Saltar a: navegación, buscar

Roberto Ortiz

Roberto Ortiz
Información sobre la plantilla
Roberto Ortiz.jpeg
Datos personales
Nombre completoRoberto Ortiz
ApodoGuajiro o Gigante de Senado
Fecha de nacimiento30 de junio de 1917
Lugar de nacimientoCamagüey Bandera de Cuba Cuba
Fecha de fallecimiento1971
Lugar de fallecimientoMiami, Bandera de los Estados Unidos de América Estados Unidos
Altura6,4
Peso215 lb
Carrera
DeporteBéisbol
Inicio1935
PosiciónJardinero derecho
Trayectoria
Senadores de Washington, Atléticos de Filadelfia, Rojos de México
Torneos

Roberto Ortiz. Conocido como el Guajiro o el Gigante de Senado. Destacado deportista cubano oriundo del central Senado en Camagüey, participó en distintas ligas Amateurs y profesionales del Béisbol. En la Liga Cubana bateó para 275, con 68 dobletes, 25 triples, 62 jonrones, 270 carreras anotadas, 321 impulsadas y 32 bases robadas. Conectó sobre 300 cinco veces.Integró el equipo que ganó los Juegos Centroamericanos y del Caribe de Panamá en 1938.

Síntesis biográfica

Nace el 30 de junio de 1917 en el entonces central Senado, en la provincia de Camagüey y fallece en la ciudad de Miami, el 15 de septiembre de 1971. ¡Solo vivió 54 años! Los fanáticos y amigos lo conocieron como "El Gigante de Senado", otros le llamaron sencillamente, "El Guajiro". Tenía una estatura de 6 pies 4 pulgadas  y 215 libras de peso.

Inicios

Se inició jugando en el Club Senado, perteneciente al municipio Minas, provincia Camagüey, en 1935. En 1937 y 1938, lo hizo para el Hershey de la Liga Nacional de Amateurs.

Antes del triunfo de la Revolución en el Béisbol el equipo insignia era el Club Almendares de Béisbol y se desatacaron dos nombres porque fueron símbolos, ellos fueron: Roberto Ortíz y Conrado Marrero. Y no era fácil ser símbolos en una pelota considerada Triple A, antesala directa de Las Mayores.

Ortiz comenzó con los eternos rivales del Habana, en la temporada 1939-1940, bajo la batuta de otro grande, Miguel Ángel González. Y más curioso aún, se retiró también con Los Rojos, en la temporada 1955-1956, la misma donde Wilmer "El Vinagre" Mizell ponchó con la fuerza del brazo a 206 hombres.

También estuvo fugazmente con el Equipo de Béisbol Los Tigres de Marianao. Pocos peloteros jugaron todo el tiempo con el mismo equipo. Era normal buscar mejor paga. En 14 años en la Liga Cubana bateó para 275, con 68 dobletes, 25 triples, 62 jonrones, 270 carreras anotadas, 321 impulsadas y 32 bases robadas. Conectó sobre 300 cinco veces; en la de 1943-44, líder de los bateadores. Esto nos demuestra que no fue solo slugger. Obtuvo el título de los jonroneros varias veces e impuso el récord de 15 en 1946-1947, solo igualado por Panchón Herrera y Julio Bécquer en 1959-1960 y 1960-1961 respectivamente.

Paso al profesionalismo

Comenzó en la pelota organizada de los Estados Unidos con el Charlotte de la Three State League. Jugó en las Menores con el Chattanooga y el Montreal. Debutó en las Grandes Ligas con los Senadores de Washington en 1941 y con ellos se mantuvo hasta 1944, regresando en 1949. Dividió la actuación entre los Senadores y los Atléticos de Filadelfia en 1950. Los totales de 6 años fueron de 213 juegos, .255 de average, 659 veces bateadas, 168 hits, 18 dobles, 10 triples, 8 jonrones, 67 carreras anotadas, 78 impulsadas y 4 bases robadas.

En 1945 firmó con el equipo Rojos de México de la Liga Mexicana esto trajo como consecuencia que sufriera una fuerte sanción que le prohibió jugar en la Liga cubana y en cualquier organización cercana al béisbol norteamericano.

Durante su estancia en México obtuvo éxitos pues ganó en cuatro ocasiones consecutivas el título de máximo jonronero y en 1948 impuso un récord, al disparar al menos un hit en 35 partidos en línea. Estos brillantes números lo convirtieron en un ídolo y el “Gigante” fue exaltado al Salón de la Fama del béisbol mexicano. Después del fin de su sanción, Ortiz regresó a Cuba.

Muerte

Muere en 1971, siendo velado en la Funeraria Rivero, donde defiló el pueblo haciendo constar la pena que los embargaba, por las condiciones humanas, el carácter, la nobleza y sobre todo, por la sencillez de este cubano.

Véase también

Fuentes

  • Documentos aportados por los familiares que guardan recortes de periódicos y otros documentos de interés del atleta.
  • Masjuan Salmón, Miguel Angel(2007) Personalidades del deporte cubano La Habana: Ed. Científico Técnica ISBN 978-959-05-0476-1