Saltar a: navegación, buscar

Biodiversidad

(Redirigido desde «Diversidad biológica»)
Biodiversidad
Información sobre la plantilla
Integracion.jpeg
Concepto:Conjunto de todos los Seres vivos y especies que existen en el Planeta Tierra y a su interacción.

Biodiversidad. Variabilidad de Organismos vivos de cualquier fuente, incluidos, entre otras cosas, los ecosistemas terrestres y Ecosistemas marinos, otros ecosistemas acuáticos y los complejos ecológicos de los que forman parte; comprende la diversidad dentro de cada Especie, entre las especies y de los Ecosistemas.

Concepto

Biodiversidad es el resultado de la Evolución de la vida a través de millones de años, cada organismo tiene su forma particular de vida, la cual está en perfecta relación con el medio que habita. El gran número de especies se calculan alrededor de 30 millones; esta cifra no es exacta debido a que no se conocen todas las especies existentes en el planeta.

La variabilidad de organismos vivos de cualquier fuente, incluidos, entre otras cosas, los ecosistemas terrestres y marinos, otros ecosistemas acuáticos y los complejos ecológicos de los que forman parte; comprende la diversidad dentro de cada especie, entre las especies y de los ecosistemas

Componentes y e interrelación

La diversidad genética
Es la variedad de genes o formas genéticas subespecíficas
La diversidad taxonómica
Variedad de especies u otras categorías taxonómicas
La diversidad ecológica
Variedad de ecosistemas en cualquier nivel geográfico
  • Diversidad genética: Resume la idea de variedad y variabilidad de genes y agrupaciones de genes. Suele advertirse mediante la identificación de variedades genéticas por debajo de la categoría de especie, pero incluye también la variedad genética individual.
  • Diversidad taxonómica: Es la idea más difundida de biodiversidad, al incluir la variedad de especies; pero también incluye la variedad a otras escalas taxonómicas: géneros, órdenes, clases, reinos.
  • Diversidad de ecosistema: Supone la variedad de sistemas que incluyen vida. Al no existir una clasificación universalmente aceptada de estos sistemas, resulta difícil de estimar.

Importancia de la biodiversidad

La extinción de especies que estamos viviendo en la actualidad está provocada fundamentalmente por el ser humano y por lo tanto también está en las manos el corregir la actitud para solucionar el problema.

Con los monocultivos, la deforestación, el cambio climático, el agujero de ozono, el efecto invernadero ampliado y la sobreexplotación a que está sometido el planeta tierra, tendiendo a la desaparición a muchas especies y por lo tanto disminuyendo la biodiversidad.

Existen varias razones que justifican la necesidad de conservar y mantener la biodiversidad:

  1. Razones científicas: Desde la importancia del estudio de los organismos que permite entender la evolución de los seres vivos hasta la obtención de productos curativos (antibióticos y antifúngicos por ejemplo) pasando por la investigación animal y comprensión de su ecología.
  2. Razones ecológicas: Producen el oxigeno que respiramos, nos alimentan, nos proporcionan energía (petróleo y carbón), nos sirven de compañía. Intervienen en los ciclos biogeoquímicos, se encargan de fijar la energía solar formando biomasa aprovechable, depuran las aguas y el aire, e impiden la desertización, entre otras muchas.
  3. Razones lúdicas y estéticas: Generan bellos paisajes que nos permiten el aprovechamiento recreativo.
  4. Razones económicas: Sencillamente mantienen la economía del planeta entero. Se comercia con carnes, con pieles, con madera, con productos silvestres variadísimos (miel, cera, caucho, látex, resinas…), con carbón y petróleo, con lana, con seda. Permiten la agricultura y la ganadería. Dan la materia prima para las fibras textiles, para el desarrollo de productos cosméticos y medicinales. Potencian el turismo.

El valor esencial y fundamental de la biodiversidad reside en que es resultado de un proceso histórico natural de gran antigüedad. Por esta sola razón, la diversidad biológica tiene el inalienable derecho de continuar la existencia. El hombre y la cultura, como producto y parte de esta diversidad, debe velar por protegerla y respetarla.

La biodiversidad es garante de bienestar y equilibrio en la biosfera. Los elementos diversos que componen la biodiversidad conforman verdaderas unidades funcionales, que aportan y aseguran muchos de los “servicios” básicos para la supervivencia. Finalmente desde la condición humana, la diversidad también representa un capital natural. El uso y beneficio de la biodiversidad ha contribuido de muchas maneras al desarrollo de la cultura humana, y representa una fuente potencial para subvenir a necesidades futuras.

Día de la Biodiversidad

En junio de 1998 y durante 24 horas seguidas, un grupo de científicos se reunió para
Día de la Biodiversidad
intercambiar conocimientos y elaborar un inventario de la diversidad biológica en un área cercana a Boston, EE.UU.

Al año siguiente, la revista GEO de Alemania retomó la idea y organizó en Alemania, Austria y Suiza el primer “Día de la Diversidad Biológica”, convocando a científicos, estudiantes y miembros de la comunidad. Durante 24 horas, más de cien personas buscaron plantas y animales en un círculo de 12 Km.

En sólo un día se encontraron más especies de las esperadas, en algunos lugares especies desconocidas para la ciencia o nuevas para el lugar. Por supuesto, estos eventos tuvieron un fuerte impacto en la opinión pública y su percepción de la diversidad biológica.

Fue tal el éxito de estas ‘maratones taxonómicas’ que al año siguiente el Día de la Biodiversidad se realizó de manera simultánea en 250 zonas de 7 países europeos (Austria, Italia, Alemania, Holanda, Luxemburgo, Polonia y Suiza).

El evento congregó a más de 25.000 personas pertenecientes a institutos de investigación, universidades, museos, comunidades, grupos de jóvenes, alcaldías, ministerios del medio ambiente regionales y colegios en una participación masiva. Este trabajo conjunto promovió un intercambio científico que se ha convertido en facilitador de un mayor conocimiento de la biodiversidad.

Expandiendo esta experiencia, el Día de la Biodiversidad llegó por primera vez a América Latina en junio de 2001. La celebración, en Villa de Leiva, Colombia, fue organizada por el Instituto de Investigación de Recursos Biológicos Alexander von Humboldt|Alexander von Humboldt, la Alcaldía de Villa de Leyva y la Agencia de Cooperación Alemana GTZ. En ella participaron más de 800 científicos, estudiantes, ambientalistas y amantes de la naturaleza de toda Colombia.

En el evento, los participantes reportaron la identificación de cientos de especies; muchas desconocidas en el área y algunas nuevas para la ciencia. Estas especies fueron identificadas dentro de las tres diferentes zonas de vida que conforman Valle de Leiva, entre los 2145 y 3000 metros sobre el nivel del mar. Las tres zonas estudiadas fueron la zona seca compuesta por desiertos, la zona subhúmeda con parches de bosque nativo, y la zona húmeda con muestras de bosque montano y páramo seco.

El 22 de mayo, del 2010 con motivo de la conmemoración de la firma de la Convención sobre Diversidad Biológica se celebra el Día de la Diversidad Biológica. El lema de este año es Biodiversidad y cambio climático es, por tanto, muy apropiado. Sin duda, la conservación y el uso sostenible de la diversidad biológica son elementos esenciales en toda estrategia de adaptación al Cambio Climático. Los Manglares y otros Humedales costeros constituyen un baluarte que nos protege de los fenómenos meteorológicos extremos y la elevación del nivel del mar.

Ante la aridez y el calentamiento progresivos de las tierras agrícolas, la diversidad del Ganado y de los cultivos de cereales podría brindar a los agricultores alternativas para adaptarse a las nuevas condiciones. Los bosques, las turberas y otros ecosistemas absorben dióxido de carbono de la atmósfera y, con ello, contribuyen a mitigar el aumento de las emisiones de Gases de Efecto de Invernadero.

Fuentes