Saltar a: navegación, buscar

Once caballos

Once caballos
Información sobre la plantilla
Error al crear miniatura: Falta archivo
Autor(a)(es)(as)Dora Alonso
GéneroCuento
PaísBandera de Cuba Cuba

Once Caballos. Es uno de los mejores cuentos de la literatura cubana y una de las obras que ha contribuido a prestigiar el nombre de su autora Dora Alonso.

Anécdota

Trata sobre el viaje de una recua de caballos al matadero del parque zoológico de La Habana y su estancia en él, donde una vieja yegua tiene que vérselas con el parto de un potrillo al que, aún ante la proximidad de la muerte atiende con cariño.

Personajes

Los personajes humanos se reducen a una escueta referencia que responde a una intención ambientativa. Son los animales los verdaderos protagonistas del cuento.

  • La yegua: Añosa, con sobrehuesos, cascos en malas condiciones y mucha dolencia, es el personaje protagónico.
  • Potro alazán: Este potro es la expresión del instinto y de la vitalidad animal, es el elemento activo dentro de la famélica caravana.
  • Palomino: Encuentra en el juego amoroso del alazán con la yegua la justificación de suentrada en la escena.
  • Otros personajes: Atila,Sosías y Vasek.

La ausencia del diálogo le confiere al texto un tempo lento que concuerda con la atmósfera densa del asunto.

Escenario

La acción tiene lugar en dos escenarios bien delimitados: la descripción de la escueta referencia del caminar de una recua hacia su destino y la otra el matadero del zoológico, dado en datos como el rugir de leones y el relincho de caballos que plasman un marco escénico bien logrado.

Espacio temporal

Breves datos como al descuido, nos informan y ubican la acción entre el espacio de tiempo comprendido por el oscurecer y el amanecer.

Uso idiomático

El cuento posee una sintáxis clara y sencilla, en estrecha armonía con los requerimientos de la acción, que matiza lanarración y contribuye al logro de un estilo correcto, mostrando gran habilidad en las posibilidades del lenguaje.

Punto de vista

La autora asume el punto de vista omnisciente, determinando no solo su posición de observadora absoluta de los hechos relatados, sino también el desarrollo de una acción desde la tercera persona gramatical que delimita y condiciona elementos constitutivos.

Fuente

  • Análisis de Once caballos. Revista Santiago # 12.