Homínido de Denísova

Revisión del 23:29 5 ago 2016 de Rosarino (discusión | contribuciones) (Rosarino movió la página Homínido de Denisova a Homínido de Denísova: es palabra esdrújula)
(dif) ← Revisión anterior | Revisión actual (dif) | Revisión siguiente → (dif)
Homínido de Denísova
Información sobre la plantilla
Comparación de la estatura promedio de varios homínidos de la Prehistoria.jpg
Concepto:Comparación de la estatura promedio de varios homínidos de la Prehistoria, que vivieron en la misma época que los denisovanos.

El homínido de Denísova. Es el nombre dado a una posible nueva especie de Homo, identificada a través del análisis del ADN de restos óseos encontrados en Siberia, cuyo descubrimiento se anunció en marzo de 2010. Se ha sugerido que esta nueva especie vivió entre hace un millón y 40 000 años, en áreas en las que también vivían neandertales y Homo sapiens, aunque su origen se encontraría en una migración distinta a las asociadas con humanos modernos y neandertales.

Descubrimiento

Un equipo internacional de científicos, con participación española, confirma en un estudio, que se publica en la revista Nature, que los restos óseos hallados en la cueva de Denísova, al sur de Siberia (Rusia), pertenecen a una nueva especie de homínido bautizado como los denisovanos, y que compartió su origen común con los neandertales.

Cueva de Denísova

La Cueva de Denísova en Siberia, es un sitio arqueológico que data del Paleolítico. Esta cueva es un abrigo rocoso importante del Paleolítico Medio y Superior, situada en las montañas de Altai noroeste a unos 6 km del pueblo de Chernyi Anui, el sitio muestra la ocupación humana desde el Paleolítico Medio (125 000 a. n. e.) a la Edad Media.

La cueva, formada por piedra arenisca silúrica, tiene 28 metros sobre el margen derecho del río Anui cerca de su cabecera. Consta de varias galerías cortas que se extienden a partir de una cámara central, con una superficie total alrededor de la cueva de 270 metros cuadrados. La cámara central mide 9x11 metros, con un techo de bóveda alta.

Ocupaciones del Pleistoceno en la cueva de Denísova

Cueva ubicada en las Montañas Altai, al noroeste y donde se encoentraron los restos fósiles del Homínido de Denísova

Las excavaciones en la cámara central de Denísova han revelado 13 ocupaciones del Pleistoceno entre 30.000 y 125.000 años BP. Las fechas cronológicas son en fechas de gran radiothermalluminescence (RTL) tomadas en los sedimentos, con la excepción de los estratos 9 y 11, que tienen un puñado de fechas de radiocarbono de carbón. Las fechas de RTL en los más bajos se considera poco probable que, probablemente, sólo en el rango de 125.000 años atrás.

Homínido

Equivalente a Hominina, agrupando a los primates bípedos de los cuales sólo sobrevive el Homo sapiens. Este uso del término homínido es antiguo, generalizado y empleado incluso en la actualidad.

Homínido de Denísova

Entre las excavaciones realizadas se ha hallado el hueso de un dedo y una muela de 30.000 años de antigüedad de un espécimen que compartió el planeta con los sapiens, los neandertales y los floresiensis. El descubrimiento se ha logrado gracias a la secuenciación de su ADN. El homínido de Denísova (también llamado Mujer X) es el nombre dado a una posible nueva especie de homínido identificada a través de análisis de ADN cuyo descubrimiento se anunció en marzo de 2010. Se ha sugerido que esta nueva especie de Homo vivió entre hace 1 millón y 40.000 años, en áreas en las que también vivían neandertales y Homo sapiens, aunque su origen se encontraría en una migración distinta a la asociada con humanos modernos y neandertales.

Contribución al genoma de los Melanesios

Los denisovanos parecen haber sido un grupo de homínidos que compartían un origen común con los neandertales antiguos, pero posteriormente tuvieron una historia y evolución diferentes. A diferencia de los neandertales, los denisovanos no contribuyeron a todos los genes euroasiáticos de la actualidad. En cambio, parecen estar más estrechamente relacionados con las poblaciones modernas de Melanesia región de Oceanía que incluye la isla de Nueva Guinea, lo que sugiere que hubo mestizaje con los antepasados de los melanesios. Los actuales tienen entre un 4 y un 6% del material genético de los denisovanos extinguidos. El hecho de que los denisovanos hayan sido descubiertos en el sur de Siberia y que aún así haya trazas de su material genético en las poblaciones humanas modernas del sudeste asiático, sugiere que este grupo de homínidos pudo ocupar gran parte de Asia durante el Pleistoceno tardío (hace unos 50.000 años).

Tras el análisis de ADN nuclear de los restos encontrados, los investigadores han deducido que el hueso del dedo de Denisov era el de una niña de cerca de 6 ó 7 años de edad que pertenecía a un grupo de homínidos que comparten un origen genético común con los neandertales y, al mismo tiempo, demuestra una serie de características que abogan por una historia poblacional diferente para este grupo de homínidos. El análisis de un diente del mismo espécimen, muestra una morfología diferente de los neandertales y los humanos modernos, de hecho se parece mucho más a formas antiguas de homínidos como el Homo erectus o el Homo habilis. En combinación con la secuencia del genoma del neandertal publicada por el mismo equipo a principios de este año, el genoma del denisovano sugiere una imagen compleja de interacciones genéticas entre nuestros antepasados y otros diferentes grupos de homínidos antiguos que convivían en ese momento.

Fuentes