Saltar a: navegación, buscar

Maiasaura

Maiasaura
Información sobre la plantilla
Maiasaura.jpeg
Clasificación Científica
Reino:Animalia
Filo:Chordata
Clase:Sauropsida
Orden:Ornithischia
Familia:Hadrosauridae

Maiasaura. (Lagarto madre atenta) Dinosaurio más madrazo de todos, su nombre precisamente significa lagarto buena madre, y es que en su descubrimiento fueron encontrados también restos de decenas de nidos con huevos y crias.

El Maiasaura es un ornitópodo hadrosáurido que vivió en el Cretácico, llegó a pesar más de 2 toneladas y medía 9 metros de longitud. Este enorme dinosaurio podía caminar tanto a dos como a cuatro patas, aunque sus huesos nos indica que su manera usual de caminar era bípeda.

Aunque sólo se ha hallado en un punto de América del Norte, en este punto se han hallado multitud de fósiles de Maiasaura, desde adultos y crías hasta nidos de huevos fosilizados, lo cual ha ayudado a los científicos a conocer la vida “familiar” de este animal y conocer su crecimiento.

Historia

Maiasaura fue descubierto por el paleontólogo de dinosaurios Jack Horner (el consejero paleontológico de las películas de Parque Jurásico) y Robert Makela en la Formación Dos Medicinas de Montana, en el año 1979. Llamó al dinosaurio Maiasaura después de una serie de nidos con restos de cáscaras de huevo, esqueletos de pequeños Maiasaura y fósiles de hojas, frutas y semillas. Los nidos eran agujeros en el barro, de considerable tamaño y forma circular.

Esta fue la primera prueba de dinosaurios gigantescos que cuidaban a sus crías de todo peligro hasta que fueran jóvenes y pudieran cuidarse solo haciendo sus propios nidos. Antes de hallar dichos nidos, estaba aceptada la idea de que no se proporcionaba ningún tipo de atención a los huevos. Cuando se continuó con las excavaciones, apenas un año después aparecieron una ingente cantidad de nidos agrupados, por lo que el lugar fue bautizado como la Montaña de los Huevos. Más de 200 especímenes, en todas las etapas de edad, han sido encontrados.

Nidos

Los maiasaurias vivían en manadas de hasta 10.000 individuos; criaban a sus jóvenes en colonias de anidamiento. Los nidos estaban muy cerca uno del otro, como en las aves modernas actuales, con un espacio entre los nidos de alrededor de 7 metros, menos que el largo de un adulto y tenían el tamaño de una mesa comedor, redonda y grande. Maiasaura excavaba en el suelo un hueco de 2 m de diámetro con forma de cráter. Estos nidos estaban hechos de tierra y contenían cada uno entre 30 a 40 huevos en un patrón circular o espiralado.

Los huevos son de aproximadamente el tamaño de los huevos de un avestruz. Es posible que los padres acondicionasen estos nidos con hierbas y plantas verdes antes de que la hembra pusiera entre los huevos de cáscara dura. Los científicos creen que las madres, y quizás también los padres, cuidaban de los huevos, protegiéndolos de la voracidad de otros dinosaurios. Es posible que las madres incubasen los huevos, y que aprovechasen para dormir cuando otros adultos vigilaban por tunos.

Las crías crecían de 16 a 58 cm de largo en el plazo de su primer año. A este punto, o quizás después de otro año, el animal abandonaba el nido. Esta alta tasa de crecimiento puede ser evidencia de que poseían sangre caliente. Las crías tenían diversas proporciones faciales de los adultos, con ojos más grandes y un hocico más corto. Estas características se asocian a las crías y son comunes entre los animales que son dependientes de sus padres para su supervivencia durante los primeros tiempos de vida.

Instinto maternal

Este ornitópodo cuando se apareaba, después hacia un nido en el que ponía entre 18 y 30 huevos y esperaba hasta que nacieran. Durante la incubación, los bebés medían 50 cm de longitud y tenían huesos ligeros, extremidades largas y débiles, columna vertebral arqueada y cuello en forma de U semejante al de los adultos. Los individuos pequeños permanecían siempre en el nido porque sus patas débiles les impedían correr o caminar. Otro trabajo que tenía que encargarse la madre maiasauria era llevarles alimento al nido a los crías, las cuales no podían recolectarlo.

Sin embargo, sus dientes estaban desgastados, lo que indica un cuidado parental prolongado. Probablemente los padres masticaban las plantas duras para facilitarles el alimento a sus crías. También se ha especulado con la posibilidad que los adultos hicieran turnos de vigilancia.

Alimentación

Se alimentaba de plantas, hojas, frutas y semillas. Su hocico, con forma de pico de pato típica de los hadrosáuridos poseía varias hileras de dientes en la parte posterior de la boca que trituraban el alimento una vez se cortaba con el pico. En la parte superior del cráneo tenían una protuberancia ósea, sobre las dos cuencas oculares. Un adulto tenía que comer 90 kg de vegetales para poder tener buena salud.

Crecimiento

Cuando salían del huevo, las crías tenían algo menos de un metro de longitud, y hasta los dos años de edad crecían a una velocidad pasmosa, con lo que alcanzaban más de tres metros de longitud. A partir de aquí crecían más lentamente y alcanzaban la madurez a los seis u ocho años, edad en la que ya habían llegado a los 7m de longitud.

Las extremidades eran cortas y robustas y las patas más largas que los brazos. Al parecer la maiasauria hembra regresaba a anidar cada año al mismo lugar, hasta con 10000animales más.Cuando los jóvenes eran lo suficientemente fuertes debían migrar a otros bosques para asegurar el alimento de la manada, todas estas características se las ha afirmado por medio del hallazgo de fósiles, de esa forma se ha descifrado todo sobre su crecimiento y actitud.

Si comparamos este crecimiento con el de los animales actuales, concuerda perfectamente con las aves y los mamíferos de sangre caliente y, de hecho, algunos científicos sostienen la teoría de que el Maiasaura era de sangre caliente. Este ritmo de crecimiento es más rápido que el de cualquier reptil que viva actualmente. El hecho de que se hayan encontrado montones de fósiles de Maiasaura en un mismo punto sugiere que este ornitópodo debía vivir en manadas.

Paleobiología

Debido a la gran cantidad de nidos y esqueletos encontrados en Norteamérica, los expertos creen que los maiasaura vivían en enormes manadas nómadas, que anualmente regresaban al mismo lugar de reproducción. Es posible que los nidos fueran reutilizados de un año a otro. Todas las crías que llegaran a la edad adulta, se convertirían en nuevos integrantes de la gran manada. El maiasauria fue contemporáneo al orodromeo, trodonte, el ceratópsidocentrosaurio, el macizo euoplocéfalo y parientes más tempranos del tiranosaurio, Daspletosaurio y albertosaurio.

Estos animales no estaban dotados con poderosas armas para repelir a los depredadores, por lo que probablemente utilizaran la huida o el camuflaje como estrategia. Es posible que poseyeran los sentidos del oído y la vista muy desarrollados para descubrir a los intrusos. Se cree que quizá pudieran esconderse sumergiéndose en lagos o ríos.

Enlaces relacionados

Fuentes