Saltar a: navegación, buscar

Victorine Meurent (Pintura)

Victorine Meurent
Información sobre la plantilla
Victorine Meurent.jpg
Datos Generales
Autor(es):Edouard Manet
Año:1862
Datos de la Pintura o dibujo
Estilo pictórico:Impresionismo
Técnica:Oleo sobre lienzo
Dimensiones:43 X 43 cm
Localización:Museo de Boston

Victorine Meurent Es una pintura al óleo sobre lienzo de Manet,donde precisamente utiliza a su modelo preferida donde capta de manera perfecta el carácter de Victorine, dotada de los atributos perfectos para Baudelaire: rostro sereno, figura ágil y atractiva.

Descripción

Su bello rostro ha sido iluminado por un fuerte foco de luz procedente de la derecha, destacando sus ojos color miel y su cabellera pelirroja. Dirige su mirada al espectador buscando cierta complicidad. El busto se recorta sobre un fondo neutro que recuerda a los maestros antiguos - Tiziano o Tintoretto - por los que Manet sentía profunda admiración. El color azul empleado en el vestido y el lazo otorga mayor vivacidad a la imagen, aunque lo más destacable es la perfecta captación del carácter de Victorine, dotada de los atributos perfectos para Baudelaire: rostro sereno, figura ágil y atractiva.

Datos de la modelo

Victorine comenzó a posar a la edad de dieciséis años para el academicista Thomas Couture, para Couture trabajó entre 1850 y 1863, fue en el taller de éste que en 1862 la encontró Manet cuando aún era un joven aprendiz de pintura y hasta 1875 Victorine Meurent será la modelo preferida por Manet. Manet subyugado por la belleza fresca y un poco insolente de Victorine la hizo prontamente su modelo preferida, especialmente para desnudos .

Es de este modo que ella aparece en el Desayuno sobre la hierba en donde se la ve sentada y completamente despojada de ropas. La misteriosa Olympia es ni más ni menos que Victorine, aunque en algunos de estos casos Manet alteró ligeramente los rasgos de la modelo para provocar la impresión buscada.

Datos del autor

Edouard Manet, (23 de enero de 1832, Paris - 20 de abril de 1883, Paris). Pintor y grabador francés, reconocido por la influencia que ejerció sobre los iniciadores del impresionismo.

Es, probablemente, el pintor impresionista más reconocido, lleva al movimiento a su más alta significación. Entre sus obras destacan Impresión: sol naciente, La Grenouillère, y las series de la catedral de Rouen, La estación de San Lázaro y de las Ninfeas. Siempre se ha considerado a Manet como el máximo representante del Impresionismo. Indudablemente, Manet es un impresionista puro, él nunca abandonó sus planteamientos.

A lo largo de su dilatada carrera, llegó a ejecutar cerca de tres mil cuadros. Su máxima preocupación es plasmar la vibración cromático–lumínica en sus lienzos. En sus temas la luz engendra el color y la forma. Su retina capta hábilmente el reflejo de la luz en cualquier lugar: en una superficie acuática, en un suelo nevado o en la portada de una catedral.

Fuentes