Saltar a: navegación, buscar

Ataque a Nuevitas

Ataque a Nuevitas
Información sobre la plantilla
Combate3.JPG
Ataque a esta ciudad por fuerzas de Máximo Gómez.
Fecha:25 de agosto de 1873


Ataque a Nuevitas. En la madrugada del 25 de agosto de 1873 fuerzas del Ejército Libertador, bajo el mando del mayor general Máximo Gómez, atacaron y saquearon esta importante ciudad y puerto de la provincia de Camagüey.

Localización

La ciudad y puerto de Nuevitas se encuentra en la costa norte de Cuba, al nordeste de la ciudad de Camagüey. En esa época la ciudad tenía gran importancia, y su puerto era muy utilizado por el mando español para el arribo o embarque de tropas y pertrechos.

Contexto

El presidente de la República de Cuba en Armas, Carlos Manuel de Céspedes designó a Máximo Gómez el 3 de julio de 1873 para sustituir al caído mayor general Ignacio Agramonte en la jefatura del 3er Cuerpo de Camagüey, y junto con las tropas villareñas lo reorganizó en dos divisiones y una unidad de caballería independiente. Con esas fuerzas libró la campaña de Camagüey, en la que se destacaron los combates de La Luz, Atadero, La Sacra y Palo Seco y los ataques a Nuevitas y Santa Cruz del Sur.

Desarrollo

Cuando se produce el ataque a Nuevitas por fuerzas del Ejército Libertador bajo el mando del mayor general Máximo Gómez, la plaza contaba para su defensa con trincheras exteriores, así como varios fuertes y cuarteles. En el momento del ataque, en el puerto se encontraban cuatro cañoneras y el vapor de guerra Neptuno.

El jefe cubano preparaba la acción desde hacía algún tiempo. El 17 de agosto envió al comandante Martín Castillo hacia Nuevitas, en misión de exploración, y el 19 ordenó al teniente coronel Henry Reeve que saliera con la caballería para la zona de Najasa con vistas a engañar al enemigo haciéndole creer que todas las fuerzas del 2do Cuerpo estaban en la zona sur de Camagüey.

El 24, acampado en San Luis de Mayanabo, a 20 km al este-nordeste de la ciudad, recibió un informe del comandante Castillo en el cual le decía que en el sistema defensivo de Nuevitas no se apreciaban modificaciones, pero que había llegado un tren y no era posible precisar si trasladaba refuerzos y la probable cuantía de estos. No obstante, Gómez decidió realizar el ataque, el cual se inició a las 03:00 horas.

Las tropas fueron divididas en dos columnas, ambas con hombres de la División de Las Villas, que serían las fuerzas principales. Estas columnas actuarían bajo las órdenes del coronel José González Guerra y del teniente coronel Gregorio Benítez, respectivamente. Parte de la caballería de la 2 División ocuparía las vías de acceso para impedir la llegada de refuerzos enemigos. El resto de la unidad y el Estado Mayor quedaron como reserva. La columna de González Guerra atacó por la dirección oeste, y la de Benítez, por el sur.

La sorpresa y el ímpetu del ataque arrollaron las defensas exteriores de la plaza. La guarnición se tuvo que concentrar en los fuertes y cuarteles, dejando la ciudad en poder de los insurrectos. Los buques surtos en el puerto no pudieron apoyar con su fuego a las tropas españolas, porque la distancia entre los contendientes era muy pequeña y aunque maniobraron para participar en la defensa de la plaza no pudieron hacerlo. Los insurrectos solo permanecieron en la ciudad una hora y 30 minutos, pues su objetivo no era ocuparla.

En ese tiempo fueron saqueados muchos establecimientos en los que se obtuvo un importante botín consistente en algunas armas, municiones, pólvora, ropas, víveres y otros efectos. No se conoce la cantidad de bajas españolas. Los cubanos tuvieron dos muertos y cinco heridos, y regresaron a su campamento de San Luis de Mayanabo.

Fuentes

  • Arcadio Ríos. Hechos y personajes de la Historia de Cuba. Recopilación Bibliográfica. La Habana, 2015. 320 p.
  • Diccionario enciclopédico de Historia Militar de Cuba. Tomo II. Acciones combativas. Centro de Estudios Militares de las FAR, 2006.
  • Francisco Pérez Guzmán. La guerra de liberación, Máximo Gómez, La Habana, 1986. Pág. 12.
  • 89. Dirección Política de las FAR. Historia militar de Cuba. La Guerra de los Diez Años, La Habana. [Sin autor.] Pág. 93.
  • Máximo Gómez. Diario de campaña, La Habana, 1968. Págs. 40-41.
  • Colectivo de autores. Mayor general Máximo Gómez. Sus campañas militares, La Habana, 1986. Tomo I. Págs. 95-97.