Saltar a: navegación, buscar

Cecil Rhodes

Cecil Rhodes
Información sobre la plantilla
Cecil R.jpeg
NombreCecil John Rhodes
Nacimiento5 de julio de 1853
Hertfordshire, Bandera de Inglaterra Inglaterra
Fallecimiento26 de marzo de 1902
Muizenberg, Bandera de la República de Sudáfrica Sudáfrica
Alma materUniversidad de Oxford
OcupaciónEmpresario y político
PadresFrancis William Rhodes y Louisa Peacock

Cecil Rhodes. Empresario, político y colonizador inglés de Sudáfrica. Gran defensor del imperialismo británico, fundó el país que a su muerte llevaría su nombre: Rodesia, cuyo territorio está actualmente dividido entre Zambia y Zimbabue.

Fue también fundador de la influyente Fundación Rhodes, fundador de la compañía De Beers, que en un tiempo llegó a comercializar el 90% del mercado de diamantes en bruto del mundo

Síntesis biográfica

Nace en Bishop's Stortford, Hertfordshire, Inglaterra Quinto de los nueve hijos de Francis William Rhodes, un pastor protestante, y su segunda mujer Louisa Peacock Tras una prolongada enfermedad viaja en 1870, para vivir con su hermano, a la República de Sudáfrica. En ese mismo año se descubrieron en Kimberley, Colonia del Cabo, yacimientos de diamantes, y Rhodes se convirtió en buscador de piedras preciosas. A los 19 años ya había acumulado una gran fortuna.

En 1873 regresa a Inglaterra para estudiar en la Universidad de Oxford; hasta 1881. Fue el promotor de la unión de un gran número de demandas de minas de diamantes para formar De Beers Mining Company.

Trayectoria política

Rhodes tenía una concepción mística del imperialismo, que trató de hacer realidad participando activamente en política. Se debe en gran parte a él, la concepción del eje El Cabo-El Cairo, que durante mucho tiempo inspiró la política colonial británica y que acabó haciéndose realidad a costa de las aspiraciones portuguesas, francesas y alemanas en África.

Trabajó al servicio de ese ideal desde los múltiples puestos políticos que ocupó como parlamentario de la colonia de El Cabo en 1881, entre 1890-96 fue miembro de varias comisiones de límites y primer ministro de El Cabo. Impulsó una conflictiva política de penetración británica hacia el norte, desafiando los deseos de independencia de los colonos bóers (de origen holandés) del Transvaal y frustrando las aspiraciones expansionistas de la colonia alemana del África del Suroeste, hoy Namibia.

En 1884 consiguió la anexión británica de Bechuanalandia, hoy Botswana, abriendo la ruta hacia el norte. Engañó al rey de los matabeles, Lobengula, haciéndole firmar un tratado por el que concedía a Gran Bretaña un extenso territorio, en el que Rhodes fundó las colonias de Rhodesia, actuales repúblicas de Zimbabwe y Zambia y Nyasaland, actual Malawi; desde 1890 empezaron a asentarse allí colonos blancos.

En aquel mismo año llegó Rhodes al poder como primer ministro de El Cabo. Trató de fomentar la reconciliación de los bóers con los colonos británicos en una única Sudáfrica bajo dominio colonial británico. Pero la resistencia de los bóers del Transvaal, encabezados por Paul Kruger, frustró aquel proyecto; después de múltiples conflictos, Rhodes apadrinó una expedición militar contra Kruger en apoyo de los uitlanders (colonos extranjeros del Transvaal, en su mayoría británicos): el raid de Jameson de 1895 fue un fracaso y acabó forzando la dimisión de Rhodes en 1896, además de agravar las tensiones que conducirían a la Guerra de los Bóers de 1899-1902.

Por entonces, múltiples obstáculos se habían alzado ya contra el sueño imperial de una gran Sudáfrica británica: en 1889 los alemanes habían obtenido una franja de territorio que impedía la expansión hacia el norte de Bechuanalandia (la franja Von Caprivi); en 1890 Leopoldo II de Bélgica había extendido su colonia del Congo con el dominio de la rica región minera de Katanga; y el acuerdo anglo-portugués de 1891 había consolidado la presencia portuguesa en Angola y Mozambique.

Muerte y legado

Murió prematuramente a causa de un aneurisma el 26 de marzo de 1902, a los 48 años de edad en Groote Shuur, su finca situada en Muizenberg. Fue enterrado al sur de Bulawayo, donde en la actualidad se encuentra el Parque Nacional de Matobo. Otros proyectos suyos, como el de restablecer el control de Gran Bretaña sobre sus ex colonias norteamericanas, eran demasiado audaces para ser tomados en serio. Al morir dejó un gran legado para otorgar las llamadas Becas Rhodes, que permitieran estudiar en la Universidad de Oxford a estudiantes del Imperio británico, Estados Unidos y Alemania.

Fuentes