Litiasis vesical

De EcuRed
Litiasis vesical
Información sobre la plantilla
Región más común:Cavidad vesical

Litiasis vesical es una enfermedad frecuente, cuyo tratamiento endoscópico desde comienzos del siglo XIX permite por primera vez en la historia de la medicina.

Contenido

Litiasis vesical

Se define como la presencia en la cavidad vesical de uno o más cálculos los que pudieron formarse en dicha cavidad o llegar hasta allí procedente las vías urinarias superiores, de acuerdo con este origen, los cálculos vesicales se divide en:

Primarios

Se forman dentro de la cavidad vesical y responde a una afección condicionante, como la obstrucción crónica, la vejiga neurogénica o la presencia de cuerpos extraños.

La obstrucción crónica con vejigas dilatadas, de extásis y orinas infectas, como se observa en los tumores prostáticos, la estrechez uretral y la esclerosis del cuello vesical, pueden original cálculos primarios, lo mismo ocurre en los casos de vejigas atónicas con gran residuo vesical, el ejemplo mas típico, la vejigas neurogénica.

La presencia de cuerpos extraños contribuye a la formación de cálculos primarios en la vejiga, entre estos cuerpos extraños figuran, fragmentos de sondas, catéteres con larga permanencia en su interior, suturas no reabsorbibles e introducción de cuerpos extraños en la vejiga a través de la uretra.

Secundarios o Migratorio

Es aquel que se forma en el Riñón y en su trayecto descendente, migra a la vejiga, es la modalidad mas frecuente, presupone una enfermedad obstructiva asociada, ya que si un cálculo pequeño transita por el uréter, debe franquear por el cuello vesical y uretra, estructuras anatómicas de luz mayor.

Cuadro clínico

La sintomatología está dada por dos factores fundamentales:

  • La acción traumática del cálculo sobre la mucosa vesical.
  • La enfermedad obstructiva asociada.

La acción traumática del cálculo sobre la mucosa vesical, fundamentalmente sobre el trígono vesical y el cuello, determina polaquiuria, sobre todo del tipo diurna, dolor durante la micción y hematuria, en ocasiones se produce pujo y tenesmo vesical. Al conjunto de estos síntomas hoy día muchos lo consideran como un nuevo Síndrome y los denominan Síndrome de irritabilidad vesical.

En ocasiones se produce la interrupción brusca del chorro de orina al alojarse el cálculo en l cuello vesical en el curso de la micción. La sintomatología de la enfermedad obstructiva asociada, está determinada por polaquiuria diurna y nocturna, chorro débil, orinas turbias e, incluso, retención completa.

Diagnóstico

Se plantea en aquellos pacientes con antecedentes de cólicos nefríticos, expulsión de cálculos, tratamientos litotritores u operados, que se presentan con la sintomatología arriba referida y sobre todo en presencia de interrupción brusca del chorro de orina.

  • El parcial de orina reportara una hematuria microscópica en la mayor de las veces, con leucocituria, lo que infiere un proceso infeccioso urinario asociado.
  • El ultrasonido diagnóstico de vías urinarias con vejiga llena, además de definir la presencia de otros cálculos en el riñón, demostrará la presencia de imagen ecogénica sobre la vejiga, reflejo del o los cálculos en su interior.
  • La radiografía simple resulta de gran utilidad, demuestra la presencia del cálculo en el espacio pélvico, lo que debe diferenciarse de imágenes calcificadas fuera de la cavidad vesical.
  • Una uretrocistografía retrograda y miccional a veces resulta necesario para definir algún proceso obstructivo sospechado.
  • La cistoscopia confirmará el diagnostico al observarse la imagen calcárea en el interior vesical.

Complicaciones

Las complicaciones son frecuentes cuando no se actúa lo suficientemente rápido cuando se esta en presencia de un paciente aquejado de litiasis vesical, entre las más frecuentes:

  • Infecciones urinarias bajas.
  • Retención completa de orina por impacto del cálculo en el cuello vesical.
  • Divertículos vesicales.
  • Carcinoma vesical.

Tratamiento

El tratamiento de la litiasis vesical es eminentemente quirúrgico, la vía endoscópica con el uso de diferentes litotritores (mecánicos, neumáticos, electrohidráulicos, por hondas de choque, láser, etc.), con la solución del factor obstructivo bajo, usando la resección endoscópica de tumores prostáticos, esclerosis de cuello vesical, o el uso de uretrótomos, en el caso de estrechez uretral, resultan procederos de gran aceptación por el paciente por ser minimamente invasivos.

La cirugía abierta es usada en aquellos pacientes en los que los procederes anteriores no están indicados, la cistolitotomía, resulta un proceder quirúrgico, que permite observar y corregir factores obstructivos condicionantes de las litiasis vesicales.

Frecuente

La litiasis vesical es una enfermedad frecuente, cuyo tratamiento endoscópico desde comienzos del siglo XIX permite por primera vez en la historia de la medicina, poder elegir entre la cirugía cruenta tradicional y la litotricia vesical moderna, bajo visión, que apenas causa complicaciones.

La litiasis vesical es la presencia de uno o más cálculos alojados en su cavidad, más frecuente en el sexo masculino y en mayores de 50 años. Es conocido que la causa que se relaciona con la formación de cálculo vesical son hábitos alimentarios, alteraciones metabólicas y de la mucosa vesical, éxtasis urinario secundario a patología Cerviño-uretral orgánica o funcional y cuerpos extraños.

Los cálculos vesicales en la mujer son muy raros y usualmente están asociados a divertículo uretral o a ureterocele, dentro de las causas de litiasis vesical está la presencia de cuerpos extraños, como en el caso de mujeres operadas de incontinencia urinaria y la formación de litiasis a partir de resto de suturas y constituyen el 5% en frecuencia (5, 6,7), un cuerpo extraño una vez situado dentro de la vejiga tiende a calcificarse. La velocidad de dicha calcificación depende de la existencia o no de infección, del PH de la orina y de la naturaleza del cuerpo extraño (8, 9, 10). No es frecuente la aparición de litiasis vesical en una mujer.

Fuente