Saltar a: navegación, buscar

Teodosio I el Grande

(Redirigido desde «Teodosio»)
Teodosio I el Grande
Información sobre la plantilla
Emperador romano
Teodosio I el Grande.jpg
Flavio Teodosio impuso el catolicismo como religión oficial y dividió el Imperio entre Oriente y Occidente
Reinado 379-395
Nacimiento 11 de enero de 346
Coca, Hispania (antigua Cauca, hoy Coca en Segovia, España)
Fallecimiento 17 de enero de 395
Milán, Italia
Sucesor Arcadio (con 17 años) en Oriente y Honorio (11 años) en Occidente, bajo la tutela de Estilicón
Cónyuge/s Gala (m. ?–394 d. C.), Elia Flacila (m. ?–385 d. C.)
Descendencia Honorio, Arcadio
Padre Flavio Teodosio (el Viejo)
Madre Termancia

Teodosio I el Grande (Flavio Teodosio). (Cauca, Hispania, h. 346 - Milán, 395). Emperador romano, que impuso el catolicismo como religión oficial y dividió el Imperio entre Oriente y Occidente. Adquirió experiencia militar combatiendo junto a su padre en Gran Bretaña que fue ejecutado, tras lo cual Teodosio se retiró a sus dominios en la actual Coca (Segovia) y en el 378 le llamó el emperador Graciano para encargarle la defensa de Mesia frente a la invasión de los godos.

Historia

Nacido en Hispania, en el seno de una familia acaudalada.

En el año 376, su padre fue ejecutado tras caer en desgracia, tras lo cual Teodosio abandonó de manera momentánea su carrera militar; sin embargo, en el 378, a la muerte de Valente, Graciano lo nombró magister militum para dirigir la lucha contra los godos y poco después, en el 379, lo nombró Augusto para gobernar la parte oriental del imperio.

Durante los años siguientes, Teodosio tuvo que combatir contra los visigodos y en el 382 se vio obligado a firmar un tratado con ellos, por el que les asignaba unas tierras en Tracia libres de tributación; de esta manera, los godos, un pueblo y una nación independientes, quedaban aliados a Roma como un estado federado.

Escultura en población natal

Interacción con Magno Máximo

Cuando el usurpador Magno Máximo asesinó mediante un complot a Graciano y ocupó las Galias en el 383, Teodosio lo reconoció en un primer momento como emperador; no obstante, cuando Máximo expulsó a Valentiniano II de Italia, Teodosio luchó contra él y lo venció en Siscia y Petovio. Tras esta derrota, Magno Máximo fue asesinado por sus propias tropas en Aquileya.

Interacción con Valentiniano

Valentiniano II obtuvo así el dominio sobre todo occidente, pero la situación era tan inestable que Teodosio prefirió permanecer en Milán entre los años 388-391, momento en que se desarrolló su difícil relación con San Ambrosio, obispo de la ciudad.

Valentiniano apareció ahorcado y su tutor, detrás de esta muerte, nombró emperador a Eugenio, un hombre culto, y maestro de retórica que veía con buenos ojos el paganismo. De esta manera se produjo un choque importante entre las dos partes del imperio: mientras que con el apoyo de Eugenio el paganismo ganaba adeptos en occidente, Teodosio ponía todas las armas a su alcance para combatirlo desde el oriente.

Estas tensiones desembocaron en una lucha, en la que las tropas de Eugenio fueron derrotadas en el río Frígido el 6 de septiembre del 394. De este modo, Teodosio quedó como emperador único de la totalidad del territorio aunque sólo por unos meses porque muere el 17 de enero del 395 en Milán.

Antes, Teodosio había nombrado Augusto a su hijo mayor Arcadio, que obtenía el dominio de oriente; su otro hijo, Honorio, que le había acompañado en su lucha contra Eugenio, quedaría a su muerte como señor de occidente, con lo que se consumó el Cisma entre las partes oriental y occidental del imperio.

Cristiano ferviente

Teodosio fue un cristiano ferviente y afecto a la ortodoxia de Nicea. En su deseo de unificar las distintas corrientes cristianas del imperio, Teodosio promulgó un edicto el 27 de febrero de 380 por el que se confirmaba que la fe católica profesada por el papa Dámaso y por el obispo de Alejandría, Pedro, era la verdadera. Al mismo tiempo, desautorizó al obispo de Constantinopla, Demófilo, cercano al arrianismo, y apoyó a Gregorio Nazianceno. En este edicto Teodosio declaró el cristianismo como la religión oficial del Imperio Romano.

Una gran parte de la actividad del emperador se concentró ahora en establecer la fe católica y reprimir el arrianismo. En 380 él y Graciano publicaron el famoso edicto de que todos sus súbditos debían profesar la fe de los obispos de Roma y Alejandría (Cod. Theod., XVI, 1, 2; Sozomeno, VII, 4). Los conventículos de los herejes no debían ser llamados iglesias.

De igual modo, Teodosio actuó con dureza contra cualquier manifestación de herejía. En cuanto al paganismo su postura fue cambiante: al principio de su reinado, no prohibió los sacrificios ni cerró los templos, pero en el 381, lanzó duras amenazas contra los paganos. Tan pronto llegó a Constantinopla Teodosio comenzó a expulsar a los arrianos, quienes dominaban hasta ese entonces. Demófilo, obispo arriano, dejó la ciudad . San Gregorio Nacianceno se hizo cargo de la administración de la diócesis. En enero de 381 el prefecto recibió órdenes de cerrar todas las capillas arrianas en la ciudad y de expulsar a todos sus servidores. Las mismas severas medidas fueron tomadas a través de todos los dominios de Teodosio, no sólo contra los arrianos, sino también en el caso de los maniqueos y todos los demás herejes. Sin embargo Sozomeno dice que “las leyes del emperador conllevaban castigos severos, pero que él no los realizaba, pues él no deseaba castigar, sino sólo asustar a sus súbditos, para que pensaran que él hacía cosas divinas, y él elogiaba a aquéllos que se convertían voluntariamente.” (Hist. Igl. VII.12).

  • 381 se realizó el Segundo Concilio General en Constantinopla bajo sus auspicios. En 383 intentó efectuar una conferencia en su capital entre católicos y arrianos con vista a la reconciliación, pero no obtuvo ningún resultado.
  • 391 y 392, promulgó la pena de muerte para aquellos que asistieran a los sacrificios y acudieran a los templos paganos.

Seguramente ese endurecimiento se debió a la influencia de San Ambrosio, obispo de Milán. El peso de este religioso se dejó sentir con toda su fuerza en el 390, en que Teodosio mandó masacrar a la plebe de Tesalónica reunida en el circo y acusada de haber asesinado al general Buterico. San Ambrosio consideró esta acción del emperador impropia de un cristiano y le obligó a hacer penitencia si quería recibir la comunión, con lo que se puso de manifiesto el sometimiento del emperador al criterio de un obispo.

Deidad

Fue deificado como Divus Theodosius.

Fuentes