Saltar a: navegación, buscar

Florentino Morales

Florentino Morales Hernández
Información sobre la plantilla
Florentino1.jpg
Poeta, historiador, ensayista, crítico e intelectual cienfueguero
NombreFlorentino Morales Hernández
NacimientoYaguaramas, Abreus Cienfuegos Bandera de Cuba Cuba
5 de enero de 1909
Fallecimiento26 de mayo de 1998


Florentino Morales Hernández: poeta, historiador, ensayista, crítico e intelectual cienfueguero. La población de Cienfuegos lo consideró el Historiador de la Ciudad aunque nunca se le otorgó dicho reconocimiento de forma oficial. El único cienfueguero miembro de la  Academia Cubana de la Lengua

Biografía

Infancia y juventud

Nació el 5 de enero de 1909 en Dágame, Yaguaramas, municipio de Abreus, Cienfuegos. Su primer texto poético “Fábula de un camello y un dromedario” , lo escribe ayudando a su padre en trabajos agrícolas en la finca “Angelina” de Aguada de Pasajeros. En “El Heraldo”, prensa local del municipio, publicó el soneto “Bolívar” donde aparece una nota del director destacando la pieza literaria producida por un adolescente campesino.

Desde 1922 escribe crónicas deportivas en el periódico “La Correspondencia”. Posteriormente en este mismo diario divulgó críticas y en 1937 publicó el poema titulado "Se murió la niña”.

A partir de marzo de ese año pasa a ser miembro del Ateneo de Cienfuegos y nombrado posteriormente secretario de la Comisión Organizadora del Banquete de los Cienfuegueros ausentes. Al año siguiente obtiene “La Flor Natural”, premio que otorga el Ateneo en el concurso anual de poesía, el que gana con “La misión del poeta”.

Publica en "La Correspondencia" su sección "Actividades del Ateneo" así como crónicas sobre las sesiones del Club de Leones de Cienfuegos.

Realiza estudios por correspondencia de taquigrafía, mecanografía y teneduría de libros. El Instituto Mercantil de Matanzas le entregó el título de Tenedor de Libros.

En 1932 fundó y dirigió el quincenario literario denominado “Génesis”, de Abreus, del que solamente se publicaron 6 números.

Hasta 1933 ocupa cargos de Secretario de la Comisión Territorial, encargado del Registro de Extranjeros en la Administración Municipal de Abreus así como Auxiliar del Ayuntamiento de dicho municipio.

Otra etapa de su vida

Se desempeñó como Secretario de Administración en el central San Agustín de la localidad de Lajas a principios del año 1934.

Comenzó a residir en Cienfuegos a finales de ese año realizando diferentes cargos: Tenedor de libros, Jefe de Compras, Contador y Jefe de Oficina de los negocios e inversiones de la firma Castaño y sus sucesores.

Zig- Zags, su primer libro, es publicado en 1935, en esta misma fecha integró el cuerpo de redacción de la revista “Zarpazos”, órgano del Club de Leones y también dirigió la página literaria del periódico “El Damujino” de Rodas.

Con sólo 28 años es electo Secretario del Ateneo de Cienfuegos.

El 31 de octubre de 1937 pronunció su primera conferencia en público sobre Julián del Casal en el Instituto de Segunda Enseñanza de Cienfuegos.

Transcurriendo el año 1939 funge como redactor de la Revista Atenea, es nombrado consejero de la Asociación Fraternidad Espiritual Latinoamericana radicada en Buenos Aires, Argentina y es electo Director de la revista “Zarpazos” del club de Leones de Cienfuegos.

Al llegar el año 1948 viajó a Venezuela. Posteriormente, en 1952 cumpliendo funciones de trabajo, realiza un recorrido por distintos países del continente.

Comienza a hacer realidad su sueño de investigador en 1949.

Su libro Caracol es publicado en 1953 como una de las acciones culturales organizadas por el Ateneo de Cienfuegos que tributan a conmemorar el Centenario de José Martí.

La junta de Educación de Cienfuegos le rinde homenaje con motivo a la Fundación de la Ciudad y la comisión de Historia lo elige miembro correspondiente en 1954.

Relación con la Historia de Cienfuegos

En 1962 comienza la organización de la actividad investigativa y la creación de un fichero personal que llegó a tener más de 50 000 fichas las cuales tenían como contenido fundamental la historia de Cienfuegos, y toda actividad vinculada a la evolución social. Realizó este trabajo durante 34 años y posteriormente lo ofreció sin beneficio personal al Museo Provincial de Cienfuegos para uso colectivo y para las instituciones culturales y científicas que lo requiriesen. Con el decursar del tiempo se ha convertido en el mejor y más completo compilador de la cultura cienfueguera.

Desde 1960 a 1979 estudió la teoría literaria.

La revista mejicana “Abside” publicó en 1966 varios sonetos inéditos de Florentino.

Por propuesta del Dr. Agustín Acosta, se designa miembro correspondiente de la Academia Cubana de la Lengua e ingresa como tal en 1966, realizándose la presentación en acto público en el Ateneo de La Habana.

La Academia de la Lengua de Cuba, filial del mismo nombre de la de España, reconoce la labor de Florentino en las ramas de la literatura y la historia, destaca diferentes manifestaciones en las modalidades de la poesía, ensayo, artículos y las publicaciones de libros, su pormenorizado ensayo sobra la obra “Tradiciones y leyendas de Cienfuegos” de los autores Adrián del Valle y Pedro Modesto Hernández, el estudio de la flora y la fauna cubana que traduce en su libro “Fauna y Flores” inédito pero que su contenido se conoce precisamente en algunas publicaciones.

Tradujo ocho libros de poesía del indú Rabindranath Tagore.

Estuvo en La Habana 3 años investigando en el Archivo y Biblioteca Nacional, así como en la Sociedad Económica de Amigos del País. Allí conoció a personalidades como Cintio Vitier.

Durante el año 1978 obtiene el Premio Nacional de Talleres Literarios e ingresó en la Comisión Provincial de Monumentos.

En 1980 integra la Comisión del Atlas de la Cultura Popular y Tradicional de Cuba, es miembro fundador de la Unión de Historiadores de Cuba, de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba, y pasa a formar parte de la Comisión de Historia de la ANAP.

Este mismo año alcanzó la primera Mención Nacional de Ensayo y ya en 1983 es Premio Nacional.

Trabajó de forma voluntaria en investigaciones previas a la fundación del Museo Naval de Cienfuegos.

En noviembre de 1983 pasa a formar parte del colectivo del Museo Provincial y al crearse el Té Cultural, Florentino imparte charlas, conversatorios y conferencias.

Asesoró a los usuarios en asuntos históricos y literarios. Participó en la comisión de Historia del Deporte en Cienfuegos, en el VIII Pleno Nacional de Corresponsales y el IV de Historiadores del Deporte celebrado en Holguín recibió el trofeo como investigador más destacado en la historia del deporte y un documento acreditativo con la Orden “Cerro Pelado”.

Fue miembro del contingente cultural “Juan Marinello” de la Comisión de Historia del PCC Municipal y del Consejo Asesor para el Desarrollo de la Escultura Monumental y Ambiental, entre otros.

Obtuvo resultados satisfactorios en el curso de Museología en el Instituto de Perfeccionamiento Educacional de Santa Clara a pesar de su avanzada edad. Estudió con profundidad la obra poética de Mercedes Matamoros así como la relación literaria de esta eminente poetisa cienfueguera con Nuestro Héroe Nacional José Martí.

Muerte

Deja de existir físicamente el 26 de mayo de 1998, legando un amplio trabajo de investigación histórica al servicio del pueblo cienfueguero que tanto lo admiró, respetó y quiso.

Reconocimientos

Fue Vanguardia Nacional del Sindicato de Trabajadores de la Cultura desde 1984 hasta 1994. Participó en coloquios, simposios, conferencias, conversatorios, concursos y encuentros científicos. Recibió innumerables reconocimientos por su labor investigativa. En este sentido sobresale su actividad en la investigación de la obra científica de la Historia de Cuba.

La población de Cienfuegos lo consideró el Historiador de la Ciudad aunque nunca se le otorgó dicho reconocimiento de forma oficial.

Fuentes

Biográfica de Florentino Morales