Saltar a: navegación, buscar

Bomberos de Argentina

Cuerpo de Bomberos de Argentina
Información sobre la plantilla
Emblema de los Bomberos Voluntarios Argentina.png
Datos Personales
NombreCuerpo de Bomberos de Argentina
NacimientoBuenos Aires

El Cuerpo de Bomberos Voluntarios de Argentina es una agrupación de bomberos ad honórem que brinda servicio en la República Argentina.

Su inicio se remonta cuando un inmigrante italiano Tomas Liberti, del barrio porteño de La Boca creó el 2 de junio de 1884 el primer cuerpo de bomberos voluntarios del país, la sede fue constituida en calle Brandsen al 567, bajo el lema "querer es poder". La fecha citada es tomada como el Día del Bombero voluntario.

Existen aproximadamente 900 cuerpos de bomberos en Argentina. En total cuenta con 43 000 efectivos, tanto hombres como mujeres, y se divide en 26 federaciones.

Historia

Todo comenzó cuando se produjo un incendio en el barrio de La Boca, ahí apareció el joven Tomas Liberti, quién juntó a un grupo de personas improvisadamente llenaban y tiraban baldes de agua -llenados en el río- al edificio en llamas. Luego del victorioso episodio, la familia Liberti convocó a un grupo de vecinos para comunicar la necesidad de crear un cuerpo de bomberos en el barrio de la Boca, ya que la mayoría de las casas estaban construidas de zinc y madera. A partir de ese momento se fueron creando varias sociedades de bomberos a lo largo del país en ciudades como Ensenada, San Fernando, Avellaneda, más posteriormente en Ingeniero White, Lomas de Zamora y Tigre, compuestas por civiles.1

El primer incendio que enfrentaron como cuerpo de bomberos fue en una fábrica de velas en Barracas sur, el 14 de noviembre de 1885. La capital le cedió al cuerpo dos bombas a vapor, fueron bautizadas como José Fernández (diputado nacional) y Argentina.

Se creó el 1 de febrero de 1954 la Federación Argentina de Bomberos Voluntarios, para nuclear las organizaciones existentes, fue reconocida oficialmente por medio de la ley 14.467 en el año 1958.1

El primer Congreso de Bomberos Voluntarios se realizó en Lanús el 25 de septiembre de 1954. El segundo Congreso se llevó a cabo en junio de 1960, mientras que el 31 de mayo y los primeros dos días de junio de 1974 se concretó el Tercer Congreso con la participación de doscientas dieciséis Sociedades de Bomberos Voluntarios.1

Hechos notables

El 21 de enero de 1994 sucedió la «tragedia de los bomberitos» en la ciudad de Puerto Madryn (provincia de Chubut, cuando una dotación de 25 niños bomberos ―sus edades oscilaban entre los 11 y los 15 años― intentaban controlar un incendio en un campo, un viento avivó el fuego, armando un círculo de llamas que atrapó a los jóvenes bomberos. Al día siguiente, cuando el fuego se calmó, vieron los cadáveres de los 25 niños. El cortejo fúnebre fue acompañado por 10 000 personas.

En Nueva York, cuando se desencadenaban los atentados del 11 de septiembre de 2001, el bombero argentino Sergio Villanueva (que trabajaba para el Cuerpo de Bomberos de Nueva York), cuyo turno había terminado, se sumó a su cuerpo de bomberos para ayudar en las Torres Gemelas. Él se encontraba trabajando en la segunda torre cuando esta se desplomó. Falleció Villanueva y todos sus compañeros.

El 5 de febrero de 2014 se produjo un incendio en un depósito de archivos de la empresa Iron Mountain (una empresa de archivado de documentos financieros), ubicado en el céntrico barrio de Barracas de la ciudad de Buenos Aires. El incendio provocó el colapso de algunas paredes del recinto. Ese derrumbe causó la muerte de diez bomberos que se encontraban en el lugar. Entre los bomberos estaban Damián Veliz, Eduardo Conesa, Maximiliano Martínez, Anahí Garnica (quien fue la primera mujer bombero de la Policía Federal Argentina), Juan Matías Monticelli (del Cuartel I de Bomberos de la Policía Federal), Leonardo Arturo Day (jefe de Departamento Zona I de la Superintendencia Federal Bomberos de la Policía Federal), Julián Sebastián Campos (Bomberos Voluntarios Metropolitanos de Vuelta de Rocha), José Luis Méndez (del cuartel de Villa Domínico), y Pedro Baricola (de la Dirección General de Defensa Civil de la Ciudad de Buenos Aires). El Gobierno nacional decretó dos días de duelo en todo el país.[1][2][3][4]

Fuentes