte y la cultura.

El quehacer cultural comunitario requería que paralelo a la labor técnica en el proceso creativo del instructor de arte, se preparara y se multiplicara la labor del Promotor Cultural, ya que este era el encargado de impulsar y activar las potencialidades artísticas e intelectuales de la comunidad para enriquecer la vida espiritual, la participación y las relaciones sociales de la población.

Ese promotor se podía encontrar en las instituciones culturales, podía ser un profesional de la cultura, de un centro educacional o encontrarse en alguna otra profesión. Muchos instructores, incluso, tenían habilidades y experiencias valiosas para el desempeño de esta función, sin embargo, no bastaba con los egresados de las escuelas de arte, ni con todo el potencial artístico profesional disponible para dar respuestas a las exigencias del trabajo cultural comunitario, es por ello que se concibe iniciar en 1995, coordinado conjuntamente con el Centro de Superación y la Enseñanza Artística, la formación de Promotores Culturales.

El curso comenzó a ponerse en práctica en las provincias de Las Tunas, con alumnos procedentes de las cinco provincias orientales, y en Sancti Spíritus. Posteriormente se extendió a todo el país. A su vez se entrenaron los profesores de estas provincias, para que luego pudieran asumir la preparación de sus propios Promotores.

En el año 2003 hay un pronunciamiento en la Asamblea Provincial del Poder Popular, porque en cada Consejo Popular exista un Promotor Cultural y en el 2004, sobre la base de esta política, se inserta un Promotor por Consejo Popular. En el 2004 nuestra política es hacia la comunidad.

En la actualidad más de 2200 Promotores Culturales profesionales se desempeñan en Consejos Populares, circunscripciones y asentamientos poblacionales. Entre 1995 y 2002 se formaron 410, en cursos diseñados especialmente para ese fin.

A partir de la experiencia de esta primera formación se hicieron reflexiones en relación con la necesidad de seguir multiplicando el trabajo de extensión hacia la comunidad y de perfeccionar el trabajo en ella, y es cuando el Ministerio de Cultura ante el llamado de atención que hace Fidel por la batalla de ideas, oferta el curso de Técnico Medio en Promotor Cultural, como una vía más para capacitar a los jóvenes y trabajadores de la cultura que ejercían como Promotor Cultural, pero sin titulación y con valiosos resultados, y a jóvenes egresados del Curso de Superación General Integral.

El curso es ofertado por el Centro Nacional de Superación para la Cultura y tiene una duración de dos años. Este se inició en el 2003 y al mismo se incorporaron Promotores en ejercicio, así como jóvenes egresados del Curso de Superación General Integral.

Caracterización

El promotor cultural deberá ser una persona que crea en el ser y en la humanidad, que tenga conciencia y claridad sobre la necesidad de desarrollar las potencialidades espirituales y que tenga la sensibilidad necesaria para percibir los fenómenos espirituales que se encuentran depositados en las tradiciones y costumbres de un grupo social. En consecuencia el promotor cultural debe ser un líder en la comunidad, que encauce su mística, conocimientos y su vocación de servicio en el desarrollo de actividades que generen el desarrollo espiritual y el bienestar, que permita elevar la calidad de vida del grupo social al cual trata de servir.

El promotor cultural se caracteriza, no sólo por ser un facilitador de la vida cultural de los territorios, sino por ser un agente de cambio, que propicia y dinamiza las potencialidades de los centros escolares y comunidades, fortaleciendo de este modo el sentido de pertenencia, la identidad local y nacional.

Perfíl del promotor cultural

Proyecto sociocultural realizado por promotores culturales
Proyecto sociocultural realizado por promotores culturales
  • Capacidad para relacionarse y establecer un sistema de redes con todos los factores del territorio.
  • Desarrollar la labor, tanto en el ámbito de la escuela, como en la comunidad.
  • Incentivar la promoción artística, conjuntamente con el instructor de arte, los artistas y creadores del territorio.
  • Tener conocimiento de la metodología de investigación cultural, en tanto herramienta indispensable para insertarse con conocimiento en el desarrollo de los procesos culturales.
  • Facilitar la vida cultural del ámbito y/o territorio en que se desempeña a partir de sus funciones como agente de cambio.
  • Tener conciencia plena de que la cultura no se impone, antes al contrario se gestiona y promueve.
  • Asumir las más diversas formas y maneras de proceder con la promoción cultural, en correspondencia con las características geográficas del entorno en que se desenvuelve.
  • Brindar especial atención a la Cultura popular tradicional y al Patrimonio Cultural, haciendo énfasis en el llamado Patrimonio Inmaterial.
  • Organizar satisfactoriamente los procesos de incorporación de la población en los proyectos y programas culturales, de manera que la participación, el protagonismo y la creatividad alcancen niveles sobresalientes.
  • Incorporarse activamente al diseño de la programación cultural del territorio.
  • Ejercer el liderazgo debido desde el plano cultural en los ámbitos en que se desarrolla, a partir del prestigio y reconocimiento alcanzado.
  • Asumir la superación general y profesional, como una de las vías principales para cualificar la labor de promoción cultural.
  • Evaluar periódicamente el trabajo realizado con espíritu crítico y objetivo.

Funciones de los promotores culturales

  • Realiza el diagnóstico participativo de la comunidad y promueve las investigaciones socio-culturales utilizando sus resultados en función de satisfacer las necesidades, expectativas y demandas de la población.
  • Promueve el arte y la cultura en la comunidad en el vínculo directo con las instituciones del sistema y con los técnicos, instructores y artistas profesionales debidamente capacitados, para lo cual organiza diversas acciones promocionales del talento artístico, local y regional en espacios caracterizados, presentación de exposiciones, talleres, visitas dirigidas, conferencias y otros.
  • Participa en la confección, ejecución y evaluación de los procesos socioculturales, en la programación, en eventos y en la promoción de actividades con el objetivo de potenciar los valores culturales existentes en la comunidad.
  • Participa en el trabajo de identificación, investigación, preservación y promoción de las expresiones y manifestaciones de la Cultura popular tradicional para el afianzamiento de la identidad local, nacional a partir de la labor de investigadores y técnicos responsabilizados con esta tarea.
  • Trabajan con el instructor de arte y la escuela en función del desarrollo cultural de la comunidad, promueve de conjunto con el instructor de arte el talento de aficionados de la comunidad.
  • Divulga la programación de las instituciones culturales en las comunidades así como, los temas relacionados con los resultados de las investigaciones en material, sitios históricos, tarjas y monumentos que se encuentran en la comunidad.
  • Promueve los programas especiales de la Revolución en la comunidad: Educa a tu hijo, atención a discapacitados, promoción de la lectura, extensión universitaria, prevención social, educación estética, programa martiano, programa cultura y medio ambiente.
  • Desarrolla el intercambio cultural entre las diferentes comunidades de otros Consejo Popular.
  • Recopila, elabora y emite informaciones estadísticas sobre el desarrollo de las actividades de su atención.
  • Realiza estudios sobre el impacto de la programación en la comunidad.
  • Fortalece en los individuos la confianza en sus propios valores.

Fuentes