Saltar a: navegación, buscar

Lente de contacto

Lente de contato
Información sobre la plantilla
Lente de contacto 1.jpg
Lentes correctoras o cosméticas que se ponen en el ojo

Lente de contacto. También conocidas como lentillas o pupilentes, son unas lentes correctoras o cosméticas que se ponen en el ojo, concretamente sobre la capa lagrimal que cuida y lubrica la córnea. Estas lentes son producto sanitario y deben cumplir todos los requisitos de estos.

Historia

Leonardo da Vinci observó en 1508 que hundiendo la cabeza en un recipiente de cristal con agua se modificaba la visión. El discurrir de los años ha hecho que diferentes investigadores perfeccionaran esta antigua teoría hasta lo que hoy conocemos como lentes de contacto. A Leonardo lo siguió René Descartes en 1636, que diseñó un tubo con una curvatura semejante a la de la córnea, que llenó con agua y en el que introdujo el ojo.

En 1887, el soplador de vidrio alemán F.A. Muller se basó en las ideas de Herschell para crear las primeras lentes de contacto conocidas. Al siguiente año, el médico alemán Adolf Eugen Fick y el óptico francés Edouard Kalt crearon unas lentes de contacto de vidrio para corregir defectos visuales, cubrían todo el frente del ojo, eran pesadas y se podían tolerar puestas unas pocas horas.

Las primeras lentes corneales de metacrilato para corregir los defectos visuales fueron fabricadas por Kevin Tuohy en 1948. Otto Wichterle y Dreifus fabrican en 1950 las primeras lentes de contacto blandas.

Fabricación de las primeras lentes

En España es en 1962 cuando Javier Chamorro Tormo junto con Ramón Noguera empiezan a fabricar las primeras lentes de contacto en los Laboratorios Conóptica. Bausch & Lomb en 1964 comercializa la lente de contacto de hidroxietil metacrilato mediante el moldeado por centrifugación. En 1977 se presenta en Cámara Ópticos Zaragoza (España) la lente de contacto blanda para astigmáticos fabricada por la casa alemana Wšhlk. Bausch & Lomb comercializa sus primeras lentes de contacto blandas para astigmáticos en 1981.

En 1999 CIBA Visión de Novartis Farmacèutica comercializa NIGHT & DAY (Lotrafilcon -A) y Bausch & Lomb la lente PUREVISION (Balafilcon -A) para el uso día y noche continuado durante 30 días. En 2004 CooperVision lanza las primeras lentes blandas desechables mensuales que llegan hasta 3,75 de cilindro, con lo que permiten a la mayoría de los pacientes con astigmáticos utilizar lentes de contacto tóricas mensuales.

En 2005 CooperVision lanza las primeras lentes multifocales de geometrías asimétricas proclear Multifocal que permiten a los usuarios présbitas ver de cerca y de lejos sin necesidad de usar gafas. Este mismo año Pupilent-voss, la empresa mas importante en la contactologia Argentina, presenta Terapia Refractiva Corneal - TRC. logrando reducir la miopia durante la noche con la adaptacion de lentes de contacto especiales realizadas con materiales paflufocon D, en este momento continua desarrollando nuevos diseños el Dr. Erwin Hermann Voss con la colaboracion de su asistente Hector Galvez.

Es muy importante destacar que en la actualidad las compañías de lentes de contacto están ofreciendo muchas alternativas en la distribución de éstas y los precios han bajado considerablemente, posibilitando el hecho de que cualquiera pueda obtenerlas y hasta recibirlas en la comodidad de su domicilio.

Cuidados

200pxColocación de los lentes de contacto en los ojos
  • Antes de manipularlas es obligatorio lavarse bien las manos con agua tibia y un jabón suave neutro, al enjuagarlas cuidar que no queden residuos de jabón en ellas y secarlas al viento, papel tisú o con una toalla que no desprenda pelusas. De lo contrario podrían producirse infecciones bacterianas como conjuntivitis.
  • Nunca deben quedar las lentes secas en el estuche.
  • Siempre guardarlos en su estuche lleno de una solución multipropósito estéril para desinfectarlo correctamente. Cambiar el líquido aproximadamente cada 10 días.
  • Se puede practicar cualquier deporte con las lentes puestas, excepto natación y waterpolo, u otros deportes acuáticos.
  • Para limpiarlas deben usarse sólo los líquidos especialmente formulados para ello. Nunca deben usarse líquidos como: agua oxigenada, alcohol, etc.; pues no desinfectan y además pueden causar lesiones oculares.
  • No deben usarse si ya se tienen infecciones o irritaciones oculares, pues las agravan.
  • Se puede usar maquillaje, pero primero colocarse las lentes , y para quitarse se realiza el mismo procedimiento, primero retirar las lentes y luego el maquillaje.
  • En caso de extravío y encuentro, no alzar el lente de contacto de la superficie donde se halle, es probable que pueda romperse. Dejarlo donde está y aplicarle encima una solución salina o fisiológica con el fin de rehidratarlo. Luego podrá levantarse sin riesgo de romperse y luego se procederá a limpiarlo y desinfectarlo con las soluciones correspondientes.
  • Semanalmente deben colocarse en un líquido especial de limpieza enzimática para eliminar los depósitos de proteínas que no se eliminan con la limpieza diaria. De no seguir este paso, puede causar irritaciones oculares y enturbiamiento de las lentes, lo cual dificulta la visión.
  • Deben ser renovadas anualmente, ya que con el paso del tiempo y el uso se desgastan y acumulan depósitos no eliminables.
  • El lugar donde se coloquen debe mantenerse siempre limpio y desinfectado.
  • No es aconsejable su uso permanente durante días, sino dejar pasar como mucho un día y luego retirarlas, de lo contrario se es propenso a caer en alguna alergia o infección.
  • Si son de uso diario, deben ser retiradas al acostarse a dormir.
  • En caso de tener sensación de ardor o sequedad, colocarse lágrimas artificiales o solución humectante para lentes de contacto indicada por un profesional.
  • Si hay dolor, ojo rojo o visión borrosa, quitarse las lentes y consultar al profesional idóneo.
  • Si no encuentra al profesional idóneo, tapar el ojo con una gasa o parche mientras lo encuentra.
  • Usar su tiempo justo, las mensuales un mes, diarias un día, puede provocar una conjuntivitis y enfermedades si no se usan correctamente.

Fuentes