Saltar a: navegación, buscar

Espejo de Oesed

Espejo de Oesed
Información sobre la plantilla
Objeto Ficticio
Espejo-de-oesed.jpg
Espejo mágico
Otros nombresEspejo de Erised
CreadorJ. K. Rowling
OrigenSaga Harry Potter
LugarColegio Hogwarts de Magia y Hechicería
AtributosReflejar los más profundo y desesperado deseo del corazón.

Espejo de Oesed. Objeto mágico en forma de espejo que al reflejarnos nos muestra el más profundo y desesperado deseo de nuestro corazón.

Otros nombres

  • Espejo de Erised.

Ubicación

Apariencia

Espejo magnífico, alto hasta el techo, con un marco dorado muy trabajado, apoyado en unos soportes que eran como garras. Tenía una inscripción grabada en la parte superior:
Oesed lenoz aro cut edon isara cut se onotse.

Etimología

Las escrituras:
"Oesed lenoz arocut edon isara cut se onotse" -- "Esto no es tu cara sino de tu corazón el deseo".[1]

Aparición

Harry frente al Espejo de Oesed - Film: Harry Potter y la piedra filosofal.

La primera vez que se oye mencionar este espejo es en Harry Potter y la Piedra Filosofal de la escritora británica J. K. Rowling; cuando Harry se encuentra el espejo y se ve a sí mismo feliz y rodeado de su familia. Luego, Harry lleva a Ron y este se ve a sí mismo como capitán de Quidditch, delegado y levantando la copa de las casas y la copa de Quidditch.

Otras menciones

El espejo no vuelve a aparecer ni a ser mencionado en los siguientes libros de la serie, excepto en Harry Potter y las Reliquias de la Muerte. En el capítulo 2 –titulado «In Memoriam», Harry recuerda la pregunta que le hizo a Dumbledore acerca de lo que veía al mirarse en el espejo. Es en este libro donde se puede deducir lo que realmente ve Dumbledore, que es un deseo muy similar al de Harry: ver a su familia junto a él. Harry llega a esta conclusión en el capítulo 35, llamado «King's Cross», donde además se da cuenta de la razón por la cual Dumbledore se mostraba tan compresivo ante su fascinación con el espejo, pues sus deseos eran muy similares a fin de cuentas.

Funciones

Cuando Harry encuentra el espejo, por primera vez en su primer curso en Hogwarts se lleva una gran sorpresa:

No sólo se había visto en el espejo, sino que había mucha gente detrás de él, pero la habitación estaba vacía. Allí estaba él, reflejado, blanco y con mirada de miedo y allí, reflejados detrás de él, había al menos otros diez. Harry miró por encima del hombro, pero no había nadie allí. ¿O también eran todos invisibles? ¿Estaba en una habitación llena de gente invisible y la trampa del espejo era que los reflejaba, invisibles o no? Miró otra vez al espejo. Una mujer, justo detrás de su reflejo, le sonreía y agitaba la mano. Harry Potter levantó una mano y sintió el aire que pasaba. Si ella estaba realmente allí, debía de poder tocarla, sus reflejos estaban tan cerca... Pero sólo sintió aire: ella y los otros existían sólo en el espejo. Era una mujer muy guapa. Tenía el cabello rojo oscuro y sus ojos... «Sus ojos son como los míos», pensó Harry , acercándose un poco más al espejo. Verde brillante, exactamente la misma forma, pero entonces notó que ella estaba llorando, sonriendo y llorando al mismo tiempo. El hombre alto, delgado y de pelo negro que estaba al lado de ella le pasó el brazo por los hombros. Llevaba gafas y el pelo muy desordenado. Y se le ponía tieso en la nuca, igual que a Harry. Harry estaba tan cerca del espejo que su nariz casi tocaba su reflejo.
—¿Mamá? —susurró—. ¿Papá?
Entonces lo miraron, sonriendo. Y lentamente, Harry fue observando los rostros de las otras personas, y vio otro par de ojos verdes como los suyos, otras narices como la suya, incluso un hombre pequeño que parecía tener las mismas rodillas nudosas de Harry. Estaba mirando a su familia por primera vez en su vida.

Harry Potter y la Piedra Filosofal

Dumbledore le describe a Harry el Espejo de Oesed de esta manera:

"Nos muestra ni más ni menos que el más profundo y desesperado deseo de nuestro corazón. Para ti, que nunca conociste a tu familia, verlos rodeándote. Ronald Weasley, que siempre ha sido sobrepasado por sus hermanos, se ve solo y el mejor de todos ellos. Sin embargo, este espejo no nos dará conocimiento o verdad. Hay hombres que se han consumido ante esto, fascinados por lo que han visto. O han enloquecido, al no saber si lo que muestra es real o siquiera posible."
Harry Potter y la Piedra Filosofal

También le dice:

«El hombre más feliz en la tierra puede usar el Espejo de Oesed como un espejo normal, es decir, se mirará y se verá exactamente como es.»
Harry Potter y la Piedra Filosofal

Luego, Dumbledore utiliza el espejo de Oesed para proteger la Piedra filosofal para evitar que Voldemort la consiga. Dumbledore pone la piedra dentro del espejo y para obtenerla, se debe querer tener la piedra pero no usarla.

Efectos del espejo sobre otros personajes

Ron Weasley: se ve convertido en capitán del equipo de quidditch y cubierto de condecoraciones.

El profesor Quirrell: se ve con la piedra filosofal en su poder.

Dumbledore: dice que se ve a sí mismo con un buen par de calcetines, aunque Harry no cree esa estrafalaria respuesta.

Hermione Granger se vería a sí misma, a Ron y a Harry saliendo victoriosos en la guerra contra Lord Voldemort, pero en caso de que ya lo hubieran derrotado, se encontraría abrazándose románticamente con Ron. [2]

Lord Voldemort, se vería «omnipotente y eterno. Es lo que él quiere». [3]

Notas

  1. Escritura original: "Erised stra ehru oyt ube cafru oyt on wohsi" -- "I show not your face but your heart's Desire"
  2. Comentarios de J. K. Rowling
  3. Comentarios de J. K. Rowling

Fuentes