Dulcamara

Dulcamara
Información sobre la plantilla
Dulcamara.jpg
Nombre Científico:'
Reino:Plantae
Orden:Rosales
Familia:Solanáceas
Subfamilia:Spiraeoideae


Dulcamara. Planta silvestre de la familia de las Solanáceas, se encuentra en los parajes sombreados.

Nombre científico

  • Solanum dulcamara L.

Nombres vulgares

Parra real de Judea, solano dulce, bitter sweet.

Hábitat y distribución

Planta europea. Se encuentra silvestre en los parajes sombreados, donde sus ramas débiles y flexibles se apollan en la malezas, a las cuales entrelazan.

Descripción botánica

Planta sarmentosa, de 1 a 2 m de largo; hojas alternas, entre aovadas y lanceoladas, a veces acorazonadas en la base.

Inflorescencia en racimos; flores en el extremo de las ramas, de color morado; corola con lóbulos profundos, formando una rueda de tubo contínuo; anteras de color amarillo intenso.

Fruto, una boya roja en la madurez. Los tallos sabor amargo que luego se vuelve dulce. Florece en el verano.

Composición

Contiene un gluco-alcoholoide distinto de la solamina. El dulzor que se nota en los tallos, al cabo de un rato se vuelve dulce, se atribuye al azúcar separado del gluco-alcoholoide por la acción hidrolítica de la saliva. Los principios activos son pues, la solamina, ácido dulcamárico, etc.

Partes empleadas

Aplicaciones

Propiedades terapéuticas: La dulcamara es ligeramente narcótica, y se emplea contra la bronquitis y la tos convulsiva, y para combatir los catarros intestinales con dolores en el vientre; para calmar los dolores reumáticos, y sobre todo es muy popular como especie depurativa en las enfermedades cutáneas. Las partes empleadas son los tallos jóvenes, como sudoríficos y diuréticos.

Es un buen depurativo que se usa en las sífilis, reumatismo, eccemas, herpéticos, gota; produce excelentes resultados en los casos de blenorragia crónica y flujo antiguo de la uretra. A dosis altas producen vómitos y abundantes evacuaciones.

Se recomienda para evitar los efectos secundarios del tratamiento mercurial. Por sus efectos narcóticos, sin exceso, puede ensayarse contra el insomnio.

Fuentes