Saltar a: navegación, buscar

Canaricultor

Canaricultor
Información sobre la plantilla
Canicultura 1.jpg
Es la especie más importante de las numerosas especies de Serinus.
Clasificación Científica
Reino:Animalia

Canaricultor. Persona que se dedica a la rama de la avicultura que se ocupa de la cría y métodos de crianza del canario doméstico. Por extensión, la crianza de otras aves de jaula del orden de los passeriformes, se consideran parte de la canaricultura.

Origen

Las islas Canarias son un conjunto de islas ubicadas en el Océano Atlántico a 5 kilómetros de la costa oeste de África. Esta formada por siete islas mayores que se denominan: Lanzarote, Fuerteventura, Gran Canaria, Tenerife, Gomera, Palma y Hierro. Existiendo otros islotes de escasa extensión.

El origen de estas islas es volcánico y están recorridas por una cadena montañosa de hasta 3.700 metros de altura. El clima es suave y benigno, con temperaturas que van de 17 a 25 grados, húmedo y de pocas lluvias. La flora muy abundante, con escasos arroyos se cultiva, naranjos, vid, tomate, etc.

El conocimiento de la existencia de estas islas se remonta a la antigua Grecia, Alivio las llama Canarias, denominación por la existencia de perros salvajes (canes), por deformación Canarias. Plutarco las denominó afortunadas quedando un vacío de registros históricos hasta el año 1312 donde un comerciante llamado Lancelloto Malocelli se posesionó de una isla, (hoy Lanzarote) a partir de ese momento comienza a aparecer en los mapas.

A principios del siglo XV, se produce un verdadero descubrimiento de las islas. Durante el reinado de Enrique de Castilla, encarga a los caballeros normandos Juan de Bethencourt y Gadifer de La Salle, la empresa de anexar las islas Afortunadas a la corona.

Al llegar a esas islas pudieron observar que los nativos de esa región, los indios Guaches, mantenían a los canarios como animales domésticos, en jaulas de maderas muy rudimentarias, lo que sin duda, llamo la atención a los conquistadores, fue lo maravilloso de su canto.

Juan de Bethencourt, introdujo en Europa los primeros ejemplares, algunos de estos ejemplares fueron obsequiados al rey, causando una verdadera revolución y sin duda desconociendo este hecho histórico por el cual aun hoy es recordado.

En su segundo y último viaje a las islas, llevo consigo otros ejemplares que fueron regalados esta vez a la reina Isabel de Baviera, esposa de Carlos VI de Francia en el año 1410.

A partir del siglo XVI se organiza una verdadera ruta comercial entre las islas y el continente. Convirtiéndose España en una puerta de entrada a Europa de estos ejemplares.

Por otro camino algunos marinos portugueses desde la isla Madeira, llevaron ejemplares al continente existiendo registros de obsequios a D’Enrique el Navegante.

En Alemania, en la región montañosa del Harz, según algunos autores más precisamente en la Aldea de Sant Andreas, la cría del canario alcanzó su máximo desarrollo.

Los primeros pichones de canarios eran utilizados en las minas de carbón, como verdaderas alarmas vivientes, ante la posible fuga de gases, ya que los canarios avisaban del peligro pagando en algunos casos hasta su propia muerte.

Por el año 1556 existen registros de la presencia de estos animales en Perú, ingresados a este continente por los jesuitas. Por esos años también los canarios se difundieron en Inglaterra, debido al amparo que este país realizó a refugiados de la guerra en Flandes. Algunos autores comentan que por esos años se radicaron en la ciudad de Norwich, celebre ciudad origen de los prestigiosos canarios que llevan el mismo nombre.

Atraídos por los fabuloso precios y popularidad de estos animales los habitantes de Flandes, Italia y Alemania se convirtieron en criadores, ayudando a la disminución del tráfico de canarios, desde las islas de los canarios silvestres.

En el año 1700 Francia introduce en su país, numerosos ejemplares pero esta vez procedentes de estos criadores de Flandes. A fines del siglo XIX Alemania exporta 300.000 a diversos países, 100.000 de ellos a Nueva York.

El canario timbrado español fue reconocido oficialmente como raza de canto, por la Confederación Ornitológica Mundial (C.O.M.), en el Congreso de la Organización Mundial de Jueces (O.M.J./ C.O.M.), celebrado durante la exposición mundial de Bruselas en 1962. En el Reglamento de exposición y concurso de la C.O.M., le fue asignado la sección "C" junta al Roller y el Waterslager, quienes ocupaban las secciones "A" y "B" respectivamente. (Articulo 2). Desde entonces el Timbrado Español ha participado en todos los concursos mundiales.

Ciclo vital de los canarios

Para criar se debe cumplir dos requisitos indispensables: disponer de un lugar tranquilo y adecuado para instalar a la pareja y disponer de tiempo, ya que la cría lleva mucho tiempo, pues hay que preparar a diario la comida para el embuche de las crías, proporcionarles material para el nido, controlar los huevos, los polluelos, limpiar a menudo la jaula y los accesorios, etc.

En Enero se les meterá en una jaula de al menos 50 cm de largo, con dos compartimentos separados por una chapa que se quitará cuando se les junte para el apareamiento, de manera que la hembra quede en un lado y el macho en el otro sin que se puedan ver.

Durante este tiempo se les proporcionará, tanto a la hembra como al macho, dos veces por semana, una mezcla formada por pasta de cría seca, germinado, cous-cous y diente de león finamente triturado que se preparará por la mañana retirándola por la noche y tirando a la basura lo que haya sobrado.

Aunque durante este tiempo el macho manifieste su deseo de aparearse con un canto fuerte y prolongado, volando sin cesar de un lado a otro de la jaula, y picando de cuando en cuando los alambres y travesaños de jaula, y la hembra demuestre el mismo deseo buscando cualquier pedacito de pluma u otro material, agarrándolo fuertemente en su pico y depositándolo luego en un ángulo de la jaula, no es recomendable juntarlos hasta por lo menos primeros de Marzo debido a tres factores fundamentales:

• Los canarios que se reproducen por primera vez no son lo suficientemente maduros (los canarios están en condiciones de reproducirse a los 9-10 meses, o antes en algunas razas). • Los días son aún demasiado fríos. • Hay pocas horas de luz (la luz estimula en los canarios las ganas de reproducirse, mucho más que el calor, además los polluelos de la primera nidada no reciben suficiente alimento y la luz natural no puede ser remplazada por luz artificial).

Reproducción

Corte de pico

• Cortar un poco la uñas si son muy largas para evitar que perforen el cascarón de los huevos o que se enreden en el material del nido. • Si el pico ha crecido demasiado hay que cortarlo a la altura que se debería encontrar normalmente, pues de lo contrario puede resultar peligroso para los polluelos mientras están siendo embuchados. • Se recomienda desplumar la zona que rodea la cloaca, ya que la fecundación se produce por contacto y un exceso de plumaje podría hacerla fracasar. Una vez que se ha juntado a la pareja pueden ocurrir dos cosas: • Que se produzca el acoplamiento (esto ocurre si los dos miembros están en celo). • Que se peleen. Si se pelean habrá que vigilarlos para que no se hagan daño en cuyo caso habría que separarlos de inmediato. Pero lo normal es que a los pocos días cesen la pelea y se apareen. Llegado este momento hay que proporcionar a la pareja un nido y material para el relleno. El nido puede ser de dos tipos: exterior e interior. • El exterior tiene la ventaja de que no quita espacio dentro de la jaula. • El interior, aunque quite algo de espacio (cosa que no suele ser importante debido a que la jaula suele tener suficiente espacio), tiene la ventaja de que cuando los polluelos defequen, cae todo a la bandeja de la jaula y no al suelo. Es aconsejable que el nido se coloque en una esquina de la jaula y que esté cubierta con un paño para proporcionar a la canaria la penumbra y la tranquilidad que necesita para llevar a cabo la incubación.

Para rellenar el nido, lo mejor es proporcionales pelo de cabra que la hembra, ayudada en algunos casos por el macho, irá depositando en el nido con cuidado y esmero. Por lo general, si el nido está bien construido es porque la canaria es buena, lo cual significa que la reproducción se llevará cabo sin mayores inconvenientes.

La canaria comienza a poner los huevos entre 2 y 6 días después de la fecundación. Lo normal es que ponga un huevo al día, entre las 7 y las 9 de la mañana, pero a veces, pasa algún día sin que haya puesto el huevo.

La postura suele ser de entre 3 y 5 huevos, aunque unas veces pone 2 o y otras más de 5. Si la canaria pone un solo huevo es porque su salud no es buena.

canaria en el nido

En la naturaleza las canarias comienzan la incubación cuando concluyen la puesta, mientras que en cautividad comienzan a incubar a partir de haber puesto el 2º o el 3er huevo. Eso no es bueno porque unos polluelos nacen antes que otros y por lo tanto los mayores quitan comida a los pequeños, con lo cual los pequeños suelen terminar muriendo.

Para evitar esto, lo que se hace es cada mañana, cuando la canaria haya puesto el huevo, con mucho cuidado se cogen y se cambia por uno de plástico, y el de verdad se sumerge ligeramente en una capa de alpiste colocada en un recipiente que esté en un sitio fresco. Todos los días, hacia la misma hora procedemos al volteo de todos los huevos para evitar que la yema se pegue por dentro a la cáscara. Cuando la canaria haya puesto su último huevo (que se reconoce por tener una coloración azul pálido) se retira del nido todos los huevos de plástico y los sustituimos por los verdad para que la canaria pueda comenzar la incubación.

Marca de pájaros

Para tener marcados a los pájaros, habrá que anillarlos. El anillarlos es obligatorio para participar en concursos y exposiciones. Hay dos tipos de anillas: • Las que suministra la sociedad ornitológica a la que pertenezcamos. Son las reglamentarias para los concursos. • Las que podemos encontrar en una tienda. No son reglamentarias pero nos pueden servir si no criamos para concursar.

Anillado

El anillado suele llevarse a cabo entre el sexto y el octavo día, dependiendo de la raza de canario. Esta operación conviene realizarla al atardecer, ya que la hembra está más tranquila y se dormirá pronto, pues de lo contrario, al localizar un cuerpo extraño en el nido, intentará extraerlo con lo cual no solo le quitará la anilla al polluelo, sino que si no lo consigue, lo más probable es que tirando de la anilla, tire a la cría al fondo de la jaula.

Enlaces externos

Guía para la cría

Fuente

• El libro de canarios” de la A.A.C.R. (Asociacion Argentina de Canaricultura Roller.). Otros Autores: Alfonso Babra,

• Manuel Hernández (manolomilenario). CLUB DEPORTIVO de SILVESTRISMO de CADIZ.