Cistocele

De EcuRed
Cistocele
Información sobre la plantilla

Cistocele. Conocido también como “hernia de la vejiga” o “vejiga caída”, es un problema típicamente femenino que se produce cuando la pared entre la vejiga y la vagina se debilita tanto que permite literalmente que la vejiga asome por la vagina.

Un cistocele se presenta cuando una parte de la vejiga sobresale dentro de la vagina. La protuberancia aparece por un defecto en el tejido entre la vejiga y la vagina.

Contenido

Síntomas

Muchos casos son leves y no presentan síntomas.

En casos más graves, los síntomas de cistocele incluyen:

  • Pérdida de orina al reír, estornudar o toser
  • Vaciado incompleto de la vejiga después de orinar
  • Dolor o presión en la pelvis
  • Infecciones frecuentes de la vejiga
  • Dolor durante las relaciones sexuales
  • Sensación de tejido que sobresale de la vagina

Ante determinantes síntomas las mujeres pueden ser atendidas por un ginecobstetra, un cirujano o por un urólogo.

Causas

Existen dos causas fundamentales, una es, haber tenido uno o varios partos por vía vaginal, y, segundo, que estos partos hayan sido lo que en lenguaje médico denominamos traumáticos, es decir, instrumentados. Habría que señalar una tercera causa, vinculada con la debilidad de las paredes musculares de la vagina que se produce como consecuencia del paso de los años.

Razones para realizar la cirugía

“Paciente con Cistocele”.
“Paciente con Cistocele”.

El procedimiento se realiza para detener los síntomas, como problemas para ir al baño, incontinencia urinaria o dolor durante las relaciones sexuales. Generalmente, este tipo de cirugía no se realiza hasta después de haber intentado otros tratamientos, como ejercicios musculares y la inserción de un pesario (un aparato que se coloca en la vagina para intentar corregir la ubicación de la vejiga o del recto). Si ya se probaron estos tratamientos y no se logró ningún alivio, es posible que el médico le sugiera una reparación quirúrgica.

Cuidados después de la cirugía en el hogar

Cuando el paciente regrese a casa, debe hacer lo siguiente para ayudar a asegurar una recuperación sin problemas:

  • Evite levantar objetos que pesen más de 4,5 kg (10 libras) durante seis semanas aproximadamente.
  • Evite tener relaciones sexuales durante alrededor de seis semanas.
  • Evite insertar cualquier elemento en la vagina (p. ej., tampones) durante seis semanas aproximadamente.
  • Consiga ayuda para las tareas del hogar durante algunos días después de la cirugía.
  • Beba grandes cantidades de líquido y siga una dieta saludable, con alto contenido de fibras para que las heces sean blandas.
  • Asegúrese de seguir las instrucciones del médico.

Posibles complicaciones

Las complicaciones son poco frecuentes, pero ningún procedimiento está completamente libre de riesgos. Si está planificando someterse a este tipo de reparación, el médico revisará una lista de posibles complicaciones, que pueden incluir:

  • Reacción adversa a la anestesia
  • Infección
  • Sangrado
  • Daño accidental a la vagina, el recto y la vejiga
  • Daño accidental a los órganos cercanos

Grados de cistoceles

  • Grado 1: Leve - la vejiga únicamente baja un poco por la vagina.
  • Grado 2: Más severo - la vejiga se hunde en la vagina lo suficiente para alcanzar el orificio de la vagina.
  • Grado 3: Más avanzado - la vejiga sobresale por el orificio de la vagina.

Tratamiento

El tratamiento médico consiste en el fortalecimiento de los músculos de la vagina y del suelo de la pelvis. En cuanto al quirúrgico, que es una operación vaginal sencilla, se reserva para los casos diagnosticados como moderados o severos. Es lo que se conoce como colporrafia, palabra conformada por el prefijo kolpós, que significa vagina; y rhaphé, sutura. Para decirlo de forma popular es una especie de rectificación de la pared dañada con el empleo de sutura. En los casos de intervención quirúrgica la vida de la mujer, tanto social como laboralmente, puede continuar un curso normal.

El tratamiento puede incluir: · Modificación de la actividad (por ejemplo, no levantar objetos pesados o hacer esfuerzos que podrían empeorar el cistocele). · Pesario - dispositivo colocado en la vagina para mantener la vejiga en su lugar. · Cirugía (para volver a colocar la vejiga en una posición más normal). Terapia de reemplazo con estrógenos (puede ayudar a fortalecer los músculos alrededor de la vagina y de la vejiga).

Si la terapia de reemplazo hormonal es una opción posible, no se debe tomar la decisión de iniciar este tratamiento sin antes haber realizado junto al médico una evaluación de la relación riesgo-beneficio en función de los antecedentes médicos particulares


Prevención

Para ayudar a reducir las probabilidades de tener cistocele, siga estos pasos:

  • Evite levantar objetos pesados.
  • Realice ejercicios de Kegel regularmente.
  • Trate el estreñimiento.
  • Deje de fumar.
  • Mantenga un peso saludable.

Cuáles son los resultados del cistocele

Además de las molestias, el resultado de una vejiga caída puede causar dos clases de problemas:

  • Escape de orina.
  • Vaciado incompleto de la vejiga.

La vejiga caída extiende el orificio hasta la uretra y la orina puede salir cuando la mujer hace cualquier cosa que cause presión en la vejiga, por ejemplo cuando tose.

Cuáles son los grados de cistoceles

  • Grado 1 Leve - la vejiga únicamente baja un poco por la vagina.
  • Grado 2 Más severo - la vejiga se hunde en la vagina lo suficiente para alcanzar el orificio de la vagina.
  • Grado 3 Más avanzado - la vejiga sobresale por el orificio de la vagina.

Fuentes