Saltar a: navegación, buscar

Quiste de Naboth

Quistes de Naboth
Información sobre la plantilla
Quiste-de-naboth.jpeg
Quistes de Naboth que toman el aspecto de granos o botones.
Clasificación:Ginecología
Región más común:Cuello del Utero

Quiste de naboth. Los llamados “quiste” o “huevo” de Naboth son formaciones benignas. Es un quiste lleno de moco que tiende a observarse comúnmente en la superficie del cuello uterino.

Causas e incidencia

El canal cervical está recubierto por células glandulares que normalmente secretan moco. Estas glándulas endocervicales pueden llegar a cubrirse de epitelio escamoso normal en un proceso normal llamado metaplasia. Estos nidos de células glandulares (glándulas de Naboth), que se encuentran en el cuello uterino, pueden llenarse de secreciones.

A medida que se acumulan las secreciones, se forma una protuberancia lisa y redonda, justo por debajo de la superficie del cuello uterino que puede crecer lo suficiente como para observarse o palparse durante un examen. Cada quiste aparece como una elevación blanca y pequeña, parecida a una espinilla, que puede aparecer sola o en grupo y no es una amenaza para la salud del individuo. Estos quistes son más comunes en las mujeres en edad reproductiva, en especial en las que han tenido hijos.No hay síntomas observables.

Signos y exámenes

El examen ginecológico revela una pequeña protuberancia lisa y redonda (o grupos de protuberancias) en la superficie del cuello uterino. En raras ocasiones es necesario realizar un examen colposcópico para distinguir un quiste de Naboth de otros tipos de lesiones cervicales.

Tratamiento:

No es necesario tratamiento alguno, aunque las protuberancias no desaparecen de forma espontánea. Éstas pueden curarse con facilidad mediante un procedimiento llamado electrocauterización o crioterapia los cuales se pueden realizar en el consultorio médico.

Complicaciones:

En raras ocasiones, los quistes pueden ser tan numerosos o grandes que el cuello uterino aumenta clínicamente de tamaño. Situaciones que requieren asistencia médica. Su prevención se desconoce.

Diagnostico

Se diagnostica por medio de la colposcopia. En algunas ocasiones adquieren volumen mayor pudiendo sospecharse su presencia, mediante una ecografía transvaginal.

Contenido:

Es material de tipo mucoide, ocasionalmente tiene contenido hemático.

Expectativas y pronóstico:

Ésta es una condición benigna.

Complicaciones:

En raras ocasiones, los quistes pueden ser tan numerosos o grandes que el cuello uterino aumenta clínicamente de tamaño.

Fuente