Formación y Educación Ambiental

De EcuRed
Formación y Educación Ambiental
Información sobre la plantilla

Formación y educación ambiental. Proporcionar a todas las personas la posibilidad de adquirir los conocimientos para proteger y mejorar el Medio ambiente

Contenido

Objetivos

  • Ayudar a hacer comprender claramente la existencia y la importancia de la interdependencia económica, social, política y ecológica en las zonas urbanas y rurales.
  • Proporcionar a todas las personas la posibilidad de adquirir los conocimientos, el sentido de los valores, las actitudes, el interés activo y las aptitudes necesarias para proteger y mejorar el medio ambiente.
  • Inculcar nuevas pautas de conducta en los individuos, los grupos sociales y la sociedad en su conjunto, respecto al medio ambiente.

Introducción

En este sentido, es importante reconocer que está la presencia de una crisis ambiental que necesita ser abordada con una gran voluntad y acción política, científica, técnica y educativa por los Gobiernos. Los decisores, contribuyen a la gestión local de la gobernabilidad de los procesos del medio ambiente y su protección.

También dicha crisis debe enfrentarse desde la revisión de los valores y modelos que inspiran la gestión de los bienes comunes, así como de políticas por los decisores consecuentes con la protección del medio ambiente y que eviten las guerras, el terrorismo y la muerte de los hombres, como ocurren en otras regiones del mundo.

Se necesita y es medular para lograr la protección de la biosfera, incorporar la dimensión ambiental, a todos los procesos de la vida de la sociedad mundial. Por ello, es importante que el hombre tenga un conocimiento adecuado sobre el medio ambiente en que vive. De esto depende, en gran medida, que las presentes y las futuras generaciones puedan subsistir, para ello, es necesario, y contribuye significativamente, la puesta en práctica de la educación ambiental. La educación ambiental y su integración a la educación en población y de toda la sociedad tienen, como base, la presencia de problemas ambientales nacionales y locales, aunque dicha concepción, no se reconoce todavía, como un postulado para el desarrollo de este proceso educativo social.


Formación

Es importante destacar que el desarrollo de la educación ambiental activa y creadora posibilita y contribuye a formar una personalidad con valores que hagan real la protección del medio ambiente de forma práctica y no teórica. El resultado esperado, mediante el desarrollo de este trabajo educativo, es la manifestación de una cultura ambiental en los ciudadanos. Posteriormente, se retoma la importancia de la educación y la formación ambiental para los decisores por su importancia para la gestión consecuente que garantice protección del Medio ambiente

Medio Ambiente

Los problemas del medio ambiente y el uso de este término, han adquirido una connotación mundial en los momentos actuales. Consideramos importante caracterizar qué es el medio ambiente, concepto muy debatido y contradictorio en las últimas décadas, por definirse indistintamente, como medio y como ambiente, así como entorno, medio circundante, medio geográfico y otros, que no expresan la integralidad estructural, funcional y social de lo que significa este término.

En el contexto internacional, "...se ha convenido ahora en que el concepto de medio ambiente debe abarcar el medio social y cultural y no sólo el medio físico, por lo que los análisis que se efectúen deben tomar en consideración las interrelaciones entre el medio natural, sus componentes biológicos y sociales y también los factores culturales”.

Concepto

El concepto de medio ambiente es autónomo e independiente, tiene su propia identidad y está caracterizado por diversas connotaciones filosóficas y políticas que determinan la conveniencia de mantenerlo y utilizarlo en la actualidad. En Cuba, se considera al medio ambiente de manera integral, teniendo como centro de atención y protección, a su principal integrante: el hombre.

En nuestro país se entiende por medio ambiente "...el sistema de elementos abióticos, bióticos y socio-económicos con el que interactúa el hombre, a la vez que se adapta al mismo, lo transforma y lo utiliza para satisfacer sus necesidades..." A continuación profundizaremos en la formación y educación ambiental como parte de la preparación y capacitación de los decisores.

Educación Ambiental

La educación, como proceso integral, dinámico y complejo, y por las actividades sistemáticas mediante las cuales se interrelacionan el maestro y los alumnos, en el ámbito de la escuela, influye decisivamente en la formación de la personalidad. El Partido Comunista de Cuba planteó, en su primer Congreso, que "...al constituir la escuela el eslabón principal de la educación comunista que se da por toda la sociedad con sus diversas organizaciones y entidades, en la que figura la familia como la inicial, se confía al Estado la función de proporcionarla, institucionalmente, a través del Sistema Nacional de Educación...", la función que a la escuela se le confiere para la formación integral de la personalidad.

Además, que "...la finalidad esencial de la educación es la formación de convicciones personales y hábitos de conducta, y el logro de personalidades integralmente desarrolladas que piensen y actúen creadoramente, aptas para construir la nueva sociedad y defender las conquistas de la Revolución..." Por ello, es muy importante que los decisores con sus funciones y atribuciones, puedan comprender que, la educación tiene la responsabilidad de realizar un aporte significativo a la formación armónica y multifacética de la personalidad de la joven generación, y también en favor de la protección del medio ambiente.

Consideraciones sobre el concepto de Educación Ambiental

A los efectos de la Ley del Medio Ambiente se expresa que "...La educación ambiental se considera un proceso continuo y permanente que constituye una dimensión de la educación integral de todos los ciudadanos, orientada a que en el proceso de adquisición de conocimientos, desarrollo de habilidades, actitudes, y formación de valores, se armonicen las relaciones de los hombres y entre éstos con el resto de la sociedad y el medio ambiente, para propiciar la reorientación de los procesos económicos, sociales y culturales, hacia el desarrollo sostenible”.

Principios rectores formulados internacionalmente, que constituyen las direcciones para realizar el trabajo de educación ambiental:

  • Considerar al medio ambiente en su totalidad, es decir, en sus aspectos naturales y creados por el hombre, tecnológicos y sociales (económico, político, técnico, histórico-cultural, moral y estético).
  • Constituir un proceso continuo y permanente, comenzando por el grado preescolar y continuando por todas las fases de la enseñanza formal y no formal.
  • Aplicar un enfoque interdisciplinario, aprovechando el contenido específico de cada disciplina, de modo que se adquiera una perspectiva global y equilibrada.
  • Examinar las principales cuestiones ambientales desde los puntos de vista local, nacional, regional e internacional, de modo que los educandos se compenetren con las condiciones ambientales de otras regiones geográficas.
  • Concentrar en las actuales situaciones ambientales y en las que pueden presentarse, habida cuenta también de la perspectiva histórica.
  • Insistir en el valor y la necesidad de la cooperación local, nacional e internacional, para prevenir y resolver los problemas ambientales.
  • Considerar, de manera explícita, los aspectos ambientales en los planes de desarrollo y de crecimiento.
  • Hacer participar a los alumnos en la organización de sus experiencias de aprendizaje, y darles la oportunidad de tomar decisiones y aceptar sus consecuencias.
  • Establecer una relación para los alumnos de todas las edades, entre la sensibilización por el medio ambiente, la adquisición de conocimientos, la aptitud para resolver los problemas y la clarificación de los valores, haciendo especial hincapié en sensibilizar a los más jóvenes en los problemas del medio ambiente que se plantean en su propia comunidad.
  • Ayudar a los alumnos a descubrir los síntomas y las causas reales de los problemas ambientales.
  • Subrayar la complejidad de los problemas ambientales y, en consecuencia, la necesidad de desarrollar el sentido crítico y las aptitudes necesarias para resolver los problemas.

Importancia de la educación ambiental en la formación de los decidores

En este contexto, se debe precisar que la educación ambiental como proceso político-educativo, no puede por si sola, lograr la protección del medio ambiente y la calidad de vida de la población. La práctica socio ambiental cubana, ha demostrado que la protección ecológica y seguridad ambiental, requieren y necesitan de una voluntad y acciones políticas, económicas y sociales por parte de los decisores.

En muchos países y regiones, se concibe la protección ambiental, como un proceso para la conservación estricta solamente de los recursos naturales, y no se ha logrado incorporar la preservación de los componentes históricos, culturales y sociales, así como la atención y protección del hombre – principal integrante del medio ambiente -, y su calidad de vida, no se incluye, en ocasiones, dentro sistema integral de gestión ambiental.

La protección del medio ambiente está determinada por diversos factores, condiciones, medidas, normas y procesos, entre los que figura la educación ambiental.

La protección del medio ambiente, tiene que estar presente como dirección política, económica y social de cada Estado y depende también de la educación ambiental. El problema es de enorme magnitud y desafía a todos: políticos, decisores, científicos, educadores, estudiantes, profesionales, obreros y ciudadanos.

En la Constitución de la República de Cuba, en su artículo 27, se expresa que: "... El Estado protege el medio ambiente y los recursos naturales del país. Reconoce su estrecha vinculación con el desarrollo económico y social sostenible para hacer más racional la vida humana, y asegurar la supervivencia, el bienestar y la seguridad de las generaciones actuales y futuras. Corresponde a los órganos competentes aplicar esta política. Es deber de los ciudadanos a contribuir a la protección del agua, la atmósfera, la conservación del suelo, la flora, la fauna y todo el rico potencial de la naturaleza lo que revela el compromiso, voluntad política y su expresión práctica del Estado cubano por este noble, humano y medular problema contemporáneo”

Es importante destacar que los decisores no pueden poner en práctica el desarrollo económico y social sostenible, sin tener una adecuada educación ambiental que garantice que mediante su gestión se logre que en todas las actividades de cada ciudadano, se tengan presente al medio ambiente el trabajo preventivo y su protección.

La educación ambiental debe ser concebida como un proceso permanente durante toda la vida, cuyo comienzo no sea en la escuela, sino en el hogar, antes y desde el nacimiento del niño, en que la familia establezca las nociones elementales sobre la protección del medio ambiente, para el ulterior desarrollo en los centros de producción, docencia, sociales, históricos y culturales, entre otros, y debe recibir el apoyo de los ministerios, organizaciones gubernamentales y no gubernamentales, las instituciones políticas y de masas, y de los medios masivos de comunicación.

Proyectos y estrategias

Proyectos innovadores para la formación y educación ambiental. Estrategias y sistema de acciones para los decidores.

En este análisis, debemos reconocer que un proyecto de educación ambiental es un conjunto de acciones coherentemente desarrolladas, cuyo resultado sea la solución de un problema ecológico escolar, familiar, comunitario y social, logrando minimizar los problemas y producir impactos beneficiosos en la población.

El trabajo de educación ambiental, en la actualidad, se orienta que se realice teniendo en cuenta los cinco problemas ambientales nacionales determinados por el país:

  1. Degradación de los suelos.
  2. Deterioro de las condiciones ambientales en los asentamientos humanos.
  3. Contaminación de las aguas terrestres y marinas.
  4. Deforestación
  5. Pérdida de la Diversidad biológica

Por lo antes expuesto, la estrategia actual para lograr el desarrollo más efectivo de proyectos, experiencias, estudios, investigaciones, y otros trabajos pilotos, requiere de la utilización de la ciencia y de los recursos que ofrece la investigación pedagógica y educativa. Por ello, es importantísimo que tenga en cuenta y se considere, dentro del trabajo de gestión y educación, y de capacitación para los decisores, lo siguiente:

Algoritmo flexible

Sugerencias de algoritmo flexible a considerar por los decisores para los programas de educación ambiental:

  • Diagnosticar eficientemente el problema ambiental territorial.
  • Identificar puntualmente el objeto de estudio ( recurso natural, componente del medio ambiente o problema ambiental).
  • Definir el objetivo especifico de la experiencia.
  • Expresar posibles hipótesis, preguntas científicas, ideas a defender y otras predicciones científicas.
  • Formular tareas afines a ejecutar.
  • Seleccionar los métodos, técnicas, procedimientos e instrumentos
  • Implementar los enfoques, estrategias y, fundamentalmente, las actividades y trabajos para resolver los problemas ecológicos.
  • Determinar cómo se transformará y solucionará el problema ambiental puntual y territorial existente.
  • Valorar el resultado ambiental y educativo a obtener y su contribución a la cultura ambiental.
  • Determinar la participación humana (alumnos, docentes y comunidad) en la solución del problema ambiental y el trabajo educativo.
  • Diseñar los indicadores, dimensiones, variables, parámetros y otros para determinar la efectividad de la solución del trabajo ambiental y de la labor educativa, así como medir los impactos logrados.
  • Realizar la evaluación del trabajo (cuantitativa, cualitativa y de otros tipos).
  • Presentar, comunicar y extender los resultados del trabajo.
  • Concebir e implementar los resultados y su seguimiento valorando su sostenibilidad para que no se manifieste otra vez el problema ambiental.

Lo antes apuntado – avalado por su utilización e introducción favorables en proyectos en nuestras escuelas y comunidades -, no puede valorarse como un algoritmo de trabajo rígido y estático; debe considerarse como una estrategia dialéctica, flexible, creativa, participativa, productiva y no reproductiva, que se retroalimente durante su aplicación escolar y comunitaria.

Análisis de programas

Análisis de la realidad: justificar un programa de educación ambiental:

La educación ambiental es una herramienta para lograr el desarrollo humano sostenible, lo cual implica mejorar las relaciones entre los seres humanos y de estos con su medio, y por lo tanto, debe incidir en la prevención y resolución de problemas ambientales de manera holística (económicos, ecológicos y sociales) En este sentido es obvio que un correcto diseño de la intervención educativa requiere un conocimiento previo exhaustivo sobre la realidad ambiental en la que se va a trabajar en la que se tome a la población como objeto y sujeto del desarrollo.

Este análisis previo debe identificar los diferentes problemas, las causas, consecuencias y procesos, así como la percepción que tiene la población sobre todos los aspectos y en particular sobre sus problemas de calidad de la vida de forma integral.

Identificación del problema ambiental holístico

Para la formación ambiental de los decisores es un requisito fundamental que los mismos aprendan a realizar diagnósticos integrales de la realidad ambiental y que sean realizados con criterios científico-técnicos e interdisciplinarios. Y éstos deben servir para identificar los aspectos y factores del medio ( político,económico, ecológico y social ) sobre los que queremos intervenir desde la dimensión educativa de forma ecointerdependiente y multicausal.

No podemeos olvidar, que los decisores para realizar una verdadera justificación de un proyecto de educación ambiental municipal debe basarse en el análisis de la problemática ambiental holística del territorio, potenciando los conocimientos locales, la cultura e identidad de la localidad , así como las fortalezas y debilidades integrales del territorio.


Cumplimiento de los Objetivos

Los decisores deben poseer los conocimientos y habilidades para que en cualquier proyecto de formación ambiental se tome como invariante de su labor, y en particular de su gestión, que es muy importante que el cumplimiento de los objetivos.

Los decisores beben potenciar su preparación integral y básicamente la formación ambiental para que tengan en consideración que entre la gran diversidad de posibles objetivos generales de un programa municipal de educación ambiental es necesario profundizar en los siguientes aspectos:

  • Potenciar en las representantes de los gobiernos locales la necesidad de la comprensión de las necesidades sentidas de desarrollo humano municipal mediante el análisis de la estructura compleja del medio ambiente municipal como resultado de la interacción de los aspectos históricos, físicos, biológicos, sociales, culturales, económicos y el modelo de desarrollo. *Facilitar a la población local la toma de conciencia sobre la importancia de su derecho al desarrollo humano y de la conservación del medio ambiente mediante los esfuerzos de su gestión de desarrollo comunitario. Para este fin la educación ambiental deberá difundir la información sobre los modelos y procesos de desarrollo comunitario con el fin de promover la adopción de modos de vida que permitan un equilibrio entre desarrollo y medio ambiente que tomen a la población municipal como objeto y sujeto de dicho desarrollo.
  • Favorecer en los representantes del gobierno municipal y en la población la comprensión de las interdependencias económicas, políticas y ecológicas del mundo moderno y la importancia de su protagonismo como verdadero actor de su proyecto de vida. Para ello la EA debe fomentar un espíritu de responsabilidad, solidaridad y equidad entre individuos, comunidades, países y regiones.
  • Propiciar los medios económicos necesarios para la lograr la satisfacción de las necesidades sentidas de la población, lo cual le permita crear las condiciones necesarias para lograr la adquisición de los diferentes miembros de la colectividad de una amplia gama de destrezas y procedimientos para la interpretación del medio y la acción en favor del mismo.
  • Fomentar una actitud crítica, activa y participativa en la búsqueda de soluciones a los problemas ambientales del municipio de forma holística.
  • Promover el desarrollo de la cultura ambiental comunitaria y municipal indispensable para lograr el disfrute del entorno para desarrollar relaciones afectivas y de respeto. En fin, la gestión municipal debe propiciar que en todo programa de educación ambiental dentro del marco de objetivos generales formulados anteriormente y de las estrategias ambientales municipales, que se determinen para todas las diferentes fases una serie de objetivos específicos concretos que han de seguir los siguientes criterios:
  1. Deben ser objetivamente evaluables mediante indicadores, los cuales se deben poder constatar mediante su grado de consecución a través de la construcción de indicadores municipales viables en toda su dimensión ecointerdependiente (utilizados como sistema de medida del éxito o del fracaso de la gestión municipal).
  2. La interrelación y derivación los de los objetivos a corto plazo debe ser coherente con aquellos a largo plazo, teniendo en cuenta que los programas de Educación Ambiental y los procesos de interiorización de las necesidades sentidas y sobre todo de las acciones para solucionar los problemas de la calidad de vida se desarrollan en un proceso progresivo y continuado.

Por otro lado, un objetivo de la formación ambiental de los decisores puede implicar potenciar su gestión para tomar el protagonismo en la sociabilización de la búsqueda de una conciencia social que refleje la realidad ambiental que descubrimos como insatisfactoria y que pretendemos transformar.

Por ello es preciso que el programa se adecue a las necesidades de los destinatarios, por ejemplo en las siguientes líneas:

  1. Educación como proceso social y económico: para la obtención de empleos, para la formación básica, un requisito previo a cualquier otra clase de educación de adultos.
  2. Educación para la formación y perfeccionamiento profesional y técnico. Educación para la salud, bienestar y para la cultura general integral ciudadana, etc.
  3. Educación para la capacitación cívica, política y comunal, que comprenda todo tipo de programas educativos sobre cuestiones de gobierno, de desarrollo de la comunidad, asuntos públicos e internacionales, etc.
  4. Educación para la realización personal, etc.

En fin, es una necesidad de primer orden establecer con claridad los objetivos de cualquier metodología para potenciar el gran papel de la educación ambiental como instrumento y herramienta del desarrollo comunitario de las prioridades de la gestión municipal desde la misma concepción, formulación, gestión y realización de cualquier proyecto de desarrollo.

Conclusiones

Se hace necesario a modo de conclusiones, significar que se han destacado algunos principios teórico-prácticos claves que han de tenerse en cuenta para diseñar un programa de educación ambiental que contribuya a la sostenibilidad del desarrollo comunitario, los cuales deben ser enriquecidos por la práctica social. La adecuada formación y educación ambiental en los decisores, constituyen premisas y requerimientos primordiales para el éxito de la gobernabilidad de los mismos mediante la gestión, manejo y la protección del medio ambiente en los procesos productivos, económicos, sociales y políticos.


Referencias bibliográficas

Fuente

  • Tania Santiago XIII.