Saltar a: navegación, buscar

Reserva de la Biosfera Marimas del Odiel

Reserva Natural de la biofera Dehesas de Sierra Morena Bandera de España España
Información sobre la plantilla
P.N Marismas Odiel.jpg
Ubicación Geográfica:Valencia

Reserva Natural de la biofera Dehesas de Sierra Morena salpicadas de islas delimitadas por numerosos caños, esteros, playas y sistemas dunares.

Situado al sur de la provincia de Huelva, en la confluencia de las desembocaduras de los ríos Tinto y Odiel, el encuentro entre las aguas dulces y saladas ha dado lugar a un complejo de marismas influenciadas por las mareas, conocido como las Marismas del Odiel.

El sistema funciona como un estuario donde los cauces de ambos ríos depositan al desembocar gran cantidad de sedimentos cargados de nutrientes.

Éstos son la principal base alimenticia de las aves que pueblan este espacio natural. A su vez, este aporte continuo de sedimentos y la fuerza de las mareas generan islas separadas por extensos brazos de agua como la Isla de Enmedio, la de Saltés y la de Bacuta localizadas al Sur del enclave. Este medio salino determina el predominio de especies vegetales resistentes a las altas concentraciones de sal, conocidas como plantas halófilas.

Un ejemplo de ellas es la salicornia o la espartina, auténtica estructuradora de la ecología y el paisaje de amplias áreas de marismas.

Riqueza ecológica

Parte de su riqueza ecológica estriba en la variedad de paisajes que conforman este enclave. Desde marismas mareales, a lagunas como la del Batán y la del Taraje, pasando por la playa del Espigón o los bosques de El Almendral, El Acebuchal y La Cascajera. Al visitante le llama la atención su gran horizontalidad que le permite disfrutar del olor del salitre, de la brisa marina y de la espectacular llegada de centenares de aves que encuentran en esta marisma un lugar idóneo donde nutrirse y en muchos casos un entorno seguro donde poder nidificar.


Isla de Enmedio

Uno de sus principales enclaves es la Isla de Enmedio, declarada Reserva Natural por albergar una de las mayores colonias de cría europea de espátulas, una especie en peligro de extinción. Esta especie construye sus nidos con barro y elementos vegetales diversos hasta formar pequeñas plataformas que sitúan en estos entornos marismeños al amparo de almajos y espartinas. Al eclosionar los huevos, los pollos son alimentados por la pareja reproductora, indistintamente el padre o la madre. Además, un paseo por este Paraje Natural permitirá observar somormujos, cormoranes, flamencos, diversas especies de gaviotas y aves limícolas como archibebes, zarapitos y cigüeñuelas. Éste puede ser un lugar ideal para dar un agradable paseo en barco y disfrutar de cerca de todos estos valores.


Sal

La producción de sal es uno de los aprovechamientos de los recursos naturales más interesantes de la zona. Las salinas de Bacuta son un ejemplo de usos tradicionales, mientras que las Aragonesas presentan un corte industrial. Además, la recolección de piñones, la apicultura, la ganadería, la pesca y el marisqueo forman parte de las actividades que el hombre ha realizado tradicionalmente en este Paraje Natural.

Debido a la riqueza mineral, salina y pesquera de la zona junto a su estratégica situación geográfica, estas tierras fueron colonizadas por diversas culturas. Se cree que la antigua ciudad de Tartessos se asentó por estos parajes. De los romanos quedan restos de piletas de salazones de pescado y, de los musulmanes, el yacimiento arqueológico de Saºlthish, en la isla de Saltés; se trata de una importante ciudad que fue capital del reino taifa de los Baikríes en los siglos X y XI. Por último, para disfrutar de unas las magníficas vistas de la ría, se puede dar un paseo por el antiguo Muelle de la compañía de Riotinto, que se construyó para embarcar los minerales que llegaban en el ferrocarril.

Ampliación de la reserva

La ampliación de la Reserva de la Biosfera y la determinación de espacios que actúen como zona tampón y zona de transición, supondrá el reconocimiento de la importancia los ecosistemas de marismas y humedales costeros ubicados en la desembocadura del Odiel.

Ecologistas en Acción espera que esta ampliación recomendada por la UNESCO y el Programa MaB (Hombre y Biosfera) ayude a disminuir la presión contra Marismas del Odiel, sobre la que han confluido en los últimos años proyectos agresivos, como el de la autopista de los puentes a Punta Umbría, una megalomaníaca promesa electoral hecha por el entonces Presidente de la Junta de Andalucía, Manuel Chaves, que supuso el despilfarro de dinero público en inútiles estudios previos y la angustia para toda la gente que ama y vive nuestros espacios naturales.

La ampliación de la reserva de la Biosfera obliga a la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía a afrontar su labor de protección y conservación de patrimonio con la seriedad y rigor necesarios, para lo que Ecologistas en Acción considera imprescindible adoptar políticas ambientales consecuentes, alejadas del oportunismo político, la dejadez y la subordinación a intereses partidarios, que caracteriza muchas veces la labor de sus dirigentes.

Importancia

Flamencos

Los procesos de erosión y sedimentación que se producen originan rápidos cambios en su morfología. Clima mediterráneo, muy suavizado por la influencia oceánica de una precipitación media anual ligeramente superior a los 500 mm. La vegetación palustre esta dominada por especies halófilas (adaptadas a altos contenidos salinos del suelo). Existen cordones boscosos de pino piñonero y sabina.

Destaca la extraordinaria riqueza ornitológica del área de especies como la garza real e imperial, el aguilucho lagunero, o la espátula, que concentra aquí la tercera parte de la población nidificante europea. Está considerada la segunda zona húmeda en importancia para las aves acuáticas en España, por la diversidad de especies inventariadas, tras las marismas de Doñana, con las que mantiene, por evidentes razones de proximidad, un continua vínculo.

  • Constituyen la zona más importante de marismas mareales de España, lo que unido a su excelente grado de conservación, ha llevado al Parlamento de Andalucía a declararlas Paraje Natural de interés Nacional, y a la UNESCO Reserva de la Biosfera.
  • Este auténtico santuario ornitológico, es un punto fundamental en los pasos migratorios, por lo que aquí puede encontrarse una enorme cantidad y variedad de aves entre las que destacan la espátula, calamón, águila pescadora, focha moruna, garza imperial, abejaruco, cernícalo, morito y por supuesto flamencos.

Fuetes