Saltar a: navegación, buscar

Tomás Álvarez de los Ríos

Tomás Álvarez
Información sobre la plantilla
Tmas Alvarez de los Rios.jpg
Periodista y escritor espirituano
NombreTomás Álvarez de los Ríos
Nacimiento28 de julio de 1918
Guayos, Sancti Spíritus, Bandera de Cuba Cuba
Fallecimiento7 de noviembre de 2008
Sancti Spíritus, Bandera de Cuba Cuba
NacionalidadCubana
CiudadaníaCubana
OcupaciónPeriodista y escritor
Conocido porEl Hombre de los refranes
Obras destacadas“Refranes”, “Los Triángulos del Amor” y “Candelarias”

Tomás Álvarez de los Ríos (El hombre de los refranes). Periodista y escritor espirituano que se destacó por su cubanismo y naturalidad. Colocó en su casa, unos cinco mil proverbios y frases, impresos sobre ladrillos "a vista", que caracterizan el exterior del inmueble, ubicado en las afueras de la ciudad de Sancti Spíritus, en el centro de Cuba. Hoy su casa es el Museo de los Refranes.

Síntesis biográfica

Infancia

Nace el 28 de julio de 1918 en Guayos, en la provincia de Sancti Spíritus, en el seno de una familia humilde. Cursó estudios hasta el cuarto grado en una escuela pública, luego, a los 12 años de edad, abandona los mismos para trabajar como cortador de caña y poder contribuir al sustento de su familia. A pesar de sus necesidades y la imposibilidad de poder adquirir materiales de estudio, la madre de Tomás, Carmen de los Ríos, obligó al mismo, en algunas ocasiones, a escribir con carbón y yeso, y hasta hacer cálculos matemáticos en el piso de su casa.

Adolescencia y juventud

Desde sus primeros años en la adolescencia mostró inclinación por el periodismo y a los 22 comienza a incursionar en este campo como fundador y colaborador de periódicos locales en su natal Guayos, entre ellos podemos mencionar: “Acción”, “Superación”, “Adelante”, entre otros. En estos años se inicia como lector de tabaquerías, oficio que le permitió enriquecer su cultura al leer libros de deferentes cortes incluyendo los políticos como “Los fundamentos del Socialismo en Cuba”. Influenciado por la lectura de estos libros, Tomás expresa sus ideas revolucionarias en la prensa clandestina, convirtiéndose en un activo miembro del Movimiento 26 de julio en la región central por lo cual fue apresado y tuvo que viajar al exilio a Venezuela en 1958.

Labor como Periodista

Cuando triunfa la Revolución ya Tomás contaba con una basta cultura adquirida de forma autodidacta. Por su quehacer antes y después del triunfo de la revolución en 1959 es que comienza a laborar en el periódico "Vanguardia" de la antigua provincia Las Villas, en el cual publicó innumerables trabajos periodísticos, por lo que es considerado fundador de la Unión de Periodistas de Cuba (UPEC), iniciador de la Unión Nacional de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC) de la cual fue su primer presidente, cargo que desempeñó durante 8 años. También fue fundador, en 1979, de la Comisión Provincial de Monumento y es reconocido como fiel defensor de la conservación y restauración de la arquitectura colonial espirituana.

Fue Delegado por varios años a la Asamblea Provincial del Poder Popular, y al culminar su mandato como presidente de la UNEAC en 1987, pasa a laborar como redactor de la Sede del Comité Provincial del PCC, cargo que desempeñó por un año hasta su jubilación en 1988.

Muerte

Fallece a los 90 años el 7 de noviembre de 2008.

Publicaciones

Este incansable espirituano ha escrito 5 novelas: Las Farfanes, Candelaria, Los triángulos del amor, Tronco, ramas y raíces, Esos carreteros y Diálogo entre la palma real y la ceiba, publicadas a lo largo de estos años en Cuba y en España. Aunque menos frecuente, también incursionó en el cuento y el testimonio.

Las novelas  “Los Triángulos del Amor” y “Candelarias”, ambas adaptadas para su transmisión por la Radio Nacional y Provincial. Es miembro de la Asociación Cubana de Autores Musicales y tiene 17 números registrados, uno de ellos “Mi Viejo Puente” y otros interpretados por el Coro de Clave, Arturo Alonso, entre otros intérpretes del patio.

Museo de los Refranes

En el año 1979 comienza Tomás a cubrir las paredes de su casa con pequeñas tablillas de barro con refranes grabados; hoy, su morada es reconocida como el Museo de los Refranes, visitado por incontables espirituanos y foráneos que visitan la villa; razón por la que este versátil creador ha sido nombrado El Hombre de los Refranes.

Fuentes