Saltar a: navegación, buscar

Caída del Ángel

(Redirigido desde «Salto Ángel»)
Cataratas caida del Ángel o Salto Ángel
Información sobre la plantilla
Salto1.jpg
Ubicación Geográfica:Zona oriental de América del Sur. Parque Nacional Canaima, en el estado Bolívar, Bandera de la República Bolivariana de Venezuela Venezuela
Mapavenezuela1.jpg

Salto Ángel o Caída del Ángel (Kerepakupai Vena en pemón, que significa «salto del lugar más profundo»). Salto de agua más alto del mundo, con una altura de 979 m (807 m de caída ininterrumpida), 1 2 generada desde el Auyantepuy. Declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1994.

Este espacio natural protegido, establecido como parque nacional el 12 de junio de 1962. Se extiende sobre un área de más de 30000 km² (similar a la extensión territorial de Bélgica), hasta las fronteras con Guyana y Brasil y por su tamaño es uno de los más extensos del mundo. El nombre con el que es conocido universalmente, Salto Ángel, fue puesto en honor al aviador norteamericano Jimmy Angel, que en el año 1937 dio a conocer la existencia de la caída.

En el año 2009 fue nominada para concursar en las Siete maravillas naturales del mundo, siendo la tercera de 77 maravillas más votada en el mundo entero. De 77 finalistas paso a las 28 más populares y está en los primeros 10 lugares en el ranking, siendo la octava con mayor cantidad de votos.

Definición de Salto o Caída

Una caída o salto de agua es un lugar donde el agua fluye rápidamente perdiendo elevación mientras discurre por una región con fuerte desnivel o por un acantilado. Las caídas de agua se consideran uno de los fenómenos más bellos de la naturaleza. Algunas caídas de agua se utilizan para generar energía hidroeléctrica.

En español se emplean varios términos para designar este accidente, como caída, salto, cascada, catarata, torrente, rápido o chorro, sin que estén claramente definidos ni científicamente determinados. Se emplea el término cascada para designar la caída desde cierta altura de un río u otra corriente por un brusco desnivel del cauce y se habla de catarata cuando se trata de una cascada muy grande o caudalosa.

En cualquier caso no siempre es fácil la correspondencia entre el nombre del accidente geográfico y el descriptor y muchas cascadas son en realidad cataratas, agravado por que es difícil saber cuando se emplea el descriptor en singular y cuando en plural (como por ejemplo, «catarata de Paulo Afonso» vs. «cataratas del Niágara») y cuando se hace uso del determinativo «de» o «del» («salto Angel» vs «salto de Tungela»). También se emplean voces de otros idiomas, como cachoeira, chute o waterfalls.

Las caídas de agua son sistemas dinámicos que varían con las estaciones y con los años, aunque esto último sólo se hace perceptible a escala geológica. Presentan distintas formas (por ejemplo, si su caída es vertical o si sigue una pronunciada pendiente, etc.), determinadas por el volumen de agua, la altura de la caída, la anchura del lecho y la conformación de las paredes entre las cuales corre el líquido, dependiendo del tipo de roca y de las distintas capas en las que se disponen.

Historia

Su nombre correcto es “Salto Ángel” y no “Salto del Ángel” como muchos lo denominan. Recibe su nombre de un piloto americano llamado Jimmy Angel, quien efectúa un aterrizaje forzoso sin consecuencias graves en la cima del Salto
Salto Angel
Los indígenas de la cultura pemón que habitaban la zona llamaban a la catarata como Kerepakupai-merú que significa “caída de agua hasta el sitio más profundo”.

Se encuentra en el estado de Bolívar, al sureste de Venezuela, dentro del Parque Nacional de Canaima, sexto del mundo en extensión. La vegetación y fauna del Parque son de las más antiguas del mundo, y los yacimientos minerales incluyen minas de oro y diamantes. Aquí, el Salto del Angel comparte protagonismo con los impresionantes Tepuyes, inmensas torres de piedra arenisca formadas por la erosión durante 180 millones de años. El más alto es el Auyantepuy, o Montaña del Infierno, con 2560 metros. Cualquier intento de avistar el Salto parte de Canaima, adonde suele llegarse por avión para evitar largos y costosos viajes en barco o por tierra.

La catarata se redescubrió años más tarde por los ciudadanos occidentalizados, pero aún hoy en día no estamos seguros a quién se le atribuye el hecho. Algunos dicen que fue el explorador venezolano Ernesto Sánchez en 1910, mientras que otros opinan que fueron los capitanes de la Armada venezolana Félix Cardona Puig y Mundó Freixas en 1927.

Quien sea que la haya redescubierto nos hizo un favor a todos los amantes de la naturaleza. La teoría más formal dice que el descubridor fue el explorador y aviador estadounidense Jimmy Angel, quien sobrevoló la zona de Auyantepuy e incrustó su avión cerca de la catarata, y el aviador tuvo que saltar de la avioneta para no accidentarse, por ello se cree que la cascada fue bautizada como “El Salto de Ángel”.

Turismo

El salto Ángel es una de las mayores atracciones turísticas de Venezuela, pero incluso hoy en día un viaje a las cataratas no es un asunto simple, debido a que la zona se encuentra aislada por la espesa selva, y los tepuyes hacen peligrosa la navegación aérea. Se puede llegar a la región mediante un vuelo en avioneta desde Caracas o Ciudad Bolívar, para llegar a un campamento en Canaima. Otros turistas prefieren llegar a las cataratas por medios más naturales, cruzando la selva por las vías acuáticas hasta llegar a la base del salto.

El salto Ángel también es conocido erróneamente como Churún-Merú, nombre que corresponde en realidad a otra catarata que se encuentra en el mismo Tepuy, de unos 400 m de altura.

En Santa Elena de Uairén, Ciudad Guayana y Ciudad Bolívar hay operadores turísticos que realizan excursiones por tierra, agua y aire (en avioneta o helicóptero) para divisar el Auyantepuy y sus numerosos saltos de agua. Las excursiones por tierra y agua se realizan desde el campamento Canaima y duran unas 13 horas.

Los viajes al salto Ángel tienen lugar de junio a diciembre, cuando los ríos tienen la profundidad suficiente para soportar las curiaras de madera (canoas) utilizadas por los indígenas de etnia pemón. Durante la estación seca (de diciembre a marzo) hay menos caudal de agua que lo que se aprecia en algunas fotos. El escurridizo salto no puede ser visto en días nublados, por lo que los visitantes no tienen ninguna garantía de poder verlo en su plenitud.

Fuentes