Saltar a: navegación, buscar

Constantino Barredo Guerra

Constantino Barredo Guerra
Información sobre la plantilla
Contantino barredo guerra.jpg
Participó en la lucha contra el fascismo en España
Nacimiento12 de abril de 1911
Finca “Desempeño. Perico. Matanzas. Bandera de Cuba Cuba
Fallecimiento2 de abril de 1938
Bandera de España España
NacionalidadCubana

Constantino Barredo Guerra. Revolucionario cubano, dirigente sindical, fundador del Partido Unión Revolucionaria y miembro de varias organizaciones revolucionarias como Joven Cuba. Participó en la lucha contra el fascismo en España donde muere en abril de 1938.

Síntesis biográfica

Procedencia

Nace el 12 de abril de 1911 en la finca “Desempeño”, barrio Quintana, Municipio de Perico, Matanzas, Cuba.
Años después de su nacimiento, la familia va a vivir en el pueblo de Carlos Rojas, en cuyo registro civil es inscripto.
Más tarde sus padres establecen el domicilio en la ciudad de Cárdenas, localidad que es entonces el lugar de más desarrollo industrial de la Provincia.

Estudios y ocupaciones

Con algunos ahorros que pueden hacer, al pasar de cortador de caña a pesador en un transbordador cercano a Carlos Rojas el padre adquiere un pequeño establecimiento de cafetería, de cuyo negocio percibe ingresos que le permiten matricular a Constantino y a su hermano mayor Silvino en la escuela privada denominada “Padres Escolapios”.
Poco tiempo asisten los niños a las clases de dicho plantel pues les desagrada la escuela religiosa, por lo que se trasladan a la pública.

No obstante, su tardía incorporación a la escuela, a causa de la insuperable dificultad de no existir centro de enseñanza alguno en el lugar donde viven los primeros años de su niñez, en 1924, cuando cursa el 4to grado, gana en oposición el concurso “Cosme de la Torriente”, como el mejor alumno de su grado en el Distrito Escolar de Cárdenas.

Pero al alcanzar el 6to grado no puede continuar sus estudios, se ve obligado a trabajar como peón en el Central “Progreso”, durante las zafras, además hace el aprendizaje para manejar autos, trabaja como chófer de alquiler durante el llamado tiempo muerto.

Constantino y su hermano mayor venden tabacos en los muelles y otros centros laborales.
Aquel trabajo lo pone en contacto con una realidad para él desconocida, la vida de los obreros, a quienes ve formando largas filas en las puertas de la refinería de azúcar, almacenes y muelles, en espera de que falte algún obrero fijo para ocupar un turno de trabajo, lo que le produce una desagradable impresión, que jamás olvidará.
En 1931 el padre establece un depósito para la venta de tabaco, a la que puso por nombre El Caicaje. Se vive entonces en la plenitud de la crisis económica iniciada en 1929, la época de más desocupación, miseria y hambre que sufriera el pueblo de Cuba.

Todo la familia Barredo trabaja en aquella tabaquería, para poder subsistir y de ese modo Constantino aprende el oficio de tabaquero. Con ellos laboran algunos torcedores y despalilladores, entre los que figuran personas de ideas comunistas.
Diariamente en medio del trabajo se suceden las discusiones sobre la situación económica y política; y se lee la prensa de la oposición burguesa al régimen de Machado y la prensa comunista, llevada al taller por obreros de ideas radicales.
Constantino, por aquellos tiempos, lee con avidez cuanta literatura revolucionaria llega a sus manos, del mismo modo que cuando años antes no puede continuar asistiendo a clases, sigue estudiando como autodidacta.

Labor revolucionaria

Utilizando sus contactos con chóferes de alquiler que tienen una actitud antimachadista y siendo uno de sus sectores de trabajo, Constantino se inicia en la lucha contra la tiranía y en agosto de 1933 es dirigente de la huelga en el sector en Cárdenas, que converge y se une a la gran huelga general revolucionaria, factor decisivo en el derrocamiento de este odiado régimen.
Después, la Asociación de Chóferes de Alquiler de Cárdenas lo designa delegado al Congreso Nacional del Sector que se reúne los días 7 y 8 de noviembre de 1933 en Santiago de Cuba. Es electo miembro de la Dirección de la Federación Nacional de Chóferes de Cuba.

La Habana

Para cumplir los deberes de su cargo en la referida federación se traslada a La Habana. Constantino trabaja intensamente por el fortalecimiento de la organización en todo el país, y funda junto a Manuel González Borrero el órgano de prensa de la Federación, la revista Claxon, de la que Barredo es un destacado colaborador.

Regreso a Cárdenas

En 1934, después del golpe reaccionario que instala en el poder al régimen lacayo de Mendieta-ABC-Caffery-Batista, Constantino regresa a Cárdenas, aunque continua atendiendo sus responsabilidades como dirigente sindical. Surge Joven Cuba, organización revolucionaria fundada por Antonio Guiteras y Constantino figura entre sus primeros ingresos en Cárdenas, llega a Ser miembro de su dirección regional.

En mayo de 1935, al morir heroicamente en El Morrillo Antonio Guiteras y Carlos Aponte, en la ciudad de Cárdenas, como protesta contra el crimen, las actividades revolucionarias se intensifican. Constantino fue arrestado y llevado al cuartel de la guardia rural, donde al no poderle probar ninguno de los actos terroristas que le atribuyen, para ofenderlo y vejarlo tomaron una maquina de trasquilar caballo y le cortan, parte de su cabello dejándolo en libertad.

Placetas

En julio de 1936, se encuentra trabajando como torcedor de tabaco en Placetas, a donde se traslada para evadir la persecución de los esbirros de Batista y Pedraza. Desde allí mantiene relaciones con algunos de sus compañeros de Joven Cuba, de Cárdenas y Máximo Gómez. Más tarde, cuando surgen las conocidas pugnas por el liderazgo y los recursos económicos que se han adquirido para la lucha armada contra la dictadura. Barredo disgustado por ello abandona la organización.

Matanzas

En 1937 ingresa en el entonces naciente Partido Unión Revolucionaria (PUR). En éste es miembro del Comité Gestor Provincial y participa como delegado por Matanzas en la Primera Asamblea Nacional de la Organización. En Cárdenas es el Secretario de Actas y Correspondencia del PUR.

Constantino tiene una activa participación en la divulgación del Partido y actúa como conferencista y orador. En una ocasión, hace uso de la palabra en un acto convocado por el PUR en el Ayuntamiento de Cárdenas para demandar la concertación de un tratado de comercio en la República de Uruguay, la policía suspende el acto y trata de detenerlo; no lo logra porque lo impiden los numerosos asistentes que aplauden.

El trabajo en pro de la unidad revolucionaria al fin tiene éxitos al integrarse el bloque revolucionario popular que forman Unión Revolucionaria, la Organización Auténtica, el Partido Comunista, el Partido Agrario Nacional y otros sectores. En medio de esa lucha se incrementa el reclutamiento de voluntarios para ir a España a integrar las Brigadas Internacionales. Constantino, figura destacada del Bloque Revolucionario Popular en la Provincia, se incluye inmediatamente con gran entusiasmo para ir a la guerra.
En la tarde del 5 de febrero de 1938, en el vapor de bandera inglesa Oropeza, sale del puerto de La Habana un contingente de 73 cubanos. Uno de ellos era Constantino.

El día 19 de ese mes, el grupo expedicionario llega al puerto francés de La Pallice, desde donde por vía ferroviaria se trasladan a París. Después también viajando por ferrocarril pasan al territorio español, por el puesto fronterizo de Portbou, el día 22. Y un día después quedan registrados como combatientes de las brigadas internacionales en el centro de recepción instalado en el castillo de Figueras, viajando más tarde por ferrocarril a la ciudad de Albacete, Base militar de las Brigadas.

Muerte

El día 2 de abril de 1938, en uno de los frecuentes ametrallamientos, Constantino Barredo Guerra recibe un impacto de bala en la frente y muere instantáneamente.
A la temprana edad de 27 años no cumplidos aún, muere aquel revolucionario honesto, inteligente, dinámico y valiente.
El cadáver de Barredo, como los de gran número de internacionalistas caídos en este combate, queda en el campo ocupado por enemigos fascistas.

Fuentes

Colectivo de autores (2007). Capítulo I. En Historia Local de Perico. Versión publicable.