Saltar a: navegación, buscar

António Aniceto Monteiro

Antonio A. Monteiro
Información sobre la plantilla
Antonio Monteiro.gif
Matemático portugués.
NombreAntonio A. Monteiro
Nacimiento1907
Buenos Aires, Bandera de Angola Angola
Fallecimiento29 de octubre de 1980
Bahía Blanca, Bandera de Argentina Argentina
OcupaciónMatemático

Antonio A. Monteiro. Fue un reconocido matemático portugués. Fundador en Argentina de la destacada escuela de matemática de la Universidad Nacional del Sur (UNS).

Síntesis biográfica

Nació en Angola, entonces bajo dominio portugués, en 1907, hijo de un oficial destacado en la colonia.

Se licenció en la Facultad de Ciencias Matemáticas de Lisboa en 1930. Beneficiado por una beca de estudio, realiza su doctorado en la Universidad de Paris, bajo la supervisión de Maurice Fréchet. Allí no sólo se pone en contacto con los grandes matemáticos de la época, sino también con una escuela integral de aprendizaje dominada por una dinámica de seminarios, conferencias, debates de ideas, un estilo que tomará como propio a lo largo de su vida. Doctorado en 1936.

En Argentina

Llega a la Argentina en 1950, contratado por la Universidad Nacional del Cuyo. Su primer destino fue la Facultad de Ingeniería de San Juan, por recomendación de don Julio Rey Pastor. Produce entonces los primeros cambios en la enseñanza de la Matemática, enfocándola desde un punto de vista moderno, tarea que había comenzado Pedro Pi Calleja. Fue fundamental en esta etapa la acción del Dr. Juan Nissen que mantuvo con Monteiro una estrecha relación. De allí surgió un grupo de matemáticos que luego fueron claros exponentes de la matemática en la Argentina: Antonio Diego, Orlando Villamayor, Carlos Loiseau, María Bruschi, entre otros, que fueron en mayor o menor medida discípulos de Monteiro.

Su espíritu creador, ya destacado, lo llevan a buscar nuevamente medios que permitieran el desarrollo de la Matemática, dando el apoyo necesario y sus sabios consejos. Se crea el 1951 bajo su impulso y el decidido apoyo del entonces Rector Dr. Irineo Fernando Cruz, el "Departamento de Investigaciones Científicas" (DIC) y dentro de él, el Instituto de Matemática, bajo la dirección de Mischa Cotlar. Fue quizá el centro matemático más importante del país en ese momento. Se reunieron allí, además de Monteiro y Cotlar, Eduardo Zarantonello, Dietrich Volker, Rodolfo Ricabarra, Gregorio Klimovsky, Jorge Bosch, Orlando Villamayor, Fausto Toranzos y Oscar Varsavsky entre otros más jóvenes.

La comunidad Matemática le debe sin duda al Dr. Irineo Cruz un homenaje. Monteiro lo recordaba siempre como un hombre progresista. Desgraciadamente el DIC fue cerrado por razones políticas en 1956, despues del golpe de estado que derrocó a Juan Domingo Perón. En 1954 se realiza en Villavicencio (Mendoza) el "Segundo Simposio Latinoamericano de Matemática", organizado por la UNESCO. En él presentan trabajos fundamentales Mischa Cotlar, Alberto P. Calderón, Leopoldo Nachbin.

Entre 1957 y 1964 dirige el Instituto por varios períodos, todos ellos breves. Otra de las características de Monteiro fue la de no ocupar cargos directivos, que le correspondían por jerarquía. Trataba de orientar sus energías en cuestiones generalmente más útiles, como la organización, la investigación y la dirección de sus discípulos.

Invita al Instituto a destacados matemáticos de ese momento. Los primeros en llegar fueron dos profesores de la escuela polaca de lógica: Helena Rasiowa y Roman Sikorski, en 1958. Makoto Itoh y Paulo Ribenboin en 1959, Georges Alexits (Budapest), Jean Porte, Federico Gaeta y Orlando Villamayor en 1960 y Mischa Cotlar y Kiyoshi Iseki, en 1963.

Muerte

De regreso a Bahía Blanca, falleció el 29 de octubre de 1980.

Aportes y contribución

La creación de una biblioteca para el Instituto. Este comenzó a funcionar en dos habitaciones facilitadas por el Director del Instituto de Edafología, Dr. Rapoport, gran amigo de Monteiro. Un pizarrón, quince bancos, dos mesas y dos anaqueles metálicos completamente vacíos era el mobiliario. Recuerdo que estando en 1958 cursando Espacios Métricos y Topológicos, llegó durante la clase un camión con el primer envío de libros y revistas.

La clase fue suspendida, y tuvimos por primera vez contacto con revistas de matemática. Entre ellas estaba el Rendiconti del Circolo Matematico di Palermo, desde el tomo I, y en donde aparece uno de los trabajos de Fréchet (Sur quelques points du Calcul Fonctionnel, Vol. XXII, (1906), 1-74).

La Biblioteca del Instituto de Matemática, que hoy lleva merecidamente su nombre, es actualmente una de las mejores de Latinoamérica. Pese a las dificultades económicas por la que atraviesan las universidades y centros de investigación, se ha podido mantener mediante el canje de publicaciones.

La creación de las Monografías de Matemática, las Notas de Algebra y Análisis y las Notas de Lógica Matemática tenían un doble propósito. El primero era la de dar a conocer rápidamente la producción original del lugar, así como cursos y seminarios avanzados. El segundo, y no menos importante el establecer el canje de publicaciones. Actualmente se tiene canje regular con unas cuatrocientas instituciones y se reciben unos 250 títulos de revistas en canje, algunas de ellas de primer nivel. Trató también de impulsar los estudios en Ciencias de la Computación.

Contribución

La contribución de Monteiro fue el trabajo "L'Arithmétique des Filtres et les Espaces Topologiques". Al resumir la reunión, Rey Pastor dijo sobre el trabajo de Monteiro: "La ponencia de nuestro querido Monteiro, gran iniciador de la investigación matemática y recatado motor del DIC, es fruto de varios años de trabajo. Puesto que los espacios topológicos generalizan la recta, es decir, el campo real, ocurre preguntar por los entes que en todo espacio topológico generalizan los números enteros investigando sus propiedades aritméticas, es decir, aquellas relaciones entre números naturales que subsisten entre los filtros de un espacio topológico, especialmente de los compactos, preponderantes en la moderna topología a partir de Fréchet.

Distinción

Profesor Emerito de la Universidad Nacional del Sur, distinción no alcanzada hasta el día de hoy por ningún otro docente o investigador de la Universidad.

Publicación y premio

En 1978 redactó una memoria "Sobre las Algebras de Heyting Simétricas", que reunía los resultados de sus investigaciones, y la que le valió el premio Gulbenkian de Ciencia y Tecnología de ese año.

Fue publicada en Portugaliae Math. Vol. 39, (1980), 1-237.

Fuentes