Saltar a: navegación, buscar

Fundación de la Unión de Jóvenes Comunistas (Alquízar)

La Fundación de la Unión de Jóvenes Comunistas en Alquízar
Información sobre la plantilla
Fecha:4 de abril de 1962.
Lugar:Municipio Alquízar
Líderes:
Arnaldo Morín, Zenaida Viera, Julio González, Miguel Nurque.

La Fundación de la Unión de Jóvenes Comunistas en Alquízar.

Papel desempeñado en la localidad

En Marzo de 1962 la AJR convocó al Primer Congreso de la organización juvenil, con el objetivo de convertirla en la organización marxista – leninista de la juventud cubana. Así, se proclamó el 4 de Abril la creación de la Unión de Jóvenes Comunistas, cuya primera tarea fue la reestructuración de los Comités de Base.

Muy pronto quedaron definidas 6 grandes tareas para la organización: el estudio, el trabajo, la defensa, el deporte, la cultura y el trabajo pioneril.
En Alquízar la dirección de la UJC municipal quedó estructurada de la forma siguiente:

Secretario General: Arnaldo Morín
Organizador: Zenaida Viera
Ideológico: Julio González
Pioneros: Miguel Nurque

Esta organización fue ubicada en el mismo local que ocupaba el PCC.

La UJC en sus primeros años no tenía presupuestos y todos sus gastos financieros dependían de actividades culturales, bailables que se efectuaban en los diferentes municipios.

Entre 1963 y 1964 se desarrolló un profundo proceso de reestructuración y crecimiento en las filas de la UJC en todo el país, donde rige el carácter selectivo y se impone la ejemplaridad de la militancia. Por aquel entonces, en el municipio los Comités de Base eran pocos en número y cantidad de integrantes, pero lograron alcanzar un gran prestigio, autoridad, capacidad de movilización y una extraordinaria combatividad revolucionaria.

En esta etapa, junto a las tareas organizativas y la intensa labor ideológica, que requería el agudo combate entre las diferentes clases sociales en pugna, la juventud participó decididamente en el aniquilamiento de las bandas contrarrevolucionarias que organizadas, abastecidas y dirigidas por la CIA, llegaron a operar en las antiguas provincias del país. Fueron años en los que la defensa de la Revolución, con las armas en la mano, estaba en el primer plano ante la constante amenaza imperialista. Las Fuerzas Armadas Revolucionarias y el Ministerio del Interior se fortalecen y desarrollan, y sus filas se nutren de lo mejor de la juventud cubana.

Son también estos los años en que los estudiantes de la enseñanza media, organizados en la Unión de Estudiantes Secundarios (UES), nacida en Agosto de 1962, protagonizaron las formidables movilizaciones para recoger café en las zonas montañosas de la antigua provincia de Oriente.

Entre 1966 y 1972 la UJC alquizareña tuvo un destacado papel en las movilizaciones que se efectuaron en el país como fueron: la reconstrucción de la Isla de la Juventud después de los años causados por el ciclón Alma; participación en las Columnas Juveniles Agropecuarias, el envío de jóvenes a la Columna Juvenil del Centenario a partir de agosto de 1968.

La UJC de Alquízar también envió decenas de jóvenes como macheteros a las zafras azucareras y a la construcción.

Sin embargo, la UJC no pudo dar batallas simultáneas en todos los frentes se dejaron de atender tareas, y otros se atendieron con dificultades como el crecimiento, el trabajo estudiantil, la emulación juvenil de los sellos (1ro de Enero, 26 de julio y 21 de Octubre) y el movimiento pioneril.

La estructura orgánica de la organización se debilitó y los métodos y estilos de trabajo se quebrantaron sensiblemente.

A partir de 1970, tras las críticas realizadas por nuestro Comandante en Jefe, después de concluir la zafra azucarera, comienza a reorganizarse la labor de la UJC.

Entre 1972 y 1977 la tarea más importante de la UJC en Alquízar fue el apoyo a la educación, ayudando a resolver los problemas planteados con la explosión de la matrícula en los niveles de la Enseñanza Media y la falta de profesores para enfrentarla.

Decenas de jóvenes alquizareños se incorporaron a partir de 1972 al Destacamento Pedagógico “Manuel Ascunce Domenech”.

Destacada fue también la participación en los Seminarios Juveniles de Estudios Martianos, además, del trabajo en la esfera de la Educación Patriótico Militar.

La Juventud de Alquízar envió 325 jóvenes a defender la República Popular de Angola dando una muestra de un alto sentido del internacionalismo.

Luego de la celebración de su III Congreso, en Abril de 1977, la UJC pasa de un período de ajustes de su estructura, estilo y métodos de trabajo, al perfeccionamiento, desarrollo y sistematización de estos. Esta línea general de trabajo se ratifica en el IV Congreso de la Organización realizado cinco años después.

La etapa abre con momento importante para el país y para la juventud cubana; la celebración en Cuba del XI Festival Mundial de la Juventud y los Estudiantes, evento que puso a prueba el nivel organizativo logrado por la UJC, la capacidad de sus cuadros y el poder movilizativo alcanzado entre los jóvenes.

Por primera vez en un país latinoamericano se celebraba un evento de este tipo. Para Cuba fue de gran importancia ser la sede de este Festival pues así pudo mostrar los logros de la Revolución.
La Juventud alquizareña envió un grupo de delegados al festival los cuales pusieron en alto el nombre de nuestro municipio.

En 1983 se produce el cambio de estructura en la organización que estuvo dirigido a crear la categoría de instructor con la intención de lograr una atención más integral a la base. En Alquízar comenzaron a funcionar 5 instructores, uno de los cuales atendía los jóvenes trabajadores de la fábrica Alquitex.

En la defensa de la patria socialista se destacan tres hechos principales:

- Las enérgicas jornadas de abril y Mayo de 1980 con las Marchas del Pueblo Combatiente en respuesta a los sucesos del Mariel.
Estas movilizaciones constituyeron un espontáneo desbordamiento de jóvenes que ganaron la calle dispuestos a defender y apoyar la obra de la Revolución en contra de la escoria antisocial y la contrarrevolución. En relación con estos hechos recordamos la caída en el cumplimiento del deber, del joven custodio de Embajadas, Pedro Ortiz Cabrera.

- La creación de las Milicias de Tropas Territoriales (MTT) y la integración masiva de jóvenes a sus filas.

- Y el cumplimiento de honrosas misiones internacionalistas en Angola, Etiopía y Nicaragua.

Teniendo en cuenta que en 1985 se cumplían 40 años de acontecimientos significativos para toda la humanidad con el fin de la II Guerra Mundial, el lanzamiento de la Bomba atómica sobre ciudades japonesas y la fundación de la FMID se efectuó el XII Festival Mundial de la Juventud y los Estudiantes en Moscú. La delegación cubana participó con un nutrido grupo de jóvenes entre los cuales se encontraban los de Alquízar, destacándose por su entusiasmo y combatividad.

Tras la realización del III Congreso del PCC, la UJC comenzó a preparar su V Congreso con el desarrollo de Asambleas abiertas, donde participaron jóvenes militantes y no militantes, los que se dedicaron a analizar los problemas del país, las dificultades de los centros de estudio y de trabajo y las deficiencias en la labor de los Comités de Base.

En el Congreso se discutió con audacia y se puso de manifiesto el cariño de la juventud cubana por la Revolución y su afán por hacerla cada vez más suya.


Fuente

Robayna Figuer , Ernesto.
Historia de Alquízar. (Inédito)