Saltar a: navegación, buscar

Buitre negro

Buitre negro
Información sobre la plantilla
Buitre-negro.jpg
Clasificación Científica
Nombre científicoAegypius monachus
Reino:Animalia
Filo:Chordata
Clase:Aves
Orden:Falconiformes
Familia:Accipitridae
Especie:A. monachus
Hábitat:Monte bravío.

Buitre negro. La más grande de las rapaces europeas, se encuentra en grave peligro de extinción e incluso en España, que constituye el último refugio del ave en Europa Occidental.Dotados de una extraordinaria vista, los buitres negros, a diferencia del buitre leonado, vuelan a baja altura y nunca en grandes grupos, lo que le permite la localización de presas de menor tamaño o que se encuentran ocultas por los árboles y matorrales que conforman el hábitat de esta especie. El buitre negro es notablemente agresivo e intolerante con sus congéneres por lo que resulta difícil verlo agrupado en torno a una carroña como hacen el resto de los buitres, produciéndose continuas disputas entre miembros de las diferentes especies de necrófagos en las que el buitre negro tiene que ceder ante las grandes aglomeraciones deleonados, de carácter mucho más gregario.

Características

El buitre negro es el ave de mayor tamaño de toda la Península Ibérica. Tiene una envergadura alar de unos 250 cm. Algunos ejemplares llegan incluso a los 3m. Su plumaje es sombrío. Las plumas del dorso son marrones con tintes negruzcos, siendo la zona ventral del cuerpo aún más oscura. El cuello y la parte de la cabeza se encuentran totalmente desnudos, mientras que la cara y la parte superior de la cabeza aparecen cubiertas por plumón. En la base del cuello llama la atención un collar de plumas pálidas de pequeña longitud. No existen diferencias aparentes entre machos y hembras, aunque sí entre los adultos y los jóvenes, los individuos más jóvenes tienen el plumaje más oscuro que los adultos. Su silueta de vuelo es parecida a una tabla, con el cuello recogido mientras vuela, la cola corta y triangular y las plumas primarias muy desplegadas, lo que refuerza su empuje hacia lo alto.Como casi todos los buitres, el buitre negro también es un planeador que rara vez bate las alas. En el aire recoge la cabeza hacia atrás y mantiene las alas desplegadas, mientras que la cola hace el papel de timón. Su voz, ronca y silbante, la emite raras veces.

Buitre negro en pleno vuelo

Hábitat

Su hábitat preferido, y casi exclusivo en España, son los bosques de pinos y, particularmente, las manchas de monte bravío. El Buitre Negro construye en ellos su nido, que puede alcanzar enormes dimensiones. En otoño se afianzan las parejas, que realizan vuelos nupciales y casi enseguida comienzan a arreglar el nido, recogiendo materiales de zonas vecinas; antes del apareamiento se han descrito movimientos de ambas aves, que se colocan en posición casi horizontal y realizan simulacros de lucha. El pollo permanece varios meses en el nido y hasta fines de verano no comienza a volar. Las aves adultas y de edades intermedias se desplazan grandes trechos en busca de comida, por lo que pueden verse en zonas poco montañosas y apartadas de sus lugares de cría.

Reproducción

El buitre negro cría en los árboles. El nido es renovado antes de cada temporada, pudiendo alcanzar un diámetro de 2 metros y una altura de hasta uno. Donde habitan también buitre leonado, suele descansar en nidos vacíos de éstos. No procrea cada año. Inicia la incubación en marzo. Ambos progenitores se dedican a esta tarea, que dura 55 días, de tal manera que a principios de mayo rompe el cascarón un único polluelo. La misión de incubar la realizan muy concienzudamente; algunos expertos afirman que es muy difícil durante la incubación mover a un buitre negro del nido. Sin embargo, otros han tenido experiencia con puestas abandonadas por pequeñas molestias. Recordamos que nunca se deben ocasionar molestias a los nidos en época de cría.

Nidificación

Estos recelosos animales nidifican en las zonas más apartadas de la influencia humana, lugares de difícil acceso debido a lo intrincado de las formaciones vegetales y donde construye un enorme nido siempre en la copa de algún gran árbol. En los fríos meses de invierno se les puede ver volando en parejas de manera sincronizada, elevándose y descendiendo sin parar y a muy corta distancia el uno del otro, en un ritual que precede a la nidificación y que se repite año tras año enlos escasos bosque mediterráneos que aún nos quedan.

El nido, en árboles, principalmente alcornoques y pinos, construido o reparado por ambos padres, es un montón de ramas y palos que pueden alcanzar gran tamaño; está colocado entre 3 y 25 metros; puesta, final de febrero-marzo, un huevo blanco, manchado de pardo-rojizo; incubación, de 52 a 55 días, por ambos sexos; el pollo, alimentado por ambos padres, vuela a los 4 meses.

Alimentación

Los buitres negros demuestran ser más escrupulosos que los buitre leonado a la hora de comer carroña. Cuando se acercan al cadáver de un gran mamífero lo hacen con rapidez para llegar antes que otros buitre. Desgarran la piel y se alimentan casi exclusivamente de materia muscular, evitando las vísceras. En caso de tragar piel o pelos, los expulsan más tarde en forma de egagrópila. Complementan su dieta con animales pequeños que capturan al vuelo y llevan a sus nidos, como pueden ser ardillas, lagomorfos, lagartos y tortugas.

Véase también

Enlaces externos

  • Fauna Ibérica [1]
  • Fundación para la conservación del Buitre negro [2]

Fuentes