Saltar a: navegación, buscar

Anorexia

Anorexia
Información sobre la plantilla
8.73 KB (8,946 bytes)
Concepto:Pérdida de apetito para perder peso más rápido.

Anorexia. La anorexia surge ante la obsesión de perder peso, porque la persona se ve a si misma muy gorda. En algunos casos, el sobrepeso es real, pero en otros es sólo imaginario.

Consideraciones

La anorexia nerviosa es uno de los tres desóredenes de comida más comunes junto con la bulimia y el comer compulsivamente. Como cualquier otro síndrome, esta enfermedad se desarrolla paulatinamente y no se manifiesta en un día. Esta enfermedad puede empezar con una inocente dieta, e incluso a corta edad, pues afecta tanto a jóvenes como a viejos, y a mujeres y a hombres por igual. Una vez que baja el peso deseado, el anoréxico pierde el control y quiere seguir bajando de peso, pues existe una parte de su cuerpo que para él todavía no está delgada.

En general, una persona con anorexia pesa un 15% menos de lo que debería pesar, y aún así querrá continuar sin comer para bajar de peso, por lo que restringirá cada vez más la cantidad de comida que ingiere. Si el enfermo llega a perder de 20 a 25% de su peso, la hospitalizacón se hace necesaria pues ya habrá alcanzado niveles serios de desnutrición.

Algunos de los síntomas físicos presentes en un anoréxico son una constante fatiga, mucho frío, y colitis. También, el cabello se volverá más fino y puede aparecer cierto vello casi imperceptible en la espalda. En los estados más avanzados, se presenta osteoporosis por la desnutrición y en las mujeres ocurre pérdida de la menstruación.

Tipos de anorexia

De carácter restrictivo: en donde la pérdida de peso se consigue a través de una dieta y ejercicio intenso, en dónde los afectados no recurren a abundantes comidas o cualquier tipo de purga.

De índole compulsiva: estos individuos sí recurren a abundantes comidas o purgas incluso después de ingerir pequeñas cantidades de comida, para así perder peso.

Síntomas

La anorexia se puede diagnosticar no sólo al ver a una persona con un bajo peso corporal, esta enfermedad presenta ciertas características muy propias de dicho trastorno:

  • Rechazo a mantener el peso normal de acuerdo a la edad y a la altura del individuo.
  • Adopción de distintas dietas.
  • Tener como objetivo únicamente la delgadez.
  • Carácter hostil e irritable.
  • Tendencia a tener actitudes depresivas.
  • Actividad física intensa.
  • Miedo intenso a ganar peso.
  • Distorsión de la imagen del cuerpo.
  • En las mujeres existe la ausencia de tres ciclos menstruales consecutivos.
  • Preocupación por las calorías de los alimentos.
  • Se presentan dolores abdominales y vómitos.
  • Preocupación por cómo son elaboradas las comidas (con qué ingredientes).
  • Restricción de alimentos.
  • Hiperactividad.

Los médicos asienten que el perfil de una persona que padece anorexia es idéntico al de aquellas personas que padecen bulimia aunque ambos trastornos sean diferentes. El comportamiento de un paciente con bulimia o anorexia se basa en ser muy inmaduro y dependientes del núcleo familiar, con un gran miedo a la maduración sexual y a asumir responsabilidades.

Complicaciones

En el caso de la anorexia si ésta no es tratada a tiempo y de una forma adecuada, aquí las nombramos: los vómitos provocan engrosamiento glandular, caries, desgaste de la raíz dental, pérdida de piezas dentales, desgarramiento del esófago, inflamación de la garganta haciendo que se dificulte cada vez más tragar, espasmos estomacales, problemas digestivos, anemia, problemas gastroinstestinales,

También están las complicaciones que se manifiestan cuando se produce un abuso de diuréticos: descenso del nivel de potasio, disminución de los reflejos, manifestación de sed, daño hepático, y arritmia cardíaca, entre otras afecciones. Los anoréxicos pueden ser reconocidos fácilmente por distintos síntomas emocionales:

  • No tener la habilidad para hacer frente a situaciones emocionales o expresarse.
  • Disminución de las relaciones sociales (se produce un aislamiento)
  • Cambios drásticos de humor, compulsión y vergüenza debido a sus malos hábitos alimenticios.

Esta hipersensibilidad en el área emocional está acompañada por ese deseo de poder manejar sentimientos y reacciones que son afectadas por ese condicionamiento social de verse bien, lo que indica para un anoréxico perder peso.

Tratamiento

Hay diversos tratamientos para la cura de la anorexia, las alternativas son: psicoterapia, terapia comportamental, terapia medicamentosa, familiar. Los objetivos de estos tratamientos es regularizar la alimentación en el individuo y tratar que el entorno familiar solucione sus disfunciones ya que el papel de la familia es fundamental para la recuperación.

Se recomienda en el caso de los padres del afectado que traten de encontrar a su hijo a través de los valores perdidos, fomentar su iniciativa, independencia y autoestima. Ayudarlo a manejar su ansiedad, si se manifiestan actitudes sospechosas no hay que encubrirlas sino pedir ayuda profesional y no imponer el hábito de la comida, ya que este tema puede generar discusión y no progresar en nada el tratamiento de la enfermedad.

Fuentes