Saltar a: navegación, buscar

Ei-ichi Negishi

Ei-ichi Negishi
Información sobre la plantilla
2010 - Ei-ichi Negishi.jpg
Nacimiento14 de julio de 1935
Changchun, Bandera de la República Popular China China
Nacionalidadjaponés
OcupaciónQuímica
Conocido porAcoplamiento de Negishi
PremiosPremio NobelPremio Nobel de Química 2010

Ei-ichi Negishi. Premio Nobel por conseguir “acoplamientos cruzados catalizados por paladio en síntesis orgánica”. El eje central sobre el que se construyen la mayoría de las pequeñas y grandes moléculas que forman y regulan los sistemas vivos en la Terra, son cadenas de átomos de carbono dispuestas en diferentes formas.

Síntesis biográfica

Ei-ichi Negishi nació en 1935 en la ciudad china de Changchun, a la sazón bajo control japonés, y se licenció en Química Orgánica en la Universidad de Tokio en 1958. Dos años después se trasladó a Estados Unidos con una beca Fullbright y se doctoró en 1963 en la Universidad de Pennsylvania. Tres años más tarde inició su trayectoria en la Universidad de Purdue, trabajando como profesor asistente con el premio Nobel Herbert C. Brown. Posteriormente ejerció de profesor en la Universidad de Siracusa 1972, regresando en 1979 a Purdue, donde lleva a cabo sus trabajos de investigación actualmente.

Ei-ichi Negishi recibió el Premio Nobel de Química compartido con Richard F. Heck y Akira Suzuki- por el descubrimiento de un método para crear enlaces entre átomos de carbono de diferentes moléculas utilizando un elemento metálico, el paladio, como catalizador. Esta metodología es esencial hoy en día en la síntesis química moderna. Las denominadas reacciones de acoplamiento cruzado catalizadas por paladio –la descubierta por Negishi se conoce como “acoplamiento de Negishi”- permiten sintetizar de manera productiva, eficiente y selectiva compuestos orgánicos de todo tipo de estructura compleja, muy difíciles de conseguir hasta su descubrimiento, hace más de cuarenta años.

Las reacciones de acoplamiento cruzado catalizadas por paladio han contribuido a realizar avances fundamentales en numerosos ámbitos. Ejemplos de su aplicación se pueden encontrar en la fabricación de fármacos más eficaces, fungicidas avanzados para la agricultura, marcadores fluorescentes para secuenciación de ADN, cristales líquidos o LEDs orgánicos.

Ei-ichi Negishi está convencido de que todavía se puede avanzar más en la utilización de los elementos metálicos como catalizadores, sobre todo los de la serie d, que él denomina “mágicos”, como el oro y la plata. El elevado coste de estos metales de transición impide su aplicación masiva en síntesis química. El paladio, utilizado en cantidad catalítica puede ser reciclado múltiples veces, lo que permite reducir drásticamente los costes y fabricar en masa moléculas orgánicas funcionales complejas. Negishi cree que existe aún un gran potencial en este campo, y en la química en general, para hacer de este mundo un lugar más sostenible. Entre las posibles aplicaciones de futuro que ha comentado en alguna ocasión se hallan las energías renovables, la valorización de residuos o el reciclaje de CO2.

Reconocimientos

A lo largo de su carrera ha recibido numerosos reconocimientos, entre ellos los otorgados por las sociedades químicas de Japón, Estados Unidos y Gran Bretaña. Es autor de más de 400 publicaciones y varios libros, entre los que destaca el “Handbook of Organopalladium Chemistry for Organic Synthesis”. Sus publicaciones han sido citadas más de 20.000 veces.

Fuentes