Acantocefaliosis

Revisión del 15:05 3 abr 2014 de Cienfuegos4 jc (discusión | contribuciones) (Página creada con '{{Desarrollo}} {{Definición |nombre= Acantocefaliosis |imagen= |tamaño= |concepto= Es una infección muy común en diversas especies de peces, tortugas, reptiles y en...')
(dif) ← Revisión anterior | Revisión actual (dif) | Revisión siguiente → (dif)
Acantocefaliosis
Información sobre la plantilla
Concepto:Es una infección muy común en diversas especies de peces, tortugas, reptiles y en los suinos.

Acantocefaliosis. También conocida como macracantorincosis. Es una infección muy común en diversas especies de peces, tortugas, reptiles y en los suinos. Dentro de los helmintos existen dos especies principales: Moniliformis moniliformis, que en ocasiones también puede infectar al hombre, y Macracanthorhynchus hirudinaceus, que causa infección principalmente en el cerdo, y del cual, por medio de un hospedero intermediario, pasa al hombre. De ambas especies, el que con más frecuencia se ha encontrado en el hombre es M. hirudinaceus que puede llegar a ocasionar perfo ración intestinal y cólicos abdominales.

Agente biológico

Dentro de la clase nematodos se habían incluido los acantocéfalos o helmintos de cabeza espinosa, pero después se reclasificaron en una clase aparte: Acanthocephala. Algunos acantocéfalos han causado infecciones humanas, y Macracanthorhynchus hirudinaceus (Gigantorhynchus hirudinaceus) es la especie más importante. Las otras especies son: Moniliformis moniliformis, Acanthocephalus rauschi, A. Bufonis y Corynosoma strumosum.

Los cerdos y jabalíes son los huéspedes definitivos de M. hirudinaceus. Estos parásitos viven en el intestino delgado de los referidos animales.

Las hembras llegan hasta unos 35 cm o más de largo y de 4 a 10 mm de espesor, y los machos miden unos 10 cm por 3 a 5 mm de espesor. La probóstide está formada de 5 o 6 series de espinas encorvadas, dispuestas en hileras alternas.

Los huevos, de forma ovoide de unos 70 a 110 micras, ya embrionados salen al exterior con las materias fecales del huésped definitivo. Para continuar su desarrollo tienen que ser ingeridos por escarabajos, que suelen ser estercolarios de la familia Scarabaeidae. Cuando los huevos son ingeridos por estos huéspedes intermediarios, eclosionan en su intestino medio y liberan las larvas que después penetran en la cavidad general de los coleópteros para seguir su desarrollo y enquistarse.

En tanto, en los cerdos, como en otro huésped definitivo que ingieren un coleóptero parasitado, la larva se libera de su envoltura y en 2 o 3 meses llega a la madurez y oviposición; de este modo se renueva el ciclo.

Una hembra puede producir más de 250 000 huevos por día durante casi 10 meses. Los huevos se caracterizan por ser muy resistentes a los factores ambientales y pueden sobrevivir en el suelo durante algunos años.

Varias especies de ratas son los huéspedes definitivos de M. moniliformis, mientras que las cucarachas y escarabajos constituyen los huéspedes intermediarios.

Ocurrencia

En los cerdos de muchos países del mundo se halla M. hirudinaceus. Sin embargo, Europa Occidental tal parece estar libre de la infección.

En niños de tres provincias del norte y una del sur de China se han presentado emergencias quirúrgicas debido a la infección humana.

A pesar de señalarse por algunos autores que en Europa Occidental no se había hallado la infección, en un reporte reciente en cerdos de la provincia de Valencia, España, que fueron examinados para ver la existencia de parásitos helmintos digestivos y respiratorios, se encontró que 21 % de los animales examinados tenían M. hirudinaceus.

En el estado de Amazonas, Brasil, se reportó en una encuesta realizada en cerdos domésticos que 23 % de los exámenes post mortem fueron positivos a M. hirudinaceus, sin embargo, los cerdos mostraron una alta resistencia a la infección, lo cual se demostró por la baja mortalidad y la no presencia de síntomas clínicos en presencia de una alta carga endoparasitaria.

Fuente de infección y modo de transmisión

El parásito tiene un desarrollo cíclico y necesita obligatoriamente un huésped intermediario. Los cerdos y los jabalíes constituyen el reservorio y huésped principal de M. hirudinaceus, la especificidad de especie no es estricta y el parásito puede causar infección en más de doce diferentes especies de vertebrados, incluido el hombre.

La infección en el cerdo se produce cuando ingiere coleópteros escarabídeos, que sirven de huéspedes intermediarios. El hombre adquiere la infección de modo similar a la del cerdo, por ingestión accidental o deliberada de coleópteros. La mayoría de las infecciones se presentan en niños de áreas rurales, que utilizan los escarabajos para jugar y en ocasiones los tuestan, insuficientemente, para catar su gusto extraño.

En la parte sur de China, varios campesinos tienen la creencia de que los coleópteros son eficaces contra la nocturia y se los administran a niños para tal finalidad.

Diagnóstico

El diagnóstico se basa en la demostración de la existencia de los huevos de paredes gruesas en las materias fecales que contienen el primer estadio (acantor). Con el método de concentración por centrifugación, se pueden observar mejor los huevos. El parásito adulto puede ser examinado cuando al paciente se le administra citrato de piperazina u otro medicamento para que lo expulse del intestino.

La identificación de las diferentes especies de acantocéfalos en las infracomunidades de helmintos puede realizarse mediante la técnica de los marcadores de ácido desoxirribonucleico (ADN) polimórficos amplificados por randomización (RAPD), la cual podría ser muy útil para determinar la estructura de las comunidades de acantocéfalos.

En la República de China se demostró una nueva técnica de conteo de huevos de M. hirudinaceus. Los huevos se colocaron arriba, en el medio y en el nivel bajo del sedimento de heces de cerdos, y por dicha técnica muy novedosa se contó el número de huevos existentes en el líquido del sedimento. Los resultados mostraron que esta nueva técnica tiene ventajas porque requiere solamente heces simples de cerdos, agua para flotación y un corto tiempo de operación.

Tratamiento

Se recomienda para esta entidad la loperamida.

Control

La prevención de la infección humana consiste en evitar la ingestión de coleópteros. Para el control de la parasitosis porcina es necesario suministrar a los animales abundante comida para evitar el hociqueo y la ingestión de los coleópteros y mantenerlos en condiciones higiénicas adecuadas.

En la República Federal Alemana, se reportó la alta eficacia del tratamiento con loperamida a los cerdos con M. hirudinaceus. Recientemente se ha utilizado el doramectin para el tratamiento de los cerdos infectados por M. hirudinaceus. El doramectin fue efectivo en 99,5 % de los cerdos tratados. En otro reporte de la Universidad de Iilinois, Estados Unidos de América, se demostró en dos experimentos la eficacia de las preparaciones de ivermectina en la alimentación. Se evaluaron 40 cerdos infectados de forma natural con huevos del parásito, al término del experimento se encontró diferencias en los distintos tratamientos efectuados a favor de la ivermectina. Estas diferencias fueron estadísticamente significativas (p < 0,05).

Fuentes

  • Pelayo Ulacia, Santos. Zooantroponosis / Santos Pelayo Ulacia. Capítulo 8 . Enfermedades helmínticas. Acantocefaliosis y nematodiosis . La Habana: Editorial Ciencias Médicas, 2007. p.340