Saltar a: navegación, buscar

Oblivion: El tiempo del olvido

Oblivion
Información sobre la plantilla
Accion,Ciencia Ficcion,Aventura | Bandera de los Estados Unidos de América Estados Unidos
Oblivion.jpg
NombreOblivion: El tiempo del olvido
Estreno19 de abril de 2013 (Estados Unidos,Canada)
GuiónJoseph Kosinski, Michael Arndt, Karl Gajdusek
DirectorJoseph Kosinski
Producción GeneralJoseph Kosinski, Peter Chernin, Dylan Clark, Barry Levine, Duncan Henderson
Dirección de FotografíaClaudio Miranda
RepartoTom Cruise, Morgan Freeman, Olga Kurylenko, Andrea Riseborough Nikolaj Coster-Waldau Melissa Leo.
ProductoraRelativity Media, Chernin Entertainment, Monolith Pictures,
PaisBandera de los Estados Unidos de América Estados Unidos

Oblivion: El tiempo del olvido. Película de ciencia ficción del director Joseph Kosinski, ambientada en una tierra post-apocalíptica.

Año 2077. Hace más de 60 años la Tierra fue atacada por unos seres extraterrestres, llamados carroñeros, que destruyen la Luna inicialmente. La humanidad ganó la guerra, pero la mitad del planeta quedó destruido por terremotos, maremotos, y todos los seres humanos sobrevivientes fueron evacuados a Titán, una de las lunas de Saturno, ya que se tuvieron que usar los arsenales nucleares durante la guerra y la Tierra quedó contaminada. Jack Harper (Tom Cruise), un antiguo comandante de la NASA, y actualmente técnico de drones, vive con Vika Olsen (Andrea Riseborough) en una plataforma espacial, donde ambos trabajan, por medio de tecnología muy avanzada, monitorizando los cielos, y, en el caso de él, también patrullando todos los días la destruida Tierra, informando de sus avances a sus superiores en el Tet (una especie de estación espacial en órbita terrestre); llevan una existencia idílica, amándose, sin embargo, a Jack le llegan destellos de recuerdos, de antes de la guerra, donde aparece una bella y desconocida joven, lo cual le resulta incomprensible. Su vida da un cambio repentino cuando una noche (al ver una explosión nuclear en el horizonte, y creyendo que se trata del derribo de una de sus hidroplataformas), Jack rescata a Julia Rusakova (Olga Kurylenko), resultando ser la desconocida mujer de sus sueños, quien se encontraba en una nave espacial, que cae a la Tierra después de orbitarla durante más de 60 años. La joven era la única superviviente de la tripulación de su nave (cuya tripulación murió a causa de un ataque deliberado de los drones) y es llevada por Jack a la Torre 49. Una vez en la torre, Jack y Vika le cuentan lo ocurrido y Julia desea recuperar la caja negra de la nave. Jack la acompaña pero son capturados por los carroñeros, quienes resultan ser humanos. Su líder Malcom Haya (Morgan Freeman) quiere que Jack les ayude a destruir el Tet mediante un drone reprogramado y armado con un dispositivo nuclear potenciado por pilas de combustible robadas (que Jack y Vika habían estado buscando a raíz de varios drones derribados). Jack inicialmente se niega y recalca que su memoria había sido borrada como medida de seguridad en caso de que fuera capturado. Haya los libera y les indica ir a una de sus "zonas de radiación" prohibidas. De regreso a la torre 49, Jack y Julia se detienen en los restos del Empire State Building, donde Julia le confiesa que ella es su esposa y que ella, Jack y Vika formaban parte de la tripulación de la nave en la que ella viajaba, que se dirigía a Titán y que la nave fue desviada para investigar el Tet. Jack inicialmente no le cree, pero al recordar la matanza perpetrada por los drones, lo acaba haciendo y se abraza a Julia, momento en el cual aparece la nave de Jack pilotada por control remoto por parte de Vika, la cual lo ve y se siente traicionada. Emprenden el viaje de vuelta a la torre, pero al llegar, Vika le niega la entrada y comunica a Sally (Melissa Leo), su jefa en el Tet, que "no son un equipo eficaz", tras lo cual se activa un dron que estaba escondido en el interior de la torre y que mata a Vika de un disparo. Luego intenta matar a Jack, pero es destruido por un disparo hecho por Julia desde la nave. Sally contacta con Jack y le expresa sus condolencias por la muerte de Vika, caracterizándola como un accidente. Jack recalca que había sido un asesinato y escapa con Julia en la nave burbuja siendo perseguido por varios drones, en una espectacular huida por el aire a través de las calles fosilizadas de una antigua ciudad, que acaba con la nave derribada y estrellada en una de las "zonas de radiación". Jack y Julia sobreviven y se encuentra con el técnico 52, quien resulta ser un clon exacto de Jack. El Jack 52, al ver a Julia, comienza a experimentar las mismas visiones que el Jack 49. En la pelea que surge entre ambos clones, Julia resulta herida, Jack deja fuera de combate a su clon y le roba su nave para conseguir suministros médicos en la torre 52. Allí se encuentra con un clon exacto de Vika Olsen, Jack coge un botiquín y regresa con Julia. Con Julia recuperada, Jack y ella regresan con los humanos, donde Malcom le revela que el Tet es la fuerza invasora y que está secando los océanos de la tierra con el fin de extinguir a la raza humana, que él es un clon del Jack Harper original y que Sally es solo una imagen generada por ordenador para comunicarse con los técnicos/clones en la Tierra. Jack empieza a comprender por qué el Tet mató a Vika, ya que, al ser Jack y Julia marido y mujer, formarían un equipo más eficaz y con posibilidad de descendencia, por lo que Jack deduce que Sally quiere a Julia para clonarla. Cuando la resistencia está a punto de lanzar el dron reconfigurado con la pila nuclear, aparecen varios drones que habían estado siguiendo el ADN de Jack hasta el escondite de la resistencia y empiezan a atacarlo, destruyendo el dron y matando a varios humanos en el proceso. Jack y Julia, junto con Sykes (segundo al mando de la resistencia) consiguen destruir el dron enemigo. Sin el dron no pueden realizar el ataque al Tet, pero Julia convence a Jack de acompañarle ya que el Tet considera que, al ser Jack y Julia pareja, los clones de ambos serían más eficaces que los de Jack con Vika, y de paso eliminar el "defecto de fábrica" que había sido Jack 49 (ya que todas las generaciones de clones a partir del 49 o anterior a él tenían las mismas visiones). Jack introduce a Julia en la cápsula de hibernación y pone rumbo al Tet en la órbita terrestre. Durante el camino, escucha la última transmisión de la nave Odyssey en 2017 (sesenta años atrás, momento en que la tierra fue atacada), en la cual se escucha a sí mismo y a Vika (o al menos los originales) eyectando del módulo de sueño y siendo abducidos por el Tet. Jack informa a Sally de sus intenciones: entregar a la superviviente (Julia) como le habían ordenado y su jefa le da autorización para entrar. A medio camino de su objetivo entra en la sala donde se hallan todos los clones en éxtasis tanto de Vika como de él. Es interceptado por dos drones enviados por Sally, la cual sospecha que es una trampa y amenaza con matar a Jack si no le dice la verdad. Jack se reafirma diciendo que es la única manera de que Julia sobreviva y es escoltado hasta el núcleo central donde descubre que Sally no es más que un superordenador inteligente. Ahora en el interior del Tet, Jack abre la cámara de hipersueño y le da a entender a Sally que le ha tendido una trampa, ya que en el interior de la cápsula no estaba Julia, sino Malcom, el cual posee la pila de combustible nuclear. Jack y Malcom detonan la pila antes de que los drones les atrapen, destruyendo el Tet en el proceso y dejando fuera de combate a los drones en tierra.

Reparto

Tom Cruise es el Comandante Jack Harper, uno de los pocos habitantes de la Tierra.10 Olga Kurylenko es Julia Rusakova. Andrea Riseborough es Victoria Vika Olsen. Nikolaj Coster-Waldau es Sykes, un inteligente y atlético experto militar. Morgan Freeman es Malcolm Beech, un líder de la resistencia terrestre.11 Melissa Leo es Sally Zoë Bell es Kara

Desarrollo

Kosinski buscaba adaptar al cine su novela gráfica, escrita junto con Arvid Nelson. Disney, que había producido el anterior film de Kosinski, Tron: Legacy, adquirió los derechos de rodaje en agosto de 2010. La productora deseaba que la película fuera apta para todos los públicos, siguiendo con su tradición de películas familiares. Tal valoración supondría una limitación creativa para Kosinski, por lo que rechazó la oferta de los estudios, que pusieron en venta los derechos de la película. Consecuentemente, Estudios Universal, que había pujado antes por los derechos originales, los compró entonces y autorizó una versión no recomendada para menores de 13 años. El guion de la película fue escrito por William Monahan y su revisión la llevó a cabo Karl Gajdusek. Cuando la película pasó a manos de los Estudios Universal, Michael Arndt escribió la versión final de la película. Los estudios Universal se mostraron encantados con el guion, llegando a decir que «es uno de los más bonitos que hemos escrito nunca.

Rodaje

Tom Cruise aceptó el papel para la película el 20 de mayo de 2011, tras haber permanecido en contacto con los productores. Para el otro papel protagonista, se pensó en cinco actrices, que se presentaron al casting el 27 de agosto de 2011. Estas fueron Jessica Chastain, Olivia Wilde, Brit Marling, Noomi Rapace y Olga Kurylenko. Más tarde se anunció que Chastain sería protagonista de uno de los dos papeles femeninos en la película. Sin embargo, fue contratada por Kathryn Bigelow para su futura película, entonces sin nombre (posteriormente titulada La noche más oscura). En enero de 2012 se desmarcó del proyecto de Oblivion y el papel se otorgó a Kurylenko. Para el otro papel, se pensó en tres actrices: Hayley Atwell, Diane Kruger y Kate Beckinsale. Las tres acudieron a Pittsburgh para la prueba de selección con Cruise, quien estaba rodando Jack Reacher. Finalmente, el papel fue asignado a Andrea Riseborough. Melissa Leo fue contratada después. El rodaje comenzó en Louisiana el 19 de marzo de 2012. Las localizaciones incluyen Baton Rouge, donde se rodó durante un mes; y Nueva Orleans, ciudad donde se filmó del 26 de marzo de 2012 hasta el 10 de abril del mismo año.

Criticas

Arranca 'Oblivion' con unas imágenes en blanco y negro -leit motiv de la memoria como diáspora inconcreta y repetitiva que juega al gato y al ratón con el espectador- donde vemos a Jack (Tom Cruise), héroe imperecedero de una Tierra devastada por una guerra totalitaria contra los alienígenas, antes de que todo se hubiera ido al garete apocalíptico encontrarse con una joven (Olga Kurylenko) a los pies del Empire State Building. La realidad soñada, al fin y al cabo Jack está durmiendo, es sólo un delirio aparente al que Jack deberá dar forma a lo largo del metraje de la película, dado que lo que se presume como real -es esta una película que juega en la línea conspiranoide sobre la veracidad de las imágenes mostradas, más cerca de 'Matrix' (1999) que de 'Alphaville' (1965), se entiende- es una Tierra en ruinas habitada únicamente por dos humanos: Jack y Victoria (Andrea Riseborough), encargados de preparar el planeta para una (im)probable repoblación futura haciendo algo parecido al servicio de mantenimiento de unas sofisticadas armas de destrucción masiva, llamadas drones, encargadas de eliminar posibles restos alienígenas de la superficie terrestre.

Vamos, un relato que se adhiere a la perfección al fetichismo del género fantástico que aúna la space opera -aunque a su realizador, Joseph Kosinski, le guste hablar de '2001: Una odisea en el espacio' (1969), lo cierto es que en la parte más action movie a quien recuerda es a la saga galáctica de George Lucas-, el relato post-apocalíptico y el minimal sci-fi presente en la soberbia 'Moon' (2009) de Duncan Jones. Si algo quedó claro en el debut en el largo de Kosinski con 'Tron Legacy' (2010) es que este es un soberbio creador de imágenes fantásticas (en alta definición) capaz de poner en escena hasta el argumento más disoluto, suerte para nosotros que 'Oblivion', exceptuando la parte dedicada a la "resistencia" encabezada por un paródico Morgan Freeman, cuente con un relato de mayor hendidura dramática que el chiripitiflautismo que existía tras la "frontera digital" de los mundos de Tron. Tampoco es que el relato aquí presente, adaptación de una novela gráfica del propio director (que yo sepa, inédita en nuestro país), se complique mucho la existencia, porque lo que aquí sirve es el poderío de las imágenes mostradas por Kosinski, un seguido de secuencias elásticas que buscan sorprender tanto por su poderío audiovisual -ojo a la banda sonora que se han marcado M83, intermezclando el festín electrónico con los scores de talante más clásico- como por sus altas dosis de imaginería de género. Si a todo ello le sumamos el divertido giro que habita en el relato a medio metraje, nos queda un divertimento de pies a cabeza que, hasta cierto punto, logrará redimir a los fans de Tom Cruise, algo castigados estos últimos años por el peñazo que significaron películas como 'Jack Reacher' (2012), 'Rock of Ages' (2012) o 'Noche y día' (2010) -salvo de la quema la saga protagonizada por Ethan Hunt porque, por el momento, no ha errado un solo tiro.

Fuentes

  • Oblivion – El Tiempo del Olvido –[1]. Consultado: 24 de septiembre de 2018