Saltar a: navegación, buscar

Rafael del Riego

Rafael del Riego
Información sobre la plantilla
Rafael del Riego.jpg
Nacimiento9 de abril de 1784
Asturias, Bandera de España España
Fallecimiento7 de noviembre de 1823
Madrid, Bandera de España España
Conocido porMilitar español
Rafael del Riego. Santa María de Tuñas, Asturias, 1785 - Madrid, 1823) Militar español.

Síntesis biográfica

Nació el 9 de abril de 1784 en la aldea de Tuña (Asturias), en el seno de una familia noble. Entró en la Guardia de Corps y combatió en sus filas como oficial en la guerra de la Independencia. Fue apresado por las tropas francesas en 1808, por salvar al General Acevedo jefe del Estado Mayor. Permaneció preso en Francia durante seis años y fue allí donde contactó con las corrientes librepensadoras más avanzadas.

Trayectoria

En 1819 fue destinado como comandante al ejército que se estaba concentrando en Andalucía con la intención de partir hacia América y restablecer allí el dominio colonial español, que las rebeliones de los criollos habían eliminado durante la ocupación francesa de la metrópoli. Riego participó en las conspiraciones liberales encaminadas a sublevar al ejército contra el régimen absolutista impuesto por Fernando VII; y en 1820 se pronunció públicamente en Las Cabezas de San Juan (Sevilla) a favor de la Constitución de Cádiz de 1812, que el rey había abolido nada más regresar. El descontento de las tropas por las condiciones en que iban a ser enviadas a América (en una flota poco fiable) facilitó el éxito del pronunciamiento. Riego recorrió Andalucía al frente de una columna, animando a la insurrección a los liberales y sin encontrar apenas resistencia, hasta que Fernando VII se decidió a jurar la Constitución. Se abrió así un periodo de monarquía constitucional (el Trienio Constitucional de 1820-23), enormemente difícil por la deslealtad del rey al régimen que le habían impuesto los liberales. El propio Riego se convirtió en símbolo del liberalismo radical y colaboró con los gobiernos liberales como capitán general de Galicia y de Aragón y presidente de las Cortes (1822).

Muerte

Cuando se produjo la invasión francesa de los «Cien mil hijos de San Luis», que venía a restablecer el absolutismo, Riego encabezó la resistencia en Andalucía (1823); pero fue derrotado, capturado y ejecutado. Pervivió, sin embargo, en la memoria popular como un héroe mítico de la lucha por la libertad; la marcha que tocaban sus tropas durante los hechos de 1820 siguió sonando como himno revolucionario a lo largo del siglo XIX y fue declarada himno nacional de España por la Segunda República (1931-39).

Fuentes