Municipio de Playas de Rosarito

Revisión del 16:02 19 nov 2015 de Reynier idict (discusión | contribuciones) (Salud)
(dif) ← Revisión anterior | Revisión actual (dif) | Revisión siguiente → (dif)
Municipio de Playas de Rosarito
Información sobre la plantilla
Localidad de México
Playas de Rosarito en Baja California..JPG
EntidadLocalidad
 • PaísBandera de los Estados Unidos Mexicanos México
 • EstadoBaja California
 • MunicipioPlayas de Rosarito
 • Fundación1787
Población (2010) 
 • Total90 668 hab, hab.
GentilicioRosaritense

El Municipio de Playas de Rosarito pertenece al estado de Baja California (México). Su cabecera es la población de Rosarito. Según el censo del año 2010 el municipio contaba con 90,668 habitantes. Tiene una extensión territorial de 513,32 km². Se localiza a 32° 21' de latitud norte y 117° 03' de latitud oeste.

Colinda al norte y al este con el municipio de Tijuana, al oeste con el océano Pacífico y al sur con el municipio de Ensenada.

Historia

A fines del siglo XVIII los misioneros y frailes dominicos españoles le dieron el nombre de El Rosario a una ranchería indígena asentada en el lugar. Dicha ranchería formaba parte de la misión de San Miguel Arcángel de la Frontera, situada unas cuantas leguas al sur. La misión fue fundada el 28 de marzo de 1787 por el dominico fray Luis Sales en la margen del arroyo San Juan Bautista. Fray Junípero Serra pasó por el lugar en mayo de 1769, en camino a la evangelización de la Alta California.

Acerca del lugar, fray Junípero anotó en su diario: Gentilidad la hay inmensa y todos los de esta contracosta (mar del sur) por donde hemos venido, desde la Ensenada de Todos los Santos, que así la llaman los mapas y derroteros, viven muy regalados con varias semillas y con las pescas que hacen en sus balsas de tule, en forma de canoa, con las que entran muy adentro del mar y son afabilísimos y todos los hombres, chicos y grandes, todos desnudos, y mujeres y niñas honestamente cubiertas, hasta las de pecho, se nos venían, así en los caminos como en los parajes, nos trataban con tanta confianza y paz como si toda la vida nos hubieran conocido y queriéndoles dar cosas de comida, solían decir que de aquello no, que lo que querían era ropa y sólo con cosa de este género eran los cambalaches que hacían de su pescado con los soldados y arrieros. Por todo el camino se ven liebres, conejos, tal cual venado y muchísimos berrendos.

Luego de la expulsión de los misioneros jesuitas por decreto del rey Carlos III de España en 1767, los Dominicos y los Franciscanos se repartieron toda la antigua región de California en dos: los franciscanos se quedaron con la Alta (actual estado de California, en EE.UU.) y los dominicos con la Baja (en el territorio del actual México).

En 1772 se les ordena a dominicos y franciscanos que establezcan una frontera entre las dos diócesis: en 1773 Fray Francisco Palou marcó con una simple cruz de madera la división entre las dos Californias. Dicha división, conocida como mojonera de Palou, se encuentra precisamente en El Rosarito, en lo que ahora es el centro Calafia.

Se determinó entonces que la ranchería de El Rosario quedara bajo la custodia de la norteña Misión de San Diego de Alcalá, de los dominicos, por quedar ahora dentro de sus límites.

Siglo XIX

A partir de La Guerra entre México y Estados Unidos entre 1846 y 1848, muchas familias de ascendencia española que poseían propiedades en la Alta California emigraron a la Baja California al serles desconocidos sus títulos de propiedad por el gobierno estadounidense, algunas familias se asentaron en El Rosario para seguir con sus actividades agrícolas y ganaderas en tanto acudían al viejo San Diego, en la actual California, para satisfacer sus necesidades mercantiles, culturales y religiosas.

Con el tiempo el nombre de El Rosario devino en Rosarito. Como resultado de la guerra entre México y Estados Unidos y del tratado de Guadalupe-Hidalgo, la nueva frontera mexicana quedó a no más de 30 km de Rosarito y eso trajo como consecuencia el desarrollo del Rancho de la Tía Juana, que con el tiempo se convertiría en la ciudad de Tijuana, el polo de desarrollo de la región.

Instauración del municipio

En 1981 el Presidente José López Portillo, siendo Gobernador del Estado Roberto de la Madrid Romandía, promulgó un decreto expropiando gran parte de los inmuebles del Antiguo Rancho Rosarito, entonces Delegación de Tijuana, según se dijo con fines de regularizarlos.

Esta amenaza de despojo y el abandono tradicional del gobierno en sus tres niveles, motivó se creara un Comité de Defensa que logró, en 1982, se derogara el decreto presidencial. Para prevenir nuevas corruptelas gubernamentales, para mejor invertir en su beneficio los impuestos y contribuciones, y asumir su derecho cívico de autogobernarse como antes lo hicieron los tijuanenses respecto a su cabecera municipal de Ensenada, Tecate respecto a Mexicali y Tijuana, y los bajacalifornianos en general demandando la creación del Estado Libre y Soberano de Baja California, el Comité de Defensa se convirtió en marzo de 1983 en Comité Pro Municipio Libre de Playas de Rosarito. Asumió la responsabilidad de hacer un estudio de autosuficiencia económica y efectuar las gestiones para la constitución del municipio en la misma área territorial de la Delegación.

Los socios fundadores fueron don Manuel Appel Valenzuela, Sergio Brown Higuera, Alejandro Crosthwaite Escudero, Ing. Eduardo Castillo, Lic. Rafael Castillo Castro, C. P. Hugo Torres Chabert, Presidente, Profr. Miguel Jiménez García, Lic. José Luís Ibarra, Secretario, Jesús Perdomo, Bernardo Pérez García, Tesorero, Ing. Bernardo Rémpening, María Elena Salazar y Francisco Torres González. La controversia nacida con el decreto expropiatorio ya derogado, se fortalecía ante la convicción general del abandono tradicional del Gobierno del Estado y el Ayuntamiento de Tijuana, que los atendía como una colonia proletaria más, frente a la certeza de que no se retribuía en servicios lo recaudado en la Delegación de Rosarito. Los presidentes municipales de Tijuana sostenían lo contrario y aducían la insuficiencia tributaria, respecto a los servicios suministrados.

A Hugo Torres le sucedieron como Presidentes del Comité Pro Municipio, los abogados Rafael Castillo Castro y José Luís Ibarra Arenas. En noviembre de 1987 se entrevistaron con Federico Valdéz, alcalde en turno de Tijuana, quien al recibir las conclusiones del estudio socioeconómico, les manifestó escuetamente darse por enterado. A su vez el Gobernador, Xicoténcatl Leyva Mortera, recibió al Comité el 22 de marzo de 1988, y detuvo la promoción hasta el 14 de diciembre del mismo año cuando, a solicitud del Diputado Salvador Aguirre Sánchez, turnó la iniciativa de municipalización de Rosarito a la Comisión de Legislación y Puntos Constitucionales de la XII Legislatura del Estado, donde permaneció congelada por varios años.

El 29 de junio de 1995, a las 20.55, el Congreso del Estado, por unanimidad de votos, aprobó la conversión de delegación a municipio. Su nombre oficial Playas de Rosarito.

De acuerdo con el INEGI, el nuevo municipio contaba entonces con población superior a 35,000 habitantes y disponía de una extensión territorial de 513.32 km². El dictamen fue el número 10 de las Comisiones Unidas de Legislación y Puntos Constitucionales y de Hacienda y Administración. No se contó con la opinión expresa del Ayuntamiento de Tijuana, pese a las reiteradas solicitudes por escrito del Congreso, teniéndose su omisión legal como de aceptación. Finalmente, el Decreto 166 se confirmó al publicarse el 21 de julio de 1995, en el Periódico Oficial del Estado.

Rosarito dejó formalmente de ser parte integrante de Tijuana, sólo después de 108 años: primero en 1887, como comisaría municipal de Ensenada de Todos los Santos; luego en 1900, como subjefatura política del mismo municipio, después del fallido municipio creado por el Corl. Cantú en 1917. En 1920, como delegación política administrativa del Municipio de Ensenada, perteneciente al Territorio Federal de Baja California; en 1925 como el efímero Municipio de Zaragoza; en 1944, como delegación política del Territorio Norte y, finalmente en 1953, como delegación del Municipio de Tijuana del naciente Estado de Baja California y así empezó a ser parte de el el grupo e ayuntamientos o municipios de baja California compuesta por tres delegaciones, plan libertador, zona centro y primo tapia.

El Congreso del Estado designó por unanimidad al Consejo, a propuesta del Gobernador, seleccionándolos de entre más de setenta personas, los concejeros electos fueron:

Consejeros propietarios

Consejeros suplentes

Geografía

Se localiza en la zona noroeste del Estado. Se ubica en las coordenadas 32 grados 21 minutos de latitud norte y 117 grados 03 minutos de longitud oeste a nivel del mar. Limita al norte y este con Tijuana; al sur con Ensenada; y al oeste con el Océano Pacífico, y se encuentra a una altitud de 10msnm. Su distancia a la capital de la República es de 3000 Km. por carretera aproximadamente.

Clima

Tiene un clima mediterráneo, cálido en verano con temperatura promedio 22°C y fresco en invierno con temperatura promedio 18°C, la temperatura máxima registrada es el 6 de mayo de 2008, con 42 °C, inusual; ya que la máxima en promedio cada año es 34°C en verano, tiene Lluvias en invierno y ocasionalmente en primavera y otoño, en total llueven 250 mm al año, el 16 de diciembre del 2008 se registró una inundación en el centro del la cabecera municipal Rosarito causada por lluvias intensas causando un desbordamiento en el arroyo.

Comercio

Cuenta Rosarito con un comercio activo, con centros de abasto modernos de cadenas estatales y del centro del país. El TLC y el hecho de que pertenece a región fronteriza inciden en esta actividad. En el comercio establecido se pueden encontrar una diversa gama de giros que satisfacen parte de la demanda local y sobre todo que promueven el turismo.

Servicios

La mayor parte de las empresas dedicadas a los servicios se concentran en la cabecera municipal. La capacidad instalada y el servicio ofrecido por el sector turismo son suficientes para atender la demanda requerida siendo éste el sector preponderante de la región, la oferta de hoteles, restaurantes, centros nocturnos además de tiendas de artesanías.

Población Económicamente Activa por Sector Las actividades económicas del municipio, por sector, se distribuyen de la siguiente manera: En el año 2000 el municipio cuenta con una población económicamente activa de 20,376 habitantes de los cuales el 53.72 por ciento de l total de la población mayor de 12 años, la población económica mente inactiva asciende a 17,295 los cuales representan el 45.60 por ciento de la población mayor de 12 años.

Industria

Destacan por su importancia la [[Central Termoeléctrica Benito Juárez, La Planta Almacenadora y Distribuidora de Pemex. La reciente instalación de una industria maquiladora electrónica de primer nivel ha generado una expectativa de generación de empleos, misma que a la fecha se encuentra en la 1era etapa de operación.

Salud

La atención médica del municipio en área rural y urbana es atendida por el sector público y por la iniciativa privada. Es importante aclarar que las unidades del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), ISSTE e ISSSTECALI, atienden consulta externa y programas de planificación familiar; estas unidades canalizan a los pacientes de gineco-obstetricia y urgencias a clínicas particulares de la localidad o bien al hospital regional de Tijuana.

El Sistema Nacional para el Desarrollo Integral de la Familia (SNDIF o solo DIF) por su parte, realiza canalizaciones a diferentes instituciones. El sector privado por su parte ha establecido una serie de hospitales, por lo que se cuenta con consultorios privados que brindan diferentes servicios.

En 1998, considerando una población de 60.6 mil habitantes y un cuerpo médico especializado, se puede establecer la relación de que hay un médico por cada 2,020 personas de la localidad.

Fuente