Saltar a: navegación, buscar

Clavícula

Clavícula
Información sobre la plantilla
Clavícula.jpg
Concepto:Hueso que une principalmente el tórax con el hombro.
Clavícula. Hueso largo, par, colocado transversalmente entre el manubrio del esternón y el omóplato. Tiene la forma de una S alargada.

Descripción

Se distinguen dos caras, dos bordes y dos extremos. En la cara superior se insertan, por dentro el fascículo clavicular del esternocleidomastoideo y por fuera, el deltoides y el trapecio. En la cara inferior se insertan el músculo subclavio y el pectoral mayor. En esta cara también se encuentra el agujero nutricio y las tuberosidades coroideas y costal para la inserción de los ligamentos coracoclavicular y costoclavicular, respectivamente. El extremo interno termina junto al esternón en una carilla articular que se articula con la escotadura clavicular del esternón. El extremo externo o acromial termina por una carilla que se articula con el acromión.

Fracturas

En un deporte como el rugby se puede producir de dos maneras: por caída sobre el hombro, donde se hace una compresión de la clavícula, o por golpe directo sobre la clavícula. La más frecuente es la primera.

Síntomas

El paciente siente dolor muy intenso en la zona del hombro y puede sentir crepitación, que es un ruido sobre la clavícula producto de la fractura misma. Además se ve un aumento de volumen y si se palpa la clavícula se puede sentir crepitación por los fragmentos de hueso.

Operaciones

No todas las fracturas se deben operar. La mayoría de las fracturas de clavícula se tratan de forma conservadora, es decir, sin cirugía. Eso implica usar un inmovilizador de clavícula junto a un cabestrillo. Esto se usa cuando la fractura no tiene desplazamiento. En cambio, en aquellas donde hay un desplazamiento importante, más allá del ciento por ciento del diámetro del hueso, o que tengan riesgos de exposición deben ser operadas.

Tiempo de recuperación

Como es una lesión extraarticular (no está involucrada la articulación) el hombro del paciente es inmovilizado inmediatamente y es apoyado con un cabestrillo por alrededor de dos semanas o tres semanas. Además se realiza kinesioterapia, que se inicia habitualmente después de la primera semana. La fractura demora en cicatrizar entre dos y tres meses y si el rugbista ha recuperado una buena cantidad de musculatura puede volver a jugar después de tres o cuatro meses.

Prevención

Hay que mantener una buena musculación del hombro. Además puede ayudar en alguna medida usar protectores de hombro acolchados, que ayudan a amortiguar parcialmente un golpe sobre la clavícula.

Fuentes