Central López-Peña

Central López-Peña
Información sobre la plantilla
Institución con sede en Cuba
Error al crear miniatura: Falta archivo
Fundación:1917
Tipo de unidad:Central azucarero
País:Cuba
Dirección:Calle A, Báguanos, Holguín
Central López-Peña. Primigenia industria azucarera del batey baguanense, fundado en 1917. Constituye la principal fuente de empleo del territorio desde sus orígenes, siempre ligado a su desarrollo económico y social. Originalmente "Central Báguanos", tras su nacionalización recibe el nombre López-Peña, en homenaje a los dos mártires del sector azucarero Hugo López y Carlos Peña.

Fundación

En 1917 fue fundado el central por los hacendados cubanos Rafael Sánchez Aballí, los hermanos Melchor y Manuel Palomo y Gabriel Maurino. La familia Sánchez Aballí también poseía intereses azucareros en el vecino central Santa Lucía (fundado en 1857), y que hoy lleva el nombre del mártir del Moncada Rafael Freyre.

Central Baguanos Oriente.jpg

El montaje de la industria concluyó a los dos años de su fundación y posteriormente, en 1919, hizo su primera zafra, con un promedio de molida de 180 000 arrobas de caña diariamente.

Etapa capitalista

Efectos de la “Danza de los Millones”

Cuando en Cuba tenía lugar la memorable Danza de los Millones, por los jugosos precios que llegó a cotizar el azúcar en el mercado internacional, los dueños del central paralizaron las ventas en espera de mejores precios.

La medida trajo como consecuencia que, a mediados de 1920, cuando el producto descendió bruscamente a niveles ínfimos, todavía se hallaba en los almacenes del central la producción de la zafra anterior, lo cual representó la ruina de los dueños, con la consiguiente intervención del Banco de Canadá, de cuya entidad eran deudores, por el concepto de préstamos bancarios y gravámenes.

Trasiego de propietarios

A partir de 1920 comienzan a transitar diferentes propietarios. El primero, la Compañía Azucarera Antilla S.A. (hasta 1925), luego pasó a la Punta Alegre Sugar Corporation (hasta 1933), empresa imperialista que también fue víctima de los efectos de la crisis mundial del capitalismo de 1929.

Ante la quiebra, el ingenio fue nuevamente presa del Banco de Canadá, que lo operó un corto período, debido a que en 1934 se hizo cargo del central, con todas sus propiedades, la Sugar Plantation Operating Company, la cual manipuló la producción de este central y la del Central Tacajó bajo el control del Royal Bank of Canada hasta la zafra de 1946. Luego de este año, se hizo cargo la Compañía Supervisora de Ingenios hasta 1948, cuando las acciones pasaron a manos de la firma García-Díaz y Co., siendo operados ambos centrales por la Antilla Sugar States, y financiados por el Banco Gelats.

Producción azucarera

Los datos acerca de la producción azucarera reflejan que la más alta en la etapa capitalista fue alcanzada en 1952, cuando se llenaron 529 279 sacos de 115 kilogramos. La menor producción data de 1941, cuando sólo se envasaron 143 140 sacos.

Lucha sindical

Los abusos constantes a los trabajadores del campo y la industria también se hicieron patentes en Báguanos, al igual que en todos los centrales del país. La fundación del Sindicato ocurre en el momento en que se recrudece la lucha obrera en las postrimerías de la dictadura de Gerardo Machado Durante los años siguientes, en el afán de lograr la unidad en la lucha de los entonces explotados trabajadores cubanos, se producen visitas de los líderes de la clase, Jesús Menéndez y Lázaro Peña.

Etapa revolucionaria

El central López-Peña

Central L-P.jpg

El triunfo revolucionario y la posterior nacionalización del central trajeron para los trabajadores una nueva etapa. En octubre de 1960 la industria pasó a manos de su verdadero dueño: el pueblo, y como imperecedero homenaje a los revolucionarios Hugo López y Carlos Peña, la fábrica pasó a denominarse López-Peña, junto al Fernando de Dios; ambos centros fabriles, donde se procesa la dulce gramínea, tienen una norma potencial diaria de molida que asciende a las 650 mil arrobas de caña y el compromiso de producción se eleva a las 120 mil toneladas de azúcar.

Los centrales azucareros del municipio Báguanos constituyen la principal fuente de empleo, porque en ellos laboran poco más de la mitad del total de obreros de que dispone el territorio.

Tarea Álvaro Reynoso

El 10 de abril de 2002 se implanta en el Ministerio del Azúcar la reestructuración de la agroindustria azucarera a los niveles que aconsejaban el costo de producción, el consumo y los precios mundiales del azúcar. El proceso al que se le atribuyen estos cambios se denominó Tarea Álvaro Reynoso.

En este redimensionamiento, el central López-Peña fue seleccionado junto a otros 71 centrales del país para dejar de fabricar azúcar y otros productos industriales. Sus partes y piezas se utilizaron en la reparación de los centrales que continuaron moliendo.

Ningún trabajador quedó desamparado; se establecieron garantías salariales y de empleo o estudio para todos los trabajadores azucareros a partir del año siguiente. Un gran número acogió la opción de recalificación y superación, asumida por la propia industria con el apoyo del Ministerio de Educación.

Enlaces externos

Fuentes

  • Álvarez Almaguer, Leticia. Huellas en el tiempo. (Monografía de la cultura en Báguano). Sectorial de Cultura Báguano, 2005.
  • Mastrascusa, Francisco. Activistas del deporte en Báguano. De espaldas al reloj.