Saltar a: navegación, buscar

Tejido conjuntivo

Tejido Conjuntivo
Información sobre la plantilla
TEJIDO CONJUNTIVO.JPG
Concepto:En histología, quiere decir que forma parte de los tejidos conectivos y que son un conjunto heterogéneo de tejidos orgánicos que comparten un origen común a partir del Mesénquima embrionario originado del Mesodermo.

Tejidos conjuntivos. Incluye distintos tejidos con propiedades funcionales diversas y con ciertas características comunes. Los tejidos conectivos reúnen, dan apoyo y protegen a los otros tipos de tejido.

Características

  • Llamado también tejido conectivo
  • Es el tejido que forma una continuidad con tejido epitelial, músculo y tejido nervioso, lo mismo que con otros componentes de este tejido para conservar al cuerpo integrado desde el punto de vista funcional
  • Presenta diversos tipos de células
  • Tiene abundante material intercelular
  • Tienen gran capacidad de regeneración
  • Es un tejido vascularizado

El tejido conectivo se caracteriza morfológicamente por presentar diversos tipos de células separadas por una abundante matriz extracelular (intercelular), sintetizada por ellas. Esta matriz está representada por una parte con estructura microscópica definida, las fibras del conectivo, y por la sustancia fundamental amorfa, llamada así porque no presenta una estructura visible al microscopio óptico; no obstante su estructura molecular ya es conocida. Una pequeña cantidad de líquido, el plasma intersticial, baña las células, las fibras y la sustancia extracelular amorfa.

Histofisiología

La histofisiología del tejido conjuntivo puede resumirse en tres funciones esenciales:

  1. Mecánica: de relación, sostén, relleno, fijación y movilidad.
  2. Metabólica: de transporte de metabolitos y almacenamiento de sustancias energéticas.
  3. Defensiva: mediante el efecto de barrera de la sustancia amorfa, la reacción inflamatoria.
  4. Reacción inmunitaria humoral y la mediada por célula, los procesos de macrofagia y la formación de tejido de granulación.

Función de los Tejidos conjuntivos

Son el sostén e integración sistémica del organismo, participando de la cohesión o separación de los diferentes elementos tisulares que componen los órganos y sistemas; y también se convierte en un medio logístico a través del cual se distribuyen las estructuras vásculo nerviosas. Es decir su función de relleno, ocupando los espacios entre otros tejidos y entre órganos, y de sostén del organismo, constituyendo el soporte material del cuerpo. En cuanto a la función metabólica, el tejido conjuntivo interviene en el transporte de los diferentes metabolitos, tanto sustancias nutritivas como de desecho, pues estas circulan entre los vasos y las células a través de la sustancia amorfa contenida en los espacios conjuntivos intercelulares y pericapilares. En tal sentido, el elemento más importante es la sustancia amorfa, ya que los metabolitos que llegan disueltos en agua embeben la misma y difunden a través de esta. En el tejido conjuntivo se almacenan algunas sustancias, tales como lípidos, proteínas, electrolitos y agua. Las sustancias lipídicas provenientes de la sangre pasan al tejido adiposo, mientras que el agua es almacenada en la sustancia amorfa del tejido conjuntivo.

Tipos de Tejidos conjuntivos

El tejido conjuntivo representa un grupo tan heterogéneo de tejidos que resulta difícil su clasificación. Esta puede realizarse teniendo en cuentas diversos criterios, tales como naturaleza, proporciones relativas y disposición de las células y la sustancia intercelular fibrosa y amorfa, y por consiguiente, las funciones que realiza el tejido en particular.

Clasificación de los Tejidos Conjuntivos

El tejido conjuntivo se puede clasificar de la forma siguiente:

  1. Los tejidos conjuntivos no especializados o propiamente dicho.
  2. Los tejidos conjuntivos especializados.

No especializados

Dentro los tejidos conjuntivos no especializados o propiamente dicho, tenemos:

Conectivo laxo

Se localiza debajo epitelios que revisten las cavidades internas. Relacionado con epitelios de las glándulas y los vasos sanguíneos. El tejido conjuntivo laxo propiamente dicho, está ampliamente distribuido por todo el cuerpo, principalmente en el tejido subcutáneo, en el mesenterio, constituyendo la denominada lámina propia de las estructuras epiteliales, y rodeando al tejido muscular, los vasos sanguíneos y los nervios periféricos.

Características

  • Los tipos celulares más frecuentes en el tejido conjuntivo areolar laxo son los fibroblastos y los macrófagos y presenta además abundantes fibras colágenas y elásticas (predominan las colágenas). Permite la migración de células en tránsito.
  • Fibras delgadas poco ordenadas, sustancia fundamental abundante.
  • En él ocurren reacciones inflamatorias de la respuesta inmune
  • Permite la difusión de oxígeno y de nutrientes.
  • El tejido conjuntivo areolar laxo varía en su aspecto, de acuerdo con la localización y función que desempeña. En general interrelaciona las otras variedades de tejidos, las estructuras y los órganos entre sí, permite por su flexibilidad la movilidad requerida entre ellos y al ocupar los espacios entre los mismos, también proporciona sostén, relleno y fijación.

Conjuntivos densos

Los tejidos conjuntivos densos se caracterizan porque en estos el elemento estructural que predomina son las fibras, por lo tanto tienen menos células y menos cantidad de sustancia intercelular amorfa. Dentro de este tejido se distinguen dos variedades: el tejido conjuntivo denso irregular, donde los haces de fibras están orientados en diversas direcciones y el tejido conjuntivo denso regular, donde las fibras se orientan paralelamente. El tejido conjuntivo denso forma estructuras de gran capacidad de tensión, entre las que se incluyen los tendones y ligamentos y las aponeurosis.

Conjuntivo denso irregular

Dermis

Se localiza en la capa inferior (dermis) de la piel. Esta variedad de tejido conjuntivo presenta en general, los mismos componentes que el tejido conjuntivo laxo, sólo que los haces de fibras colágenas son más gruesos y están dispuestos irregularmente y entretejidos (como en el fieltro). Las fibras colágenas están asociadas con redes de fibras elásticas. Esta variedad de tejido conjuntivo denso se encuentra en la dermis, las cápsulas de los órganos, las vainas de los tendones y en los nervios. La disposición tridimensional de la trama de haces de fibras colágenas ofrece determinada resistencia a la tracción en cualquier dirección.

Características
  • Las fibras de colágeno no tiene una orientación definida y se encuentran en una elevada proporción.
  • Sustancia fundamental y fibroblastos escasos.
  • Provee resistencia a desgarros.

Conjuntivo denso regular

Ligamentos y tendones

Se localiza en los ligamentos, tendones y aponeurosis. Macroscópicamente este tejido muestra una estructura perceptiblemente fibrosa y un aspecto característico, debido a su color blanco brillante. Los únicos elementos celulares presentes son los fibroblastos, los cuales se disponen entre los haces paralelos de las fibras colágenas.

Características
  • Fibras de colágeno formando haces en un patrón definido que se le otorga al resistencia al esfuerzo.
  • Se caracteriza porque los haces colágenos están dispuestos regularmente, en una misma dirección en correspondencia con los requerimientos mecánicos particulares del tejido. El principal constituyente son dichos haces colágenos, gruesos, paralelos y muy apretados entre sí.

Especializados

Dentro los tejidos conjuntivos especializados, se encuentran:

Tejido Adiposo

El tejido adiposo se estudia entre las variedades de tejido conjuntivo. Las células que lo constituyen, adipocitos, derivan de las células mesenquimatosas indiferenciadas. El tejido adiposo no es un tejido inerte, sino que tiene una función activa en la síntesis de grasa a partir de los hidratos de carbono, garantizando así el almacenamiento de reservas energéticas. El tejido adiposo es sensible a los estímulos hormonales y nerviosos. El tejido adiposo se presenta en la mayoría de los mamíferos en dos variedades más o menos diferenciadas, las cuales se distinguen por su color, distribución, vascularización y actividad metabólica. El tejido adiposo se acumula en el organismo, dependiendo del sexo, la dieta y de la actividad física que desarrolle el individuo.

Adiposo Blanco (unilocular)

Se localiza por debajo de la piel (hipodermis) formando una capa aislante. El color de la grasa varia desde el blanco hasta un amarillo oscuro, dependiendo fundamentalmente del tipo de dieta que se consume y por supuesto de los lípidos almacenados. Los adipocitos son grandes, llegando a alcanzar hasta 120 μm de diámetro. Su forma típica es esférica, pero pueden adquirir una forma poliédrica producto de la deformación que sufren por el contacto mutuo. Los detalles estructurales de los adipocitos, al M/O y M/E, así como la organización de este tejido,

Tejido adiposo
Características
  • Contiene adipocitos (almacenadores de lípidos) en íntima relación con un rico lecho vascular.
  • Almacenamiento de energía, aislación y protección de los órganos vitales.

Adiposo Pardo (multilocular)

En esta variedad de tejido adiposo el color varia hasta un pardo rojizo y las células son más pequeños que las del tejido adiposo blanco las cuales presentan una forma poligonal al corte transversal. El citoplasma es más abundante y a diferencia de los adipocitos del tejido adiposo blanco, las células de la variedad parda contienen múltiples gotitas de lípidos de tamaño variable. Esta disposición de los lípidos se denomina multilocular.

Caracteristicas

El tejido adiposo pardo suele encontrarse en el mediastino, a lo largo de la aorta.

Tejido Óseo

Se localiza en huesos, resistentes y muy livianos (el esqueleto humano constituye solo aproximadamente el 18 % de nuestro peso).

Característica

  • Matriz extracelular mineralizada (fosfato, de calcio en forma de cristales de hidroxiapatita).
  • Almacena calcio y fosfato que se pueden movilizar desde la matriz ósea y pasar a la sangre cuando se necesitan, regulando la homeostasis de los niveles de calcio.
  • Sustancia fundamental con proteínas (colágeno y otras) y proteoglucanos.
  • El colágeno y los componentes de la sustancia fundamental también están mineralizados.

Tejido Cartilaginoso

Su localización está restringido a las articulaciones, anillos traqueales y estructura de sostén del oído externo y la punta de la nariz (excepto en los animales de esqueleto cartilaginoso), también en los discos que actúan como amortiguadores entre las vértebras. También aparece en el feto cuando forma los primeros huesos.

Características

Tejido cartilaginoso
  • Células (condrocitos) secretan una matriz extracelular muy especializada sólida y firme, pero elástica con fibras de colágeno que la refuerzan y sustancia fundamental.
  • Los condrocitos (solo o en pequeños grupos) se encuentran en pequeñas cavidades de la matriz (lagunas)
  • Generalmente es avascular y ni inervado.
  • Actúa como soporte de pesos en las articulaciones.
  • Es clave para el crecimiento de los huesos.
  • Algunos cartílagos son elásticos.

Tejido Hemopoyético

Se localiza en la médula ósea roja, dentro de los espacios de los huesos largos en los: en los huesos jóvenes en la cavidad medular y en los espacios del hueso esponjoso.

Característica

Tejido Linfoide

Se localiza en timo, ganglios linfáticos, médula ósea, amígdalas y baso.

Característica

  • Formación de linfocitos y células de sostén de los órganos linfoides que forman redes laxas.
  • Los linfocitos reaccionan en presencia de sustancias antigénicas.

Tejido Sanguíneo

Tejido sanguíneo

Se localiza dentro del corazón y los vasos sanguíneos del sistema circulatorio.

Característica

Transporte de nutrimentos, oxígeno, desechos y otras sustancias.

Fuentes