Saltar a: navegación, buscar

Rafael Cepeda Atiles

Información sobre la plantilla
Rafael Cepeda.gif
NombreRafael Cepeda Atiles
Nacimiento 10 de julio de 1910
Puerta de Tierra, San Juan, Bandera de Puerto Rico Puerto Rico
Fallecimiento21 de julio de 1996
Carolina
Causa de la muerteInfarto
Otros nombresDon Rafael Cepeda Atiles
Ciudadaníapuertorriqueña
OcupaciónMúsico y bailarín
CónyugeDoña Caridad Brenes
PadresModesto Cepeda y Leonor Atiles

Rafael Cepeda Atiles. Músico y bailarín puertoriqueño que desde su arte contribuyó a la identidad nacional boricua.

Síntesis biográfica

Nació el 10 de julio de 1910 en Puerta de Tierra, San Juan, Puerto Rico. Sus padres fueron Modesto Cepeda y Leonor Atiles.

Matrimonio

Se casa con Doña Caridad Brenes oriunda de Humacao. Procrean 12 hijos, en la parada 23 de Santurce, barrio Melilla. Don Rafael y Doña Caridad formaron una de las más prestigiosas, dinámicas y auténticas parejas de bailes de Bomba y Plena puertorriqueña. Digno ejemplo de emular por las generaciones actuales y futuras. Como si fuera poco, todos sus hijos, reciben y cultivan el trascendental legado cultural heredado de sus padres con compromiso y orgullo de causa e identidad nacional boricua.

Trayectoria artística

Grabó varios discos de Bomba y Plena a saber; Don Rafael Cepeda Patriarca de la Bomba y así es la Plena en la década de los 70. Además tiene a su haber sobre cientos de composiciones grabados por grupos y artistas de Puerto Rico y el exterior. Maestro percusionista, dominaba a perfección la ejecución de los barriles (tambores) de Bomba; el buleador, el primo ó subidor, la maraca y los cúas. Como si fuera poco posee el don de enseñar o transmitir sus conocimientos a otros.

Domina los panderos de la Plena con habilidad innata, increíble el seguidor, el punteador, el requinto y el güiro. Acostumbraba a tocar el güiro o el pandero seguidor, cuando cantaba. Expresaba sentirse más cómodo, aunque fuera fungía, como un magistral ejecutante del pandero requinto.

Cabe señalar que su legado autoral se estima en más de mil piezas, de las cuales no menos de 500 son bombas en sus diferentes estilos (holandé, sicá, yubá, etc.), casi la misma cantidad son plenas y el resto se distribuye entre aguinaldos, calypsos y guarachas. De todas ellas, sin duda alguna la más difundida es la plena “El bombón de Elena”, seguida por la bomba “A la verdegué” y el aguinaldo “Flores de amistad”.

Muerte

Don Rafael Cepeda Atiles falleció a consecuencia de un infarto cardíaco en la residencia de su hijo Jesús Manuel, en Carolina, a las 11:00 de la mañana del 21 de julio de 1996. Poco tiempo antes, la Legislatura de Puerto Rico le había rendido homenaje y asignado una pensión vitalicia en reconocimiento a su valioso legado cultural. Fue sepultado en el Cementerio de Villa Palmeras.

Ocho días después de su deceso (29 de julio), al registrarse legalmente en el Departamento de Estado de Puerto Rico, quedó constituida la Fundación Folklórica Cultural Rafael Cepeda, creada por sus hijos y por iniciativa de Jesús Manuel.

Su sede ubica en la Calle Progreso 332, en Villa Palmeras. Más adelante (1997), sus herederos inauguraron la Casa Museo Rafael Cepeda en el mismo lugar y la calle donde, precisamente, están localizadas dichas instituciones y el camposanto donde reposan sus restos, fue rebautizada con su nombre.

Homenaje

La Escuela de Bomba y Plena de Puerto Rico, primera y única en su clase lleva el nombre de este insigne e ilustre puertorriqueño, como un reconocimiento a sus bien ganados méritos y destacadas ejecutorias. La Escuela fué fundada por Modesto Cepeda (hijo) en 1978 en Santurce, para mantener vivo y latente el legado del Maestro en la niñez y juventud. La calle Progeso de Villa Palmeras en Santurce, lleva el nombre de Rafael Cepeda Atiles en su honor y recuerdo.

Don Rafael fué un brillante y prolífico compositor, músico, director y folclorista auténtico por excelencia. Un genuino Patriarca puertorriqueño que cultivó, defendió y expuso la música y los bailes de la Bomba y de la Plena en su máxima expresión folclórica en Puerto Rico, el Caribe, Latinoamérica, Estados Unidos, Europa y el mundo. Con sus incontables ejecutorias logra colocar, estos ritmos autóctonos en un sitial de honor y reconocimiento, en la conciencia, y favor de todo un pueblo, que le reconoce y admira en sus logrados méritos.

Se le otorga el noble título de: Don Rafael Cepeda Patriarca de la Bomba y de la Plena de Puerto Rico. Se destaca como cantante, con buen timbre, voz privilegiada y un gran don para versar o improvisar, sobre temas basados en los ritmos de la Bomba y de la Plena los cuales domina a la perfección imprimiéndoles gracia y gran sentido rítmico.

Algo que se puede considerar genial en un autodidacta, musicalmente hablando. Siempre que cantaba, se apreciaba su vasta experiencia de vida y su natural don de conocimientos, exhibidos con humildad y con firmeza. Muchos reconocen el haber aprendido el dificil arte de versar o improvisar, bajo su tutela.

Méritos

Entre tantos otros méritos a don Rafael Cepeda se le acredita haber desarrollado un movimiento cultural encaminado a rescatar y preservar la tradición del belén, ceremonia dedicada a los cultores de la bomba y a los niños muertos. Igualmente, en 1983, el National Endowment for the Arts adscrito al Smithsonian Institute, en Washington, DC, le confirió el National Heritage Fellowship Award en reconocimiento a su brillante aportación a la cultura afroantillana.

Fuentes

  • Articulo de Noticentro sobre Don Rafael Cepeda y su legado, 24/12/2009 , por NunnoHery
  • “Estamos celebrando los 100 años de Rafael Cepeda en la cultura”, 11/08/2011 por Jesús Cepeda, presidente de la Fundación Rafael Cepeda. 11/08/2011
  • Fundación folklorico cultural. Rafael Cepeda.