Saltar a: navegación, buscar

Bertrand Arthur William Russell

Bertrand Arthur William Russell
Información sobre la plantilla
Russell.jpg
Filósofo, matemático y escritor británico
NombreBertrand Arthur William Russell
Nacimiento18 de mayo de 1872
Trellech, Monmouthshire, Gales, Bandera del Reino Unido Reino Unido
Fallecimiento2 de febrero de 1970
Penrhyndeudraeth, Gales, Bandera del Reino Unido Reino Unido
PadresVizconde de Amberley, hijo de Lord John Russell
Kate Stanley
PremiosPremio NobelPremio Nobel de Literatura 1950

Bertrand Arthur William Russell. Filósofo, matemático y escritor británico. Escribió sobre una amplia gama de temas: los fundamentos de las matemáticas y la teoría de la relatividad al matrimonio, los derechos de las mujeres y el pacifismo.

Síntesis biográfica

Nace en Trelleck, Monmouthshire. Su padre fue el vizconde de Amberley, hijo de Lord John Russell quién introdujo la primera Reform Bill que llegó a ser ley en 1832 y su madre fue Kate Stanley hermana del barón Stanley de Aderley, ambos murieron antes de que Russell cumpliera los cuatro años y se encargó de su educación su abuela, la condesa de Russell que según él fue la más decisiva influencia sobre su modo de ver las cosas. Bertrand Russell recibió educación privada en su casa hasta los 18 años, después ingresó a Cambridge en donde centró sus estudios en matemáticas y filosofía. En el Trinity College se unió a un círculo que él llamaba jóvenes inteligentes y que estaba formado por los filósofos Mctaggart, Moore, los hermanos Trevelgan y la ensayista Lowes Dickinson.

Infancia y juventud

Russell quedó huérfano a la edad de 6 años luego de que primero murieran su hermana y su madre de difteria y seguidamente su padre, Amberley, quién no pudo recuperarse de la pérdida de su esposa e hija y finalmente se dejó morir en 1878. Russell y su hermano Frank se mudaron a Pembroke Lodge, una residencia oficialmente de la Corona pero en donde por favor Real vivían su abuelo Lord John y su abuela Lady Russell, quien sería la responsable de educarlo.

La infancia de Russell transcurrió en Pembroke Lodge de una manera solitaria, solía pasar mucho tiempo en la biblioteca de su abuelo en donde precozmente demostró un gran amor por la Literatura y la Historia. Los jardines de Pembroke Lodge eran el lugar predilecto del pequeño Russell, muchos de los momentos más felices de su infancia los pasó allí, meditando en soledad.

El hermano de Russell, Frank, mostró siempre una abierta rebeldía al ambiente tímido y conservador de Pembroke Lodge, mientras que Russell, si bien jamás se sintió del todo contento en la casa de sus abuelos, se rebelaba de una manera más intelectual, escondiendo sus pensamientos de todos y llevando una existencia solitaria, preguntándose si algún día sería capaz de expresarse francamente con otro ser humano. A la edad de once años Russell comenzó el estudio de la geometría euclidiana, pareciéndole tan maravilloso todo el asunto como el primer amor.

El poder demostrar una proposición le produjo a Russell una inmensa satisfacción, que sin embargo se vio frustrada cuando su hermano le dijo que tendría que aceptar ciertos axiomas sin cuestionarlos, o de otra forma no podrían seguir. Al percatarse de su facilidad para aprender geometría, Russell consideró por primera vez que quizá poseía alguna inteligencia. Desde ese momento hasta la terminación de Principia Mathematica las matemáticas serían su principal fuente de felicidad.

En el aspecto personal, Russell para ese entonces había conocido y se había enamorado de la hermosa Alys Pearsall Smith, mujer que, a pesar de ser varios años mayor que él lo había cautivado profundamente, tanto por su belleza victoriana como por sus convicciones, ideas y formas de ver el mundo. Alys era una joven profundamente culta e interesada en participar activamente a favor de varias causas.

Russell desde un principio trató de impresionarla y resolvió persuadirla primero que el matrimonio era algo deseable, segundo que el matrimonio entre dos personas inteligentes y dedicadas a causas justas era aún más deseable y como conclusión de ese argumento, que ya que ambos eran de ese tipo de personas debían casarse. Y sorprendentemente, el acercamiento filosófico de Russell al romance habría de tener éxito. Russell comenzó su asalto discutiendo con ella estos asuntos, aunque por supuesto acompañados por un chaperón. Y permanecería insistente mediante cartas.

Para cuando Russell se graduó con honores de matemáticas Alys y él ya tenían un tono más amistoso en sus escritos y ella lo felicitó efusivamente diciéndole que posiblemente tenía que ser ése el día más feliz de su vida. Russell recuerda haber pensado que, por el contrario, sólo estar con Alys podría haberlo hecho feliz. Finalmente, la relación de Russell y Alys dio un giro más íntimo y pronto estaban comprometidos, pese a la oposición de la familia de Russell y a pesar de haber pasado un año separados, puesto que Russell había aceptado una pasantía en París. Después de la boda Russell y Alys viajaron a Alemania donde Russell estudiaría economía y ambos entablarían contacto con algunos de los socialistas del momento.

Contribuciones

Escribió sobre una amplia gama de temas, desde los fundamentos de las matemáticas y la teoría de la relatividad al matrimonio, los derechos de las mujeres y el pacifismo. La vida de Russell fue apasionada, intensa y larga. Se fraguó un nombre tanto en los círculos de especialistas como entre las multitudes que lo seguían con fervor o lo odiaban con intensidad.

En matemáticas su gran contribución es la indudablemente importante Principia Mathematica con Alfred North Whitehead, libro en tres volúmenes en donde a partir de ciertas nociones básicas de la lógica y la teoría de conjuntos se pretendía deducir la totalidad de las matemáticas.

Uno de sus profesores, Alfred North Whitehead (en cuya colaboración escribió su obra principal Principia Mathematica de 1910 a 1913), desempeñó un papel muy importante en la evolución de Russell para lograr la gradual transición de estudiante a escritor independiente, el maestro dirigía la opinión del joven en sus estudios, criticaba sus escritos algo severa aunque justamente.

Kurt Gödel echó abajo la pretendida demostración, mostrando así el poder de los lenguajes formales, la posibilidad de modelar las matemáticas y la fertilidad de la lógica. Un libro profundamente influyente e importante que contribuyó al desarrollo de la lógica, la teoría de conjuntos, la inteligencia artificial y la computación, así como a la formación de pensadores de la talla de David Hilbert, Ludwig Wittgenstein, Alan Turing, Willard Van Orman Quine y Kurt Gödel.

En filosofía contribuyó prácticamente en todas las áreas, desde la misma metodología abogando siempre por el análisis y alertando a los filósofos de las trampas del lenguaje, sentando así el método y las motivaciones de la filosofía analítica. Sus contribuciones de contenido incluyen su innegable artículo maestro Sobre el Denotar y una serie de libros y artículos en problemas desde la filosofía de las matemáticas, la metafísica, la epistemología, la inferencia científica y la ética a una serie de enfoques interesantes y fértiles al problema mente-cuerpo, enfoques discutidos hoy en día por variedad de filósofos importantes como David Chalmers, Michael Lockwood, Thomas Nagel, Grover Maxwell, Mario Bunge, etc.

Russell fue un conocido pacifista durante la Primera Guerra Mundial, aunque se manifestó a favor de tomar acciones bélicas durante la Segunda Guerra Mundial, alegando que un mundo en donde el fascismo fuera la ideología reinante sería un mundo en donde lo mejor de la civilización habría muerto y no valdría la pena vivir. Estuvo en prisión dos veces, la primera conectada con sus actividades pacifistas durante la gran guerra y la segunda por participar en una manifestación contra la proliferación de armas nucleares.

Contrajo matrimonio cuatro veces. La última vez, con Edith Finch, pudo alcanzar la paz y entendimiento que siempre buscó. Tuvo tres hijos, John, Kate y Conrad. Conrad se convirtió en un importante político del Partido Liberal Demócrata en Inglaterra y en un historiador erudito, murió recientemente quinto conde de Russell.

Pensamiento

Hasta la Gran Guerra

Bertrand Russell posiblemente haya sido el filósofo más influyente del siglo XX, al menos en los países de habla inglesa, considerado junto con Gottlob Frege como uno de los fundadores de la Filosofía analítica. Es también considerado uno de los dos lógicos más importantes del siglo XX, siendo el otro Kurt Gödel. Russell fue heredero de una distinguida tradición de liberalismo, nieto de Lord John Russell, primer Conde de Russell, quien fue dos veces Primer Ministro con la Reina Victoria y ahijado de John Stuart Mill, quien, aunque jamás conoció a Russell ejerció una profunda influencia en su pensamiento político a través de sus escritos.

Filosofía analítica

Russell es reconocido como uno de los fundadores de la filosofía analítica, de hecho, inició diversas vías de investigación. A principios del siglo XX, junto con G. E. Moore, Russell fue responsable en gran medida de la "rebelión británica contra el idealismo", una filosofía influenciada en gran medida por Georg Hegel y su discípulo británico, F. H. Bradley. Esta rebelión tuvo repercusión 30 años después en Viena por la "rebelión en contra de la metafísica" de los positivistas lógicos. Russell estaba especialmente disgustado por la doctrina idealista de las relaciones internas, las cuales mantienen que para conocer sobre una cosa en concreto, debemos conocer todas sus relaciones. Russell mostró que tal postura haría del espacio, del tiempo, de la ciencia, y del concepto de número algo sin sentido. Russell junto con Whitehead continuó trabajando en ese campo de la lógica.

Ética

A pesar de que Russell escribió sobre numerosos temas éticos, no creía que la materia perteneciese a la filosofía, ni que lo escribiese en virtud de filósofo. En su etapa temprana, Russell estaba influenciado en gran medida por el “Principia Ethica” de G.E. Moore. Junto con Moore, creía que los hechos morales eran objetivos, pero sólo conocidos a través de la intuición, y que eran simples propiedades de los objetos, no equivalentes (p.e. el placer es bueno) a los objetos naturales a los que habitualmente se les asocia (ver falacia naturalista), y que esas sencillas propiedades morales indefinibles no podían ser analizadas usando las propiedades no morales a las cuales se asociaban.

Con el tiempo, sin embargo, acabó estando con su héroe filosófico, David Hume, quien creía que los términos éticos manejados con valores subjetivos no podían ser verificados de la misma manera que los hechos tangibles. Junto con otras doctrinas de Russell, esto influyó a los positivistas lógicos, quienes formularon la teoría del emotivismo, que sostienen que las proposiciones éticas (junto con las pertenecientes a la metafísica) eran esencialmente sinsentidos, o como mucho, algo más que expresiones de actitudes y preferencias.

A pesar de su influencia en ellos, Russell no interpretó las proposiciones éticas tan estrechamente como los positivistas, para él las consideraciones éticas no eran sólo significativas, sino que eran objeto de importancia vital para el discurso civil. De hecho, Russell fue a menudo caracterizado como el abanderado de la racionalidad, él estaba de acuerdo con Hume, quien dijo que la razón debía estar subordinada a consideraciones éticas.

Filosofía del lenguaje

Russell no fue el primer filósofo en sugerir que el lenguaje tenía una importante significancia en cómo entendemos el mundo; sin embargo, más que nadie antes que él, Russell hizo del lenguaje, o más específicamente, cómo utilizamos el lenguaje, una parte central de la filosofía. Sin Russell, parece improbable que filósofos tales como Ludwig Wittgenstein, Gilbert Ryle, J. L. Austin y P. F. Strawson, entre otros, se hubieran embarcado por el mismo rumbo, por mucho que lo que ellos hicieron fue amplificar o responder, a veces de modo crítico, a lo que Russell había dicho antes que ellos, usando muchas de las técnicas que él desarrolló originalmente. Russell, en conjunto con Moore, compartía la idea que la claridad de expresión era una virtud, una noción que desde entonces ha sido un punto de referencia para los filósofos, particularmente entre los que tratan con la filosofía del lenguaje.

Quizás la contribución más significativa de Russell a la filosofía del lenguaje es su teoría de las descripciones, presentada en su ensayo On Denoting, publicado por primera vez en 1905 en el journal de filosofía Mind, el cual el matemático y filósofo Frank P. Ramsey describió como "un paradigma de filosofía". La teoría es normalmente ilustrada utilizando la frase "El actual rey de Francia", como en "El actual rey de Francia es calvo". ¿Sobre qué objeto se trata esta proposición, dado que no existe en la actualidad un rey de Francia? (difícilmente el mismo problema surgiría si hubiera dos reyes de Francia en la actualidad: ¿a cuál de ellos se refiere "El" rey de Francia?) Alexius Meinong había sugerido que debemos asumir la existencia de un reino de "entidades no-existentes" que podamos suponer sobre las que nos estamos refiriendo cuando usamos expresiones como ésa; pero esto sería una teoría extraña, por decirlo al menos. Frege, empleando su distinción entre sentido y referencia, sugirió que tales frases, aunque significativas, no eran ni verdaderas ni falsas. Pero algunas de esas proposiciones, tales como "Si el actual rey de Francia es calvo, entonces el actual rey de Francia no tiene cabello en su cabeza", no parece sólo verdadera en su valor sino en efecto obviamente verdadera.

Filosofía de la ciencia

Russell aclamaba con frecuencia que estaba más convencido de su método de hacer filosofía, el método del análisis, más que de sus conclusiones filosóficas. La Ciencia, por supuesto, era uno de los componentes principales del análisis, junto a la lógica y las matemáticas. Mientras Russell era un creyente del método científico, el conocimiento derivado de la investigación empírica que es verificada a través de pruebas repetidas, creía que la ciencia sólo obtiene respuestas provisionales, y que el progreso científico se construye poco a poco, tratando de encontrar unidades orgánicas considerablemente fútiles. En efecto, creía lo mismo para la filosofía. Otro fundador de la filosofía moderna de la ciencia, Ernst Mach, le daba menos confianza al método, por sí mismo, pues creía que cualquier método que producía resultados predecibles era satisfactorio y que el rol principal del científico era hacer predicciones exitosas. Mientras que Russell sin dudarlo estaría de acuerdo con esto como un asunto práctico, creía que el objetivo fundamental de la ciencia y la filosofía era comprender la realidad, y no simplemente hacer predicciones.

Obras

La siguiente es una selección de obras de Bertrand Russell ordenadas por fecha de publicación:

  • La socialdemocracia alemana. 1896.
  • Un ensayo sobre los fundamentos de la geometría. 1897.
  • Exposición crítica de la filosofía de Leibniz. 1900.
  • Los Principios de las matemáticas. 1903. (versión en inglés)
  • Sobre la denotación. 1905. (versión en inglés)
  • Principia Mathematica. en coautoría con Alfred North Whitehead. 1910, 1912, 1913.
  • Los elementos de la ética. 1910. (versión en inglés)
  • Ensayos filosóficos. 1910.
  • Los problemas de la filosofía. 1912. (versión en inglés)
  • Nuestro conocimiento del mundo exterior. 1914.
  • Principios de reconstrucción social. 1916.
  • Ideales políticos. 1917.
  • Los caminos de la libertad. 1918. (versión en inglés)
  • Misticismo y lógica. 1918.
  • La filosofía del atomismo lógico. 1918.
  • Introducción a la filosofía matemática. 1918.
  • Teoría y práctica del bolchevismo. 1920.
  • Análisis de la mente. 1921. (versión en inglés)
  • El problema de China. 1922.
  • El ABC de los átomos. 1923.
  • Sobre la vaguedad. 1923. (versión en inglés)
  • Ícaro o el futuro de la ciencia. 1924.
  • Como ser libre y feliz. 1924.
  • Lo que yo creo. 1925.
  • El ABC de la relatividad. 1925.
  • Sobre la educación, especialmente en la infancia temprana. 1926.
  • Análisis de la materia. 1927.
  • Fundamentos de filosofía. 1927.
  • Por qué no soy cristiano. 1927.
  • Ensayos escépticos. 1928.
  • Matrimonio y moral. 1929.
  • La conquista de la felicidad. 1930.
  • La perspectiva científica. 1931.
  • Educación y el orden social. 1932.
  • Libertad y organización 1814 - 1914. 1934.
  • Elogio de la ociosidad. 1935. (versión en español)
  • Religión y ciencia. 1935.
  • ¿Qué camino hacia la paz?. 1936.
  • Los documentos Amberley. 1937.
  • Poder: Un nuevo análisis social. 1938.
  • Investigación sobre el significado y la verdad. 1940.
  • Cómo convertirse en filósofo. 1942.
  • Cómo leer y entender la historia. 1943.
  • El valor del libre pensamiento. 1944.
  • Historia de la filosofía occidental. 1945.
  • El conocimiento humano. Su alcance y sus límites. 1948.
  • Autoridad e invididuo. 1949.
  • Ensayos impopulares. 1950.
  • El impacto de la ciencia en la sociedad. 1951.
  • Nuevas esperanzas para un mundo cambiante. 1951.
  • Satán en los suburbios. 1953.
  • Pesadillas de personas eminentes. 1954.
  • Sociedad humana, ética y política. 1954.
  • Retratos de memoria y otros ensayos. 1956.
  • Lógica y conocimiento. 1956.
  • Sentido común y guerra nuclear. 1959.
  • La evolución de mi pensamiento filosófico. 1959.
  • Los escritos básicos de Bertrand Russell. 1961.
  • Hecho y ficción. 1961.
  • ¿Tiene el hombre un futuro?. 1961.
  • Victoria pacífica. 1963.
  • Crímenes de guerra en Vietnam. 1967.
  • Autobiografía.1967.

Fuentes

Enlaces Externos